LIGA IBERDROLA

Charlyn Corral ha vuelto: hat-trick para colocarse pichichi

Charlyn Corral logró un hat-trick ante le Málaga.

La delantera mexicana logró un hat-trick contra el Málaga y se coloca como máxima goleadora de la Liga Iberdrola empatada con Jenni Hermoso con siete tantos

Charlyn Corral ha vuelto. La mexicana apostó por continuar en el Levante una temporada más a pesar de las suculentas ofertas que tuvo sobre la mesa tras ser la máxima goleadora de la Liga Iberdrola el pasado curso. La mexicana quería seguir en el conjunto granota que se reforzó a conciencia. Le ha costado un poco adaptarse a la compañía en punta, pero cada día se entiende mejor con Soni, uno de los fichajes estrella de las granotas. Y eso se traduce en goles. Su hat-trick ante el Málaga le hacen sumar siete tantos para colocarse de nuevo en lo más alto de la tabla de goleadoras empatada con la atlética Jenni Hermoso. Charlyn sigue haciendo lo que mejor sabe hacer: marcar goles.

Charlyn es niña prodigio que, con sólo 26 años, ya es una veterana en el fútbol femenino mundial. La delantera mexicana marcó 22 goles en su primer curso en Valencia, 20 en el segundo y este ya suma 24 para proclamarse como la máxima goleadora de la Liga Iberdrola. En total ha sumado 66 goles. Casi nada. La punta siempre ha sido una enamorada del fútbol en una familia unida muy de cerca al deporte rey. Y tuvo un ídolo gracias a su padre.

Charlyn creció viendo los vídeos que su padre, entrenador de fútbol, le ponía de Maradona, con el que muy pronto se identificó por tener un físico, una velocidad y un regate similares. Como Maradona, Charlyn es una futbolista especial. Fue víctima de las críticas por su físico durante años, el mismo que, precisamente, le convierten en diferente. Con velocidad, buen cambio de ritmo y un tiro demoledor, también sabe usar bien su cuerpo para aguantar el balón y cuerpear con las centrales.

Un ídolo en su país, a pesar de que apenas pudo jugar en su tierra natal. Empezó a jugar con 5 años junto a su hermano George, ahora futbolista del Querétano mexicano de la primera división. Su padre, Jorge Corral, también jugó al fútbol. Y Charlyn no podía ser menos. Tuvo que emigrar pronto, pero creció muy rápido para ser la líder de su selección y del Levante. La niña prodigio que conquistó México, ahora España y en el horizonte queda el Mundial de Francia de 2019.