ATHLETIC-VALENCIA

1x1 del Valencia: El 4-4-2 trae la victoria y el brillo a todos

Celades apostó por el sistema más reconocible en este Valencia y la respuesta del equipo fue un partizado con una victoria histórica en San Mamés.

0
Los jugadores del Valencia, tras el tanto de Cheryshev.
Valencia CF

Cillessen: Impecable durante todo el encuentro. Dominador en el juego aéreo y bien colocado siempre. En la primera parte, abrió su repertorio con un disparo de Muniain que el holandés repelió actuando en su palo. Excepcional de reflejos para detener con el pie un remate de Williams. Enseguida, seguro ante un remate centrado de Muniain desde dentro del área y paradón a Williams, con una mano abajo. En la segunda parte, dominó su área y respondió con acierto a las intentonas del Athletic.

Wass: Mucho más cómodo defendiendo en el 4-4-2. Cerró bien cualquier centro buscándole la espalda, algo que a veces le penaliza, y eligió bien sus subidas. El danés siempre cumple pero cada vez más se va asentando en el lateral derecho.

Garay: Sólo disputó la primera mitad. Jerarquía en el centro de la defensa y perfecto en la colocación. Además, estuvo a punto de marcar, tras un espectacular remate de volea y con la izquierda, a la salida de un córner que Unai desvió por encima del larguero.

Diakhaby: Fenomenal en la contención y cada vez mejor en la salida de balón, rompiendo líneas de presión con sus pases. Como siempre destacó en el juego aéreo y supo contener los nervios ante los continuos arreones de Raúl García y Aduriz, que intentaron poner a prueba sus nervios y sus codos.

Jaume Costa: Libró un duelo en bada con Ander Capa en el que no se arrugó. Al menos consiguió las tablas. Con Williams en la derecha, empezó sufriendo, en un par de acciones, pero recompuso la figura y acabó con un partido notable.

Ferran: No intervino demasiado pero cuando lo hizo fue fundamental. Clave en el 0-1. Le ganó por piernas a Yuri y se la puso a Cheryshev para que la empujara. Zancada larga y elegante. Tuvo el 0-2 en el descuento, a puerta vacía, pero la estrelló en el estómago de un defensor.

Coquelin: Equilibró el centro del campo y en ataque participó en la salida de balón que acabó en el gol. En la segunda parte, trabajó a destajo y dificultó la circulación de balón del Athletic. Se complementó perfecto con Parejo. Otro de los que el 4-4-2 le encaja mucho mejor que el 4-3-3.

Parejo: En todas partes aunque esta vez, sobre todo, destacó en el tema táctico. Falló algún pase más de lo normal en la primera mitad pero el equipo juega a su son. Cortó con el pecho un centro que acabó en gol de Cheryshev. En la segunda parte, enfrió las acometidas del Athletic con posesión, forzando faltas y todo lo necesario para hacer bueno el gol de Cheryshev.

Cheryshev: Sobresaliente. Un puñal por banda izquierda y muy trabajador en defensa, ayudando a Jaume Costa. A día de hoy, muy por delante de Guedes. Empujó el 0-1 tras una jugada de tiralíneas del Valencia. Tuvo el segundo, en el 71’, tras una gran asistencia de Vallejo pero se encontró con el meta vizcaíno. Uno de sus mejores partidos con la camiseta del Valencia.

Rodrigo: Mucho más activo con el 4-4-2. Se movió por todas las parte de la delantera. Comandó el contraataque del 0-1 con una buena combinación con Maxi que acabó en gol. En la segunda mitad, le dio un pase de crack a Maxi dejándole solo ante Unai. En el descuento se la dio a Ferran para que rematara la faena aunque el canterano no acertó

Maxi: Empezó enchufadísimo. Tuvo la primera, a pasa de Wass, pero se le fue desviada por poco, en el 5’. En e 9’, controló con el pecho y remató casi sin ángulo. Después, pase al hueco a Ferran, con la velocidad y dirección exacta, para romper a la defensa del Athletic. Tuvo el 0-2, en la segunda mitad, pero su remate lo repelió con el cuerp o Unai. Buen partido del uruguayo al que le faltó el gol en esta ocasión.

Suplentes:

Paulista: Un titán en defensa, en la segunda mitad. Cortó ataques peligrosos del Athletic y redujo todos los balones aéreos que buscaban a Aduriz y Raúl Garcóa.. Achicó agua cuando apretó el conjunto local. Buenos despejes ante un Aduriz que entró al campo con todo. Tampocó se arrugó ante un enérgico Raúl García.

Manu Vallejo: Espectacular jugada en diagonal, deshaciéndose de dos rivales y poniéndosela a Cheryshev, solo ante Unai. En el descuento, otro arranque de lujo en el que su disparo repelió un defensa. Gran debut.

Sobrino: Debutó este año en San Mamés cuando Marcelino lo había descartado en pretemporada. Salió por la izquierda, en los minutos finales y trabajó la banda, justo lo que le había pedido Celades.