OCTAVOS | ESPAÑA-RUSIA

Iniesta no era suplente en un partido oficial desde 2015

El centrocampista no se quedaba en el banquillo con la Selección desde el 7 de junio de 2016 en el amistoso ante Georgia. En un Mundial la última fue el 27 de junio de 2006.

Andrés Iniesta partió desde el banquillo en el partido de octavos de final del Mundial contra Rusia. Fernando Hierro decidió apostar por Marco Asensio en ataque dejando al centrocampista, que hasta esta temporada militaba en el Barcelona, como suplente para medirse a la selección anfitriona. Finalmente entró al terreno de juego en el minuto 66 en el lugar de Silva.

Así el manchego fue suplente en un partido oficial con la Selección por decisión técnica casi tres años después de la anterior, que databa del 8 de septiembre de 2015 en la victoria por 0-1 ante Macedonia correspondiente a la fase clasificatoria para la Eurocopa de Francia 2016. En aquella ocasión Iniesta saltó al terreno de juego a los 78 minutos de partido con el marcador a favor gracias a un gol de Juan Mata. Su último partido como suplente teniendo en cuenta también los amistosos fue el 7 de junio de 2016 contra Georgia disputando la segunda mitad

Iniesta, que a partir de la próxima temporada jugará en el Vissel Kobe japonés, había sido un fijo para Lopetegui, Del Bosque y Luis Aragonés en los grandes torneos con la Selección. Titular en todos los partidos de la Eurocopa 2008, 2012 y 2016, no se perdía un partido desde el once en un Mundial por decisión técnica desde el año 2006. Fue el 27 de junio en los octavos de final contra Francia donde los galos se impusieron por 3-1. En aquella temporada el manchego era suplente habitual y estaba dando sus primeros pasos en la Roja. Sí que se perdió un encuentro en el Mundial de Sudáfrica 2010 donde Iniesta acabaría marcando el gol del título, pero en aquella ocasión fue por lesión en la victoria por 2-0 ante Honduras después de haber tenido que ser sustituido en el debut mundialista contra Suiza por molestias en el muslo.