Competición
  • Champions League
  • Copa Libertadores
  • Copa Argentina
Copa Argentina
FINALIZADO
All Boys All Boys LLB

0

Central Córdoba (Santiago del Estero) Central Córdoba (Santiago del Estero) CSE

1

REAL VALLADOLID

Luis Mariano Minguela: "Jugar una final es una cosa muy difícil"

Ganó, con el Real Valladolid, la Copa de la Liga en el 84 y perdió la final de la Copa del Rey del 89 en un día como el de hoy: 30 de junio.

Luis Mariano Minguela: "Jugar una final es una cosa muy difícil"
PHOTOGENIC/PABLO REQUEJO DIARIO AS

Han pasado 30 años desde la final de la Copa del Rey de 1989, ¿qué sentimientos tiene después de todo este tiempo?

La verdad es que han pasado 30 años, pero a mí me parece que fue ayer. Recuerdo aquel partido como si lo hubiese jugado hace poquito tiempo. Creo que fue un hecho importante en la historia del Real Valladolid y que nosotros formemos parte de esa historia te llena de orgullo y satisfacción. Nadie pensaba que podíamos llegar a una final de la copa del Rey, lo conseguimos, eliminamos a equipos muy importantes. Recuerdo que en semifinales eliminamos al Deportivo, en una eliminatoria que fue bastante dura. Después cuando íbamos a jugar a Coruña, la gente se encargaba de recordarnos aquella semifinal. Lo cierto es que desde entonces el club no ha vuelto a jugar una semifinal de nada y ahora, en 2019, el Real Valladolid vuelve a estar en Primera y esperemos que el actual equipo pueda alcanzar otro objetivo como aquel.

Del partido concreto, ¿qué recuerda?

Nos metió el gol Gordillo en el minuto cinco o seis, los equipos de Cantatore no perdían la compostura independientemente del resultado. Fuera el resultado que fuera, nosotros seguíamos jugando igual. Creo que hicimos un gran partido, que tuvimos muchas ocasiones para poderlo empatar, sobre todo, Manolo Peña, y que no conseguimos meter entre los tres palos. Yo salí satisfecho de aquel partido, no por el resultado, sí por el rendimiento, pero nos io la oportunidad de jugar la Recopa de Europa porque el Real Madrid había ganado también la Liga.

¿Se parecía Cantatore a Sergio?

La verdad es que no puedo opinar mucho de eso. Es verdad que Sergio ha sacado buen rendimiento a la plantilla que tenía y en eso se parece. No se le puede pedir mucho más porque el equipo es el que es.

Tengo el recuerdo de que el 1 de julio los periódicos decían que el Real Valladolid había merecido mucho más…

Sí, pero eso pasa muchas veces. Fíjate en el partido de este año en el Bernabéu. Yo estuve allí y parece increíble que perdiéramos. Claro que merecimos más, pero de nada sirve lamentarse.

Usted también estuvo en la final de la Copa de la Liga que también se disputó un 30 de junio, pero de 1984 ante el Atlético de Madrid…

Pues sí, tengo que decir que fue de las alegrías más grandes de mi carrera. En aquel partido metí el 3-0 y después me expulsaron junto a Pedraza por un rifirrafe. Aquello si que es un grato recuerdo porque es el único título que obtuve en mi carrera deportiva y el único nacional que tiene el Real Valladolid. Eso te deja un poco de huella. Haber formado parte de aquel equipo en el que has conseguido un título tan importantísimo como en aquella época era la Copa de la Liga. Luego se devaluó, pero en aquel momento, era importante.

Usted también fue internacional…

A raíz de jugar la final de la Copa del Rey, justo terminó y al empezar la temporada, Luis Suárez, me llamó. Jugué dos partidos. Uno, amistoso en Vigo, y el segundo, oficial, en La Coruña. Debutamos aquel día Fernando Hierro y yo y en la grada se recordaba la semifinal de Copa y cada vez que tocábamos el balón, nos pitaban. Fue un poco agridulce, pero lo importante era debutar.

¿Por qué el Real Valladolid ha pasado 30 años sin jugar otra final?

Bueno, es que jugar una final de la Copa del Rey es muy difícil. No es tan fácil. Te tienes que enfrentar a muchos equipos, eliminarlos. Y el más mínimo tropiezo te deja fuera. Por eso, últimamente la juega, prácticamente, los mismos.

El nuevo formato de Copa del Rey puede ayudar a que lleguen otros…

Bueno, el nuevo formato da la opción de que a un solo partido puedas eliminar a cualquiera, pero eso está por ver, pero siempre tienen más ventaja los grandes.

Existe la sensación de que los veteranos del club se sienten un poco maltratados u olvidados por el club en las últimas décadas…

Eso no depende de nosotros. Depende de la política deportiva que tenga el club. Mi opinión particular es que la experiencia en fútbol es un grado. Los clubes se deben rodear de las personas que tienen experiencia en el fútbol, porque no es lo mismo ver el futbol desde la grada que desde abajo. Tú ves y valoras unas cosas que el espectador no. Hay clubes que se nutren de exjugadores y los tienen como asesores y el Valladolid también ha tenido épocas que también ha contado con los veteranos…

… pero me refiero más a dar un reconocimiento, tenerles más en cuenta, más presentes…

Bueno, yo nunca he tenido dificultad para entrar en el campo, quizás también porque he sido diputado de deportes. Sé que los compañeros tienen un 50% en los abonos. No sé cuántos exjugadores habrá, pero yo creo que el club debería darle el abono de manera gratuita porque eso no le supone nada y estos van a estar siempre del lado del club y hablarán bien del mismo. Son pequeños detalles que se deberían tener con los exjugadores, nunca dejamos de defender estos colores.

Usted pasó del deporte a la política… ¿Qué diferencias encontró?

Abismal. En política todo el mundo te critica porque tomar una decisión que sea del gusto de todo el mundo es imposible. En el fútbol te mima todo el mundo, si das todo lo tuyo la gente te reconoce. En política, que te aplaudan es casi imposible.

¿Es mucho más ingrata la política?

Sin duda. En deporte, los momentos ingratos son puntuales, cuando pierdes un partido, pero el domingo que viene te puedes resarcir, pero en política como te equivoques una vez…

El momento de la relación entre la afición y el club es ideal… le recuerda a aquellos años 80…

La afición está siempre deseando aplaudir al equipo. Lo único que necesita es algo, que le ofrezcas algo para que se entregue, lo que pasa es que no puede pedir, como lo hicieron los capitanes hace unos años pidiendo el apoyo. El apoyo no se pide, se lo gana uno en el campo con el trabajo de cada jugador. La afición siempre está deseando aplaudir a su equipo.

La llegada de Ronaldo. ¿Qué le ha parecido y qué expectativas le crea a usted?

Ronaldo es un hombre del mundo del futbol, conoce perfectamente como funciona un equipo y todo. Cuando me enteré de que se hacía con el club me pareció bien. Hemos escuchado su proyecto deportivo, que es ambicioso, pero hay que tener en cuenta que no es lo mismo gestionar una empresa privada que una empresa privada en relación con una administración, porque ésta tiene unos requisitos legales y unos plazos. El proyecto es ambicioso y ojalá lo pueda desarrollar en Valladolid porque todo lo que sea invertir en el deporte es invertir en el futuro de Valladolid y en su salud.