ITALIA

De Rossi deja el Roma tras 17 temporadas: "Quería quedarme; no me gustaron las maneras..."

Emotiva rueda de prensa del capitán giallorosso, que abandona al club tras 17 temporadas. El consejero delegado Fienga reconoció que fue decisión de la directiva.

0

Tras 17 temporadas y a dos años de la retirada de Francesco Totti, otro monumento del Roma y del fútbol italiano como Daniele De Rossi deja al club giallorosso. Su intención es seguir jugado, por primera vez con otra camiseta y probablemente en el extranjero: el mediocampista, que en julio cumplirá 36 años y que ha ganado dos Copas italianas, una Supercopa y el Mundial 2006 con Italia, ha hablado en conferencia de prensa esta mañana delante de todos sus compañeros y amigos (Totti incluido), que vestían su elástica. A su lado, el consejero delegado Guido Fienga: "Le comunicamos a Daniele la decisión de no renovarle el contrato. Le queríamos trabajando en el club, a nuestro lado, pero él aprovechará esta oportunidad cuando lo considere oportuno. De momento, tiene otras ideas". 

De Rossi, emocionado, se mostró orgulloso: "No cambiaría nunca mi elección de ser fiel al Roma. Tuve la oportunidad de irme a equipos que ganan más, pero este es un gran amor que seguirá en los próximos años. Habría sido horrible si una de las dos partes hubiera querido otra cosa: yo pensar en los títulos o también los tifosi decir 'qué hacemos con De Rossi, con Iniesta habríamos triunfado'. Nuestra bonita relación continuará de manera distinta: animaré a mis amigos con un bocata y una cerveza en algún sector visitante”. 

El mediocampista reconoció que el divorcio fue elección del club: "Tengo 36 años, no soy tonto: si nadie te llama para renovar, sabes lo que está pasando. No estoy de acuerdo con esa decisión, me siento futbolista y creo que podía ser decisivo también el año que viene, pero decide el club. No me gustaron las maneras, hablamos poco y las distancias crean mal entendidos. No puedo ser feliz: quiero jugar y no me lo permiten”. 

Sobre su futuro, dijo: "Me gustaría ser entrenador, debo aprender. No me atrae la figura del directivo, viendo los que están, y sin polémica, creo que pueden hacer poco. Espero que Totti tenga más poder lo antes posible".