CELTA

Sisto desespera al Celta

"Si no fuese por el culebrón de Messi, el nuestro ganaba este verano", escribió en Twitter la hija del presidente. El danés vuelve a entrenarse en A Madroa.

Pione Sisto bromea con Miguel Rodríguez durante un entrenamiento del Celta en A Madroa.

Por segundo verano consecutivo Pione Sisto vuelve a traer de cabeza a la directiva del Celta. En A Sede ya tenían el champán preparado la semana pasada cuando el extremo viajó a Dinamarca para cerrar su fichaje por el Copenhague. Sin embargo, el traspaso saltó por los aires en el último instante y el díscolo atacante está de vuelta en A Madroa.

"Si no fuese por el culebrón de Messi, el nuestro ganaba este verano... #quépaciencia", escribió Marián Mouriño en su perfil de Twitter. La reflexión de la hija del presidente céltico demuestra la desesperación que Sisto está provocando en la cúpula del club. El internacional danés acaba contrato el próximo mes de junio y este mercado es la última oportunidad para que no se marche gratis.

Hace un año la situación era parecida. El Aston Villa quería al futbolista de origen sursudanés, e incluso le mejoraba el salario que tiene en Vigo, pero Sisto decidió quedarse y rechazar la oportunidad de jugar en la Premier League inglesa. En esta ocasión al extremo sí que le ilusionaba volver a la liga danesa, un regreso a casa que ha quedado en stand by.

Midtjylland

El equipo que lo traspasó al Celta en 2016, el Midtjylland, se mantiene como único candidato en una puja de la que se ha retirado el Copenhague. El club de la capital de Dinamarca incluso emitió un comunicado para cerrar oficialmente sus puertas al atacante después de que los dejara plantados en el momento de la firma.

Sin la amenaza de su principal rival en el campeonato danés, el Midtjylland no parece dispuesto a abonar los 3 millones de euros que el Celta había pactado con el Copenhague. Aunque desea contar con su 'hijo pródigo' para disputar la previa de la Champions League, sus dirigentes exprimen en la negociación el argumento de que la próxima campaña pueden reclutar a Sisto como agente libre.

Alrededor de A Sede sobrevuela el fantasma de lo sucedido hace dos años con Nemanja Radoja. Entonces, Carlos Mouriño prohibió a los entrenadores emplear al mediocentro serbio, que se pasó en la grada su último año de contrato. Un castigo que el club podría empezar a aplicar con Sisto en los dos amistosos de esta semana, el miércoles ante el Lugo y el sábado frente al Sporting.