Cómoda victoria del Roma y sufrido triunfo del Nápoles

ROMA 3-UDINESE 1

Cómoda victoria del Roma y sufrido triunfo del Nápoles

Cómoda victoria del Roma y sufrido triunfo del Nápoles

VINCENZO PINTO

AFP

El rival del Atlético en Champions se impuso por 3-1 al Udinese, mientras que el Nápoles ganó por la mínima (2-3) al SPAL

“Estamos al nivel de Nápoles y Juve”. Lo dijo Di Francesco, lo reiteró Monchi, y el Roma lo está demostrando en el campo: el conjunto giallorosso logró ante el Udinese un contundente 3-1 que vale su cuarta victoria en los cinco enfrentamientos que disputó en este campeonato. Su única derrota, ante el Inter, llegó tras un desafortunado partido con hasta tres palos golpeados y una gran primera parte.

Los de Di Francesco cerraron el asunto en los primeros 45 minutos, ayudados por la desastrosa defensa friulana. Tras 10 minutos, Nainggolan, desde el suelo, hizo filtrar el esférico por detras de la zaga rival y Dzeko, solo en el corazón del área, batió a Bizzari con el pie izquierdo. Los capitalinos jugaron con tranquilidad hasta encontrar, sin apuros, el segundo: esta vez Dzeko penetró desde la izquierda y con un preciso pase raso cedió a El Shaarawy, que anticipó a Behrami y empujó entre palos. El italiano, antes del descanso, firmó el tercero tras una preciosa rabona de Perotti y un regalo de Larsen, que falló el pase al portero y le regaló al Faraón una asistencia perfecta para el 3-0.

En la segunda mitad los locales pudieron administrar la ventaja bajando bastante el ritmo del partido. Los de Delneri intentaron acortar las distancias con Nuytinck, que golpeó el travesaño con un testarazo tras un córner, pero el 3-1 llegó muy tarde, en el 90', con Larsen que sorprendió a la defensa romana y batió a Alisson. Minutos antes, el argentino Perotti había fallado el primer penalti de su carrera en la Serie A (había lanzado y realizado diez), chutando en el palo. Gracias al triunfo, el Roma se coloca a tres puntos de Nápoles y Juventus (que hoy jugarán ante SPAL y Torino), con un partido jugado menos (ante el Sampdoria, aplazado por lluvia). Pensar en meterse en la lucha por el scudetto, con estos números, no parece un despropósito. 

SPAL 2-Nápoles 3

Con un triunfo mucho más sufrido de lo esperado, el Nápoles se llevó los tres puntos del Mazza de Ferrara ante un aguerrido SPAL, logrando su sexto triunfo en seis jornadas de campeonato. Nunca el conjunto sureño había empezado un campeonato tan bien, ni en la época de Maradona. Los de Semplici fueron un rival muy duro: Con su cerradísimo 5-3-2, el equipo local atascó la habitual telaraña de pases partenopea, buscando además el contragolpe con las llegadas de sus extremos Costa y Lazzari y el gran trabajo de la experta pareja de puntas Antenucci-Borriello. Los Estensi hasta lograron abrir la lata en el 13' con Schiattarella, cuyo disparo desde fuera del área sorprendió a Reina tras un gran contragolpe armado por el mencionado Antenucci

Los sureños reaccionaron enseguida y un minuto después pusieron las tablas con Insigne, que recibió un balón de Callejón en el área, se giró en un instante y puso el balón en el segundo palo con una rosca zurda. A partir de entonces, los napolitanos se quedaron con la posesión en busca del hueco para completar la remontada, sin demasiado éxito y arriesgando también algo con los contragolpes rivales, neutralizados un par de veces por las salidas de Reina.

En la reanudación Sarri sacó a Milik, pasando a un ofensivo 4-2-3-1, y el cambio le funcionó: tras un gran centro de Ghoulam, Callejón, como siempre, sorprendió a la línea defensiva rival y con la cabeza marcó su cuarto gol consecutivo en la Serie A, el número 67 desde que viste la elástica azzurra.

El partido parecía ponerse cuesta abajo para el Nápoles, que sin embargo se complicó la vida en el 78': Rog cometió una falta ingenua en el límite de su área, Viviani lanzó y sorprendió a Reina en su palo. No obstante, con el Mazza enloquecido y festejando un resultado que hubiera sido histórico, el zurdo Ghoulam se sacó de la chistera una preciosa rosca con el pie derecho, que batió a Gomis y valió el decisivo 2-3. Los azzurri acabaron el partido con un gran susto y con diez jugadores: Milik, en el 90', volvió a lesionarse en la rodilla, esta vez la derecha, y no pudo acabar el enfrentamiento. Es la única mala noticia de una tarde histórica para los napolitanos, que también igualaron el récord de 18 partidos sin derrotas que pertenecía a la era Maradona. El primer puesto, para esta jornada, ya es un hecho: ahora le tocará a la Juventus, que esta noche disputará el derbi de la Mole con el Torino, responder y alcanzar con otra victoria a la 'squadra' de Sarri en la cima de la tabla.

0 Comentarios

Normas Mostrar