REAL VALLADOLID

Caro: "Ganar al Leganés es mi sueño inmediato"

El portero espera su oportunidad y está feliz de reencontrarse con la familia que tiene en el vestuario del Pucela. Ve a su equipo con ganas y preparado para el regreso a la Liga

Caro: "Ganar al Leganés es mi sueño inmediato"
Real Valladolid

Lo primero es preguntarle que tal está y como ha vivido toda esta situación.

-Como para el resto de la gente, ha sido difícil. Creo que casi nadie había estado tanto tiempo sin poder hacer sus rutinas diarias, pero hay que tomarse este tiempo como una experiencia más y una historia que contar. Lo hemos llevado lo mejor que hemos podido.

¿Cómo fue ese regreso a los entrenamientos hace ya algunas semanas?

-Fue un día muy feliz, porque vuelves a hacer lo que más te gusta, vuelves a reanudar lo que dejaste hace dos meses y la verdad es que volvimos todos muy bien, muy contentos y con muchas ganas.

Los componentes del vestuario habéis seguido en contacto, pero ese reencuentro con los compañeros, verse cara a cara ya hacía falta...

-Se echaba mucho de menos a los compañeros y la rutina diaria de verlos cada día, entrenar juntos, echar un rato de risas y de esos momentos dentro del vestuario. Todo eso se echa muchísimo de menos y más cuando estás tanto tiempo lejos. Creo que ni en las pretemporadas, ni en las vacaciones de verano, estás tanto tiempo sin ver a los compañeros y sin entrenar. Volver a verlos después de tantos días fue un momento muy bonito porque volvimos a compartir momentos especiales y de eso también se trata el fútbol.

Esto que acaba de decir es lo que hace 'equipo' lo que hace fuerte un vestuario que está unido, como lo está el del Real Valladolid desde hace tiempo y es clave de los éxitos...

-Sí, uno de los puntos fuertes de este equipo es la fortaleza del grupo, la química que hay dentro del vestuario. Antes que un equipo, somos una familia; somos amigos y muy buenos compañeros y esa es la base de todo lo que estamos consiguiendo.

Para usted habrá sido también un situación distinta, irse cedido, volver de Ponferrada con ese efecto dominó de la marcha de Lunin y ver su progresión cortada por la covid19...

-Sinceramente regresé a Valladolid muy feliz, muy contento y con muchas ganas. Siempre quise estar en Valladolid, en Pucela y con mis compañeros. Han sido días duros, pero los hemos llevado de la mejor manera posible, pero ahora estoy feliz de volver a trabajar y que se reanude la Liga.

Hablando de esto, son once partidos por delante y muy poco tiempo entre unos y otros ¿ha sido suficiente el tiempo de preparación para afrontar una exigencia así?

-Es verdad que nos hubiese gustado tener una semanita más y poder entrenar a nivel global, todo el grupo junto, que es algo muy importante, coger sensaciones a nivel grupal... pero bueno, veo al Valladolid capacitado para empezar cuando nos den la orden; vamos a volver con muchas ganas y con mucha ambición para afrontar las once finales que nos quedan.

Este lunes ya podrán trabajar todos juntos...

-Sí, ¡por fin! Ya podremos hacer entrenamientos con el total del grupo y trabajar de cara a ese inicio de liga, así que vamos dando pasos y eso nos hace estar muy contentos.

Con tantos partidos en tan pocos días, todos los jugadores van a ser necesarios, pero el puesto de portero suele ser el que menos rota...

-Hará falta todo el mundo en el papel que le toque hacer. Hablando de mí, yo estaré preparado para cuando el míster decida y si no me toca jugar lo seguirá haciendo mi compañero Jordi Masip que está a un muy buen nivel. Yo lo seguiré apoyando y animando; desde el rol que me toque, aportaré mi granito de arena para lograr el objetivo.

Ya han pasado ustedes tres test, han estado confinados con el resto, mantienen ahora un protocolo muy rígido, ¿qué tal lleva este control tan riguroso?

-Al final es lo mejor para todos; todas estas limitaciones y medidas de seguridad son para evitar que el virus de extienda, por eso tenemos que tomarlas nosotros y el resto de ciudadanos; es lo mejor para todos.

¿Le molesta que algunos futbolistas se hayan saltado las reglas y que eso pueda poner al resto en una situación complicada?

-Yo coincidí con Ever Banega en el Sevilla y creo que es un buen jugador y una gran persona. Todos cometemos errores y ya han pedido perdón y yo me quedo con eso.

El regreso a la competición para el Real Valladolid no es ninguna broma, ante Leganés y Celta, dos auténticas finales...

-Sinceramente sólo pensamos en el Leganés que es el primer partido y la primera final, nos quedan once finales y la primera es en Butarque y es el partido para el que nos estamos preparando. Una vez que pase este partido, nos prepararemos para el siguiente que es contra el Celta. Sí, son dos partidos importantes, pero los demás también lo son, pero estamos focalizando el trabajo en el primer partido contra el Leganés.

Usted que está cada día con sus compañeros y recordando que el último partido fue aquella derrota ante el Athletic en casa 1-4 ¿cómo anda el depósito de ganas y de necesidad de jugar y ganar?

-El pasado queda atrás. Veo ahora a mi equipo muy bien, muy en forma, se nota que hemos trabajado muy duro en el confinamiento y estamos preparados para todo lo que viene. Tenemos muchas ganas y mucha ambición de lograr los objetivos marcados.

Estamos viendo en la liga alemana que lo de ser local sin público pierde algo de importancia, y al Valladolid le quedan más partidos en casa que fuera (recibe a Celta, Getafe, Alavés, Barcelona, Levante y Betis) ¿puede influir esa falta de presión que ejerce el público?

-Parece que el factor campo ya no va a ser el factor campo y no sabemos si jugar en casa beneficiará al Valladolid o a los rivales y al revés cuando nos toque ser visitantes. Nos gustaría más afrontar los partidos que nos quedan como locales con nuestra afición que siempre nos apoya y nos lleva en volandas para conseguir las victorias, pero estoy seguro que aunque sea desde sus casas, vamos a sentir la energía y el apoyo que van a transmitirnos.

Les recordará a cuando eran niños y jugaban en campos sin gradas y sin público...

-Sí, se va a escuchar todo y va a ser como cuando éramos alevines, casi como cuando iba a vernos nuestra familia y poco más, pero estamos preparados para cualquier situación.

¿Merece la pena pensar en lo que pueda ocurrir la próxima campaña en la que usted todavía tiene contrato con el Real Valladolid?

-Sí, tengo contrato, pero no pienso en ello, porque estoy muy concentrado en lo que nos viene. Quiero conseguir el objetivo de la permanencia lo antes posible y ese es mi sueño inmediato. No pienso en el año que viene, solo visualizo el partido ante el Leganés que es lo más importante ahora mismo.

Lo que sí se puede decir es que le gustaría asentarse en el Real Valladolid...

-Por supuesto , no voy a negar que me encantaría quedarme aquí todo lo que me queda de contrato y poder demostrar lo que soy capaz de hacer y la razón por la que estoy en este equipo, algo que todavía no he tenido la oportunidad de hacer. Me encantaría estar en el Valladolid mucho tiempo, pero mi único pensamiento ahora mismo es el Leganés y conseguir la victoria.