REAL MADRID

Un Madrid sin arrugas

Con los movimientos que planea (Odegaard, Achraf...) el club blanco podría tener la plantilla más joven de la Liga, con 25,7 años de media. En Europa, menos que City, Liverpool, PSG...

EI coronavirus dibuja escenarios complejos y de difícil predicción, pero el Real Madrid tenía establecido bastante antes de la crisis mundial un plan basado en piernas muy jóvenes. Ya era así en esta temporada inconclusa, pero ahora el club blanco está profundizando aún más si cabe en esa vía. El futuro es ahora y si tomamos como referencia las actuales plantillas de Primera y se tienen en cuenta los nombres que el Madrid quiere sumar este verano, el plantel madridista sería el más joven: bajaría de 26,9 a 25,7 años de media.

Aunque es un ejercicio de fútbolficción, pueden servir las plantillas actuales del resto como baremo para contextualizar ese rejuvenicimiento blanco. Adelantaría a la Real Sociedad (los txuri-urdin promedian 25,9 años) y al Celta de Vigo (26,4). El vestuario madridista sumaría una media de casi dos años y medio menos que el del actual Barcelona (27,9) y cinco años menos que el más ‘envejecido’ de Primera, el del Eibar (30 años).

Para ello, el Madrid tendría que cumplir todos los pasos que se ha propuesto tanto en los regresos y fichajes como en las salidas. Achraf (21), rebaja incluso más la edad de un Odriozola (24) que se ha quedado sin hueco y el de James (29 años en julio) será para Odegaard (21). A eso hay que unir más movimientos que aparecen en la hoja de ruta. Por ejemplo, la portería también bajaría el promedio. Si Lunin (21) retorna, como cada vez toma más forma, se iría Areola (27). Y el toque definitivo llegaría si el Madrid y Bale (31 años también en julio) finalmente separan sus caminos y aparece, por contra, un imberbe como Eduardo Camavinga (17 años), el elegido para ser el clon de Casemiro. Camavinga ni siquiera es mayor edad, es pura Generación Z. Sergio Ramos le dobla, literalmente, la edad... “Tenemos una plantilla muy joven y con mucho futuro”, ha repetido más de una vez Zidane, especialmente cuando tuvo que salir a echarle un capote a novatos como Jovic (21) y Militao (21). Pero el Madrid quiere más.

Todo obedece a una estrategia cuidadosamente diseñada. Los últimos trece fichajes madridistas promedian 21,4 años. En los últimos ocho años, sólo Hazard llegó habiendo superado el simbólico listón de los 25 años. No es casualidad. Vinicius, Rodrygo y Reinier ya estaban atados antes de cumplir siquiera los 18 años (cuando firmaron oficialmente) y con Camavinga puede repetirse la jugada. Sangre joven antes de que su caché se eleve en demasía.

A la cabeza en Europa

Todas las ligas se miran entre sí para calibrar qué efectos nocivos dejará el coronavirus en las cuentas y lo que los grandes europeos no son menos. Una opción es mirar a los jóvenes, generalmente con contratos menos costosos para las arcas de unos equipos que van a reducir sustancialmente sus ingresos. El Madrid sería 'más joven' que tres de los clubes más potentes del planeta: el PSG (26,1 años de promedio), el Liverpool (27,7) y el City (27,8), se acercaría al Bayern (25,2) y pondría casi una generación de por medio con la Juventus de Cristiano, el gigante de los treintañeros (la media es de 29,7) y el que menos se fía de los chavales. Si miramos a la izquierda en el mapa, los 25,7 años del Madrid también le harían un plantel más joven que el del Oporto (26,7).

Ramos, Modric y Benzema serán algunos de los líderes veteranos del proyecto 2020-21.

Ayuda del 'club de los 2.000'...

Un Madrid sin apenas arrugas (sus últimos trece fichajes promedian 21,4 años) aunque, si hacemos caso al viejo dicho, la arruga es bella y más cuando viene de la mano de la experiencia. Como informó AS, Modric se quedará el año que le queda, la intención de Marcelo es seguir pese a la fiera competencia de Mendy, Benzema ha ampliado hasta 2022 y aunque la renovación de Ramos está parada, la intención del camero es retirarse de blanco madridista. Entre los cuatro aportan 1.979 partidos con el Madrid... la experiencia que necesita Zidane para enseñar lo que es el Madrid a la nueva camada. Aún resuena la frase de Ramos en la previa de Champions contra el City ("Es momento para los tíos, los niños a un lado..."). Al capitán le va a tocar acelerar ese proceso.