Competición
  • Europa League
  • Euroliga

ESPANYOL

Vuelta al 'mundo' real en 80 días

El Espanyol, ya primero de grupo, tiene diez partidos de Liga hasta los dieciseisavos en la que debe centrarse en reaccionar y sumar los máximos puntos.

La plantilla tras ser primera.
TAMAS KASZAS

El cabezazo de Sergi Darder tras la brillante jugada de Pipa significó más que el gol del 2-2 en Budapest. Esa primera plaza de grupo equivale a aparcar física y mentalmente la Europa League hasta el 20 de febrero, cuando arrancarán los dieciseisavos de final. El encuentro ante el CSKA Moscú del jueves 12 es un mero trámite, como también puede resultar la Copa del Rey, teniendo en cuenta la delicada situación del equipo de Pablo Machín en LaLiga y la merma de la plantilla debido a las lesiones. Competir con máximas garantías en tres competiciones resulta una quimera teniendo en cuenta los esfuerzos para gestionar hasta el momento tan solo dos y los peajes pagados.

De este domingo ante Osasuna a ese 20 de febrero transcurrirán 81 días y diez partidos de LaLiga, tiempo suficiente para que el Espanyol salga de dudas y reaccione. De los treinta puntos en juego, y con solo 42 más por delante, los blanquiazules deberían acercarse a la barrera de los 25 puntos para escalar posiciones y aspirar a la salvación. En este periodo, se deben resolver problemas, como la adaptación del equipo al sistema de Pablo Machín, pues hasta el momento, y pese a las buenas sensaciones de algunos encuentros, solamente ha servido para sumar cuatro de 18, con un Espanyol que sigue cometiendo errores defensivos de bulto y cuyo divorcio con el gol sigue vigente.

En este periodo también se debe conocer primero los planes del presidente, Chen Yansheng, que llegará la próxima semana a Barcelona y que el martes día 10 comparecerá en la Junta General de Accionistas. En especial, cuál es la intención para un mercado de invierno en el que, por activa y por pasiva, el entrenador ya ha pedido más pólvora en ataque. Un periodo en el que Calleri y Ferreyra deben demostrar el porqué de sus cesiones con goles, algo que no podrá conseguir el Monito Vargas teniendo en cuenta que por su lesión y el Preolímpico se perderá dos meses de competición.

Diez partidos que deja cinco en casa ante Osasuna, Betis, Barcelona, Athletic y Mallorca; y otros tantos fuera frente a Real Madrid, Leganés, Villarreal, Granada y Sevilla. En este periodo, el equipo podrá desconectar de los viajes europeos y del cambio de rutinas, y centrarse plenamente en cada rival del fin de semana. 80 días son para volver al mundo real esta Liga tan cuesta arriba.