Competición
  • Premier League
  • Serie A
Premier League
Serie A

MILÁN 2 - GENOA 1

Suso y Romagnoli colocan al Milán en puestos de Champions

Suso, del Milán, celebra después de anotar la ventaja de 1-0 durante el partido de fútbol de la Serie A de Italia entre el AC Milan y el Génova CFC.

ROBERTO BREGANI

EFE

Un tanto sobre la bocina del defensa valió el triunfo rossonero en la recuperación del partido ante el Genoa, aplazado en agosto por el desastre del puente Morandi. Gattuso ya marcha cuarto.

Poco a poco, esta vez los milaneses están remontando de verdad: si el Inter ya presume de segundo puesto y puede sentirse, con el Nápoles, el rival más serio para darle algún apuro a la Juventus, el Milán, tras esta noche, alcanzó por fin la zona Champions. El cuarto puesto llegó gracias a una victoria ante el Genoa sobre la bocina, firmada por un gol espectacular y afortunado de Romagnoli en el 91’. Era la recuperación del partido aplazado en agosto por el desastre del puente Morandi.

El segundo tanto en tres días de Suso, el quinto de su temporada, había abierto el enfrentamiento haciendo pensar en una noche plácida para los rossoneri: el gaditano esta vez no marcó con su ya típica rosca, sino con un latigazo desde la frontal que fulminó a Radu. Los de Juric tardaron en reaccionar, pero antes del descanso se acercaron a la zona de Donnarumma con Criscito y Romulo. Se vio mucho menos de lo habitual, en cambio, el capocannoniere Piatek.

Los milanisti tuvieron una oportunidad para sentenciar con Higuaín, poco después del descanso, pero en el 56’ encajaron el empate con un gol en propia puerta de Romagnoli, que desvió en su portería un tanto del muy activo Kouamé tras un absurdo pase atrás de Bakayoko. El mazazo despertó a los de Gattuso, que con orgullo se volcaron al ataque y se toparon varias veces con un gran Radu, que sólo capituló en el descuento.

El meta rossoblú despejó un centro de Abate, pero el balón acabó en el límite del área donde estaba Romagnoli, que con una volea consiguió una vaselina perfecta para aprovechar la salida del portero, reivindicarse y celebrar un triunfo fundamental. El cuarto puesto (con los mismos puntos del Lazio), supone la clasificación a la próxima Champions, competición que fue el hábitat natural del Milán y que los rossoneri llevan cinco años deseando. Gattuso lo tiene ahí, por fin, y ahí quiere quedarse.

0 Comentarios

Normas Mostrar