CASTELLON

Garrido: “El Castellón no está en venta; yo solo vendería mi parte a Capital Albinegro”

Garrido, máximo accionista del Castellón.

ANGEL SANCHEZ

El máximo accionista del Castellon, Jose Miguel Garrido, explica cuál es la situación accionarial del club y niega que vaya a vender su parte a terceros.

José Miguel Garrido, máximo accionista del CD Castellón, atiende a AS por teléfono desde Londres, ciudad en la que vive por motivos profesionales. Garrido quiere aclarar que el CD Castellón no está en venta. No lo está al menos para terceras personas ajenas al actual reparto accionarial. “El club no está en venta, el Castellón no se vende a nadie, yo solo vendería mi parte a Capital Albinegro, que son ya parte del actual reparto accionarial”.

Garrido hace tal aclaración como respuesta al interés para comprar el “cien por cien del Castellón” del periodista Melchor Miralles y del gestor deportivo Gorka Arrinda, que como informó AS han mantenido contactos con gestores del club albinegro y de instituciones como el Ayuntamiento y la Diputación de Castellón.

Garrido, en este sentido, recalca que “yo no me he sentado nunca con estos señores; yo solo he tenido una conversación que no llegó a tres minutos por teléfono y donde les expresé que el club no se vende ni queremos escuchar ofertas de terceros”. El máximo accionista del club apostilla: “Es imposible que yo les venda el club porque no me voy a sentar con nadie salvo con mis socios minoritarios”.

El empresario afincado en Londres reconoce “desaveniencias” con sus socios en el proyecto albinegro, el grupo llamado Capital Albinegro, del que forman parte, entre otros, el presidente Vicente Montesinos y los futbolistas Pablo Hernández y Ángel Dealbert. “La relación con ellos es excelente, pero hay diferencias en lo que a la gestión se refiere; yo les he ofrecido que si quieren quedarse por mi parte, adelante, se la venderé por lo que he invertido, ni un euro más, pero solamente a ellos”.

“Yo estaría aquí hasta que mis socios quieran que sigamos juntos; podría hacer lo contrario, que es quedarme porque soy el accionista mayoritario, pero ese no es mi planteamiento. Yo le he transmitido a Capital Albinegro la posibilidad de que ellos tomen el control y es a partir de ahí cuando aparecen estos señores, con los que yo no me he sentado”, recalca un Garrido que, según Mediterráneo de Castellón, habría invertido entorno a 2,3 millones en el club.