LEGANÉS

El Leganés no tiene intención de romper la cesión de Ruibal

El Betis y el propio Ruibal verían con buenos ojos salir a un Segunda para ganar minutos, pero depende del Leganés.

El Leganés no tiene intención de romper la cesión de Ruibal
JUAN AGUADO DIARIO AS

El mercado invernal ha comenzado temprano para un Leganés que ayer, 1 de enero, vio como Fede Varela se marchaba cedido a Las Palmas. El mediocampista argentino es el primero de los que abandonarán Butarque en los próximos días. Quieren al sur de la capital seguir la máxima del tópico: antes de entrar (fichar), dejen salir. Despedidas entre las que, por ahora, no figura en previsiones Aitor Ruibal. En el club no tienen el deseo de romper su cesión y, aunque novias no le faltan, el criterio actual de la entidad y el banquillo es el mismo: que el atacante continúe en la plantilla hasta final de curso.

Tanto el Betis, club al que pertenece, como el propio futbolista no verían con malos ojos lo contrario, esto es, que el préstamo se rompiera para que Ruibal encontrara otro equipo y tuviera minutos en Segunda División, la categoría que más fuerte está llamando a sus puertas. El Almería, por ejemplo, ha insistido en él. También se ha publicado en la prensa local asturiana que el Sporting de Gijón lo querría. No son los únicos clubes que pretenden al catalán.

LaLiga Santander

Clasificación PTS PG PE PP
18Celta 14 3 5 10
19Leganés 13 3 4 11
20Espanyol 10 2 4 12
Clasificación completa
Próximos partidos
Real Valladolid - Leganés V-03/01 19:00
Leganés - Getafe V-17/01 21:00
Atlético - Leganés D-26/01 12:00
Calendario

*Datos actualizados a fecha 2 de enero de 2020

El matiz de una compensación económica

Pero la última palabra es del Leganés. Si los pepineros no dan luz verde a su adiós, no hay manera alguna de que salga. O quizá sí: por la vía económica. En Madrid podrían replantearse su postura si el Betis o el equipo al que vaya destinado, abonasen una cantidad por romper el préstamo. Sería una compensación (justa entienden, por Butarque) al inconveniente que supondría perder un efectivo y tener que buscar recambio en el vigente mercado invernal.

Es cierto que Ruibal no está jugando mucho (siete partidos, 276 minutos), pero también es verdad que es de esos futbolistas que Aguirre entiende que vale para un roto o para un descosido. Su versatilidad le permite jugar tanto de extremo, como de carrilero o de delantero. Son posiciones en las que ya ha competido esta temporada. Ahora, además, que llega fuerte la Copa del Rey, lo normal es que se convierta en uno de los más utilizados durante la competición. De ahí también la resistencia blanquiazul.

Cedido y con opción de compra

Ruibal fue uno de los primeros fichajes del Leganés en el pasado mercado estival. Tanto es así, que el jugador acudió al primer día de trabajo con la plantilla entonces de Pellegrino sin que el club hubiera anunciado aún su fichaje. Lo hizo esa misma mañana. Firmó por una temporada con una opción de compra de 2,5 millones de euros a final de curso.

Txema Indias, director deportivo del Leganés, dijo durante la presentación del delantero que eso, tener una opción de compra, era el deseo del club en esta operación. “Es por lo que hemos peleado”, afirmó mientras agradecía al Betis el detalle de haber permitido esta alternativa que ahora se mantiene aparcada a la espera de resolver su futuro. Horizonte temporal que, por ahora, mira a Butarque hasta final de curso.