REAL MADRID

El Bernabéu tendrá que esperar…

Como mínimo hasta bien entrado el mes de septiembre no se volverá a jugar allí. Y no es descartable que haya que esperar hasta octubre.

El Bernabéu tendrá que esperar…

Esta noche, a partir de las 22:00 horas ante el Valencia, repetirá el Madrid en el estadio Alfredo Di Stéfano. Un escenario coqueto y perfectamente preparado para acoger los partidos a puerta cerrada de los hombres de Zidane. Se comprobó el pasado domingo ante el Eibar y hoy pasará una prueba de fuego con la nueva iluminación artificial, al jugarse el partido con el Valencia de Celades a partir de las diez de la noche. Por eso los aficionados se preguntan: “¿Y cuándo podremos volver a ver un partido del Madrid en el Bernabéu? La respuesta es directa. Como mínimo hasta bien entrado el mes de septiembre. Y no es descartable que haya que esperar hasta octubre. El motivo es de sobra conocido por todos, sean o no simpatizantes blancos.

La espectacular reforma que está sufriendo el Bernabéu está en Fase ‘On fire’, dado que se aprovechó que la pandemia del coronavirus obligaba a jugar lo que resta de Liga a puerta cerrada para acelerar todo la etapa referente a la instalación de un césped retráctil que sea compatible con otras superficies, que permitirán al santuario de la Castellana albergar congresos, conciertos, bodas… Eso rentabilizará una instalación que se utilizará casi los 365 días al año, pero que no tendrá la más mínima repercusión en la calidad del césped al estar protegido en ese foso de diez metros de altura que se ha excavado bajo tierra para albergar toda la estructura necesaria para que funcione sin problemas una estructura tan modernizada.

En principio, el público regresará a los estadio para el arranque de la próxima Liga (2020-21), previsto para el 12 de septiembre, lo que cogerá al Madrid muy justito para poder aceptar la llegada de gente a sus renovadas gradas. Podría ser que el club pidiese a la Federación Española que en el sorteo de las primeras jornadas le coloquen siempre como visitante para que así no deba jugar en casa hasta finales de septiembre o primeros de octubre. Para entonces sí se prevé que esté finalizada toda la parte de abajo, logrando que así los aficionados tuviesen acceso al estadio con todas las comodidades garantizadas. Pero hasta entonces, el Di Stéfano será la casa del Madrid. Sin público, eso sí.