Competición
  • Euroliga
  • Clasificación Eurocopa
Euroliga
Zalgiris ZAL

-

Panathinaikos PAN

-

Alba Berlin ALB

-

Estrella Roja RED

-

B. Munich MUN

-

Olympiacos OLY

-

Asvel Villeurbanne AVI

-

Anadolu Efes IST

-

INTERNACIONAL

¿Cómo le va a Suecia desde que se fue Ibrahimovic?

La selección sueca ha logrado varios hitos significativos en su historia reciente tras la marcha de Zlatan Ibrahimovic el pasado verano de 2016.

¿Cómo le va a Suecia desde que se fue Ibrahimovic?
DOMENIC AQUILINA EFE

Sigue el Suecia - España en vivo y en directo, partido de clasificación para la Eurocopa 2020.

Zlatan Ibrahimovic es sinónimo de espectáculo. Es espectáculo todo lo que rodea y lo que genera. Pero en Suecia, además de todo ello, es leyenda. El delantero nacido en Malmö lo fue todo - o casi todo - para su país en términos futbolísticos durante varios años. Es el jugador que más goles ha anotado con la selección sueca (62) y el sexto que más partidos ha disputado (116). Los números hablan por sí solos. Sin embargo, la estrella sueca no pudo mejorar las mejores actuaciones de Suecia en los campeonatos internacionales.

El actual jugador de Los Angeles Galaxy debutó con la selección absoluta en enero de 2001 en un encuentro ante las Islas Feroe que finalizó empate a cero. Desde entonces, Ibrahimovic disputó más de 100 encuentros con Suecia participando en dos Mundiales y en cuatro Eurocopas. Siempre tuvo sus tiranteces con la federación y diferentes seleccionadores. Lars Lagerbäck decidió apartar a 'Ibra' de la selección tras saltarse el toque de queda en septiembre de 2006 al estar en un club nocturno junto a Christian Wilhelmsson y Olof Mellberg. Después de no clasificarse dejó seis meses el equipo nacional alegando "falta de motivación".

Las primeras participaciones del delantero con su selección en fases finales de campeonatos internacionales fueron aceptables. En el Mundial de 2002, en el que apenas disputó 45', Suecia alcanzó los octavos. En la Euro 2004, en la que fue protagonista, anotó dos goles y su selección fue eliminada en cuartos de final (penaltis ante Holanda). En Alemania, en 2006, Suecia cayó en octavos y, en ese momento, comenzó la cuesta abajo y unos años de crisis. Los blågult se quedaron fuera de los Mundiales de 2010 y 2014 y quedaron eliminados en la fase de grupos en las Eurocopas de 2008, 2012 y 2016. Tras la última, Zlatan Ibrahimovic anunció en una rueda de prensa que se marchaba de manera definitiva de la selección.

¿Cómo le ha ido a Suecia tras su marcha?

El fracaso de la Eurocopa 2016 de Francia fue un punto de inflexión para la selección sueca de fútbol, que comenzó a regenerar el grupo y cambió de seleccionador siete años después. Janne Andersson relevó a Erik Hamren en el cargo e inició una nueva etapa. Suecia, encuadrada con Francia y Países Bajos en el grupo de clasificación para el Mundial, logró la machada y consiguió quedar en segundo lugar tras la selección gala. En la repesca no tuvo suerte y quedó emparejada con Italia. Los escandinavos lograron el imposible y eliminaron a los italianos después de vencer 1-0 en la ida y empatar 0-0 en la vuelta en San Siro. Lo habían conseguido. Volvían a un Mundial 12 años después. Y sin Ibrahimovic.

Un Ibrahimovic que no desaprovechó la oportunidad y se pavoneó a través de medios de comunicación y redes sociales mostrándose abierto a disputar la cita mundialista a pesar de no haber jugado ni un partido en la fase de clasificación. Janne Andersson no tardó en responderle y aseguró que sólo merecían ir a Rusia los jugadores que habían clasificado a la selección. En Rusia, Suecia realizó la mejor actuación en un Mundial desde el tercer puesto en Estados Unidos 1994. Superaron como líderes un grupo con México, Corea del Sur y una Alemania que se quedó en primera ronda y vencieron con un gol de Forsberg a Suiza en los octavos de final. Ya habían hecho historia. En los cuartos de final, en Samara, se vieron superados por una Inglaterra muy efectiva que les dejó en el camino gracias a los tantos de Maguire y Alli.

A todo lo anterior hay que sumarle la gran participación de la selección sueca en la primera edición de la Nations League. Fueron encuadrados en el grupo 1 de la Liga B junto a Rusia y Turquía, dos rivales de nivel. Los de Andersson fueron superiores y se impusieron en el último partido a los rusos (2-0) para proclamarse campeones y ascender a la Liga A.

Suecia con Ibrahimovic

  • Mundial de Japón y Corea 2002: octavos de final
  • Eurocopa de Portugal 2004: cuartos de final
  • Mundial de Alemania 2006: octavos de final
  • Eurocopa de Austria y Suiza 2008: fase de grupos
  • Mundial de Sudáfrica 2010: no clasificaron
  • Eurocopa de Polonia y Ucrania 2012: fase de grupos
  • Mundial de Brasil 2014: no clasificaron
  • Eurocopa de Francia 2016: fase de grupos

Suecia desde que se fue Ibrahimovic

  • Clasificación para un Mundial 12 años después
  • Mundial de Rusia 2018: cuartos de final
  • Nations League: ascenso a Liga A

Desde la marcha del delantero natural de Malmö en 2016, la selección amarilla ha disputado 43 partidos sumando torneos internacionales, fases clasificatorias y amistosos. Ha sumado 20 victorias, 11 empates y 12 derrotas, es decir, ha vencido el 46% de sus encuentros y no ha perdido el 72% de ellos. Números más que razonables para una selección que crece desde la unión del grupo.

Antes de la llegada de Zlatan Ibrahimovc al equipo nacional, Suecia consiguió acceder a las semifinales de la Eurocopa de 1992 que se disputó en su propio país y acabó tercera en el Mundial de Estados Unidos 1994. Fueron sus años dorados antes de la llegada de un Ibrahimovic que dejó huella en la historia de su selección pero que, sin embargo, fue incapaz de llegar más allá de la primera ronda eliminatoria de una fase final.

Polémica con el actual seleccionador

Los últimos días han sido convulsos para el entorno que rodea a la selección sueca y a Ibrahimovic. El pasado martes, aprovechando la inauguración de una estatua del jugador en su Malmö natal, Zlatan no dejó pasar la oportundiad para criticar al seleccionador Andersson y acusarlo de racista al no convocar en su primera lista a ningún futbolista de origen inmigrante: "Primera convocatoria, ¿qué pasa? ¿A cuántos de otro origen incluyó? A nadie. Se lo preguntaron y gimoteó. Luego ya llamó a otros de distintos orígenes para ser políticamente correcto".

El seleccionador respondió el día de la previa ante Malta y fue tajante: "Me puso muy triste y me decepcionó mucho que un antiguo jugador de la selección dijese eso. Me dolió mucho. No me fijo en el origen de los jugadores al convocarlos. Agradezco el enorme apoyo recibido". Robin Quaison, actual futbolista de la selección de Suecia con ascendencia en Ghana, salió a defender a su seleccionador: "Tenemos a jugadores de origen inmigrante. No creo que Janne sea racista y, como no lo creo, no me influye. Tengo raíces extranjeras y estoy aquí, no hay más que verlo"...