INGLATERRA

El Arsenal 'descongela' a Özil

El alemán volvió a participar y se prepara para el inicio de la Premier. Apenas jugó en la reanudación y cargó contra el club por los recortes.

El Arsenal 'descongela' a Özil
Twitter: Mesut Özil

"¡La pretemporada está en marcha!". Con este escueto tweet y algún hasthag más, Mesut Özil anunciaba que volvía a estar para el Arsenal. El alemán, que no jugó ni un minuto en la reanudación de la campaña por decisión técnica primero y luego, por una lesión de espalda, volvió a enfundarse la once de los gunners en un encuentro de pretemporada contra el Aston Villa (derrota por 2-3).

El centrocampista parecía que tenía sus días contados en el Emirates, con el Arsenal dispuesto a pagarle el finiquito (18,5 millones aseguraba la prensa británica) para que se marchara de un club que lo ve como una losa para sus presupuestos en relación al rendimiento que ofrece. Esta última temporada, un solo gol y tres asistencias. Lejos de sus mejores números. Ahora, la situación ha cambiado.

Con sus minutos ante el conjunto de Birmingham, Arteta ha descongelado a Özil en busca de la que será su última oportunidad en Londres, ya que acaba contrato al final de la 20/21. Si no sale antes (el mercado aún tardará en cerrar), el alemán se enfrenta a una última campaña en la que trataría de reivindicarse. Talento tiene, pero queda por ver si es suficiente para aportar algo a los de Arteta para esta 20/21.

Atacó a los despachos por los recortes

Mesut Özil da quebraderos de cabeza sobre el césped y también fuera, ya que el alemán se plantó ante los recortes de salario a causa del parón provocado por el coronavirus. Según el alemán, la plantilla fue "empujada" a esta situación sin conocer todos los detalles.

"Necesitábamos más información y muchas preguntas se quedaron sin resolver. Todos estábamos de acuerdo en un aplazamiento de los pagos porque había mucha incertidumbre y también a un recorte si no cuadraban las cuentas. Pero nos empujaron a ellos sin la información adecuada. Tienes derecho a saber todo lo que va a ocurrir, a que se va a destinar ese dinero. A nosotros no nos dieron ninguna información, solo nos dijeron que teníamos que decidir. Nos dieron poco tiempo para decidir sobre algo realmente importante y bajo mucha presión. No es justo, especialmente para los más jóvenes, y me negué. Ahora, cuando ves lo que ha pasado con los trabajos (el Arsenal anunció 55 despidos), pienso que quizá tenía razón", aseguró el centrocampista cargando contra los modos y la gestión de los directivos londinenses.