REAL ZARAGOZA

“Hay que encarar estos once partidos como once finales”

Clemente advierte que no servirá de nada el trabajo realizado hasta el confinamiento si no culminan el ascenso una vez que se reanude la competición.

“Hay que encarar estos once partidos como once finales”
ALFONSO REYES

Los jugadores del Real Zaragoza ya saben que el fin de semana del 12 al 14 de junio retomarán la competición y Enrique Clemente, a través de los canales de comunicación del club, asegura que son muy conscientes de lo que se juegan: “Estamos muy ilusionados porque después de dos meses parados teníamos muchas ganas de retomar la actividad y poder fijarnos una fecha y centrarnos en ese día. También con ganas de seguir mejorando físicamente para llegar en las mejores condiciones posibles. Hay que encarar estos once partidos como once finales. Sabemos que tenemos que salir a morir, a ganar y que en cada encuentro nos jugamos todo”.

El Zaragoza, con cinco puntos de ventaja sobre el tercero y el cuarto, es uno de los equipos más perjudicados por el parón, ya que cuando se decretó el confinamiento era el equipo más en forma de Segunda e iba lanzado hacia Primera. “Habíamos hecho muy buen trabajado hasta este momento, pero no culminarlo no serviría de nada. Queremos terminar el trabajo como lo veníamos haciendo hasta ahora y poder celebrar lo que todos queremos”, señala el canterano.

Otra de las dificultades con las que se va a encontrar el equipo aragonés es el hecho de jugar a puerta cerrada: “Nos perjudica mucho por el hecho de que cada dos fines de semana La Romareda está llena, pero nosotros a la afición la sentimos, creo que buscarán alguna manera de poder apoyarnos, ya sea dentro del campo o fuera de él, y saldremos al campo a luchar por ellos y ojalá podamos brindarles cada triunfo”.

En cambio, una de las ventajas que puede tener el Zaragoza al tener que jugar cada 72 horas es que cuenta con la plantilla más joven de la categoría: “Ya no sólo por el hecho de que haya jugadores jóvenes, sino por la variedad. Cuanto más podamos aportar cada grupo de diferentes edades nos va a venir muy bien porque es una situación en la que vamos a tener que aportar todos y cuanta más variedad y más opciones tenga el míster, mejor será para todos”, explica Clemente, que tiene 21 años.

Por último, el canterano también ha recalcado que el equipo está a un buen nivel físico: “Nos encontramos muy bien e incluso nos hemos sorprendido a nosotros mismos porque después de tanto tiempo parados, sin poder salir prácticamente de casa, creo que estamos bastante bien físicamente y estamos mejorando mucho. También juntarnos todos, vernos y poder relacionarnos aunque sea manteniendo la distancia de seguridad nos viene muy bien a todos mentalmente”.