Competición
  • Clasificación Eurocopa

HAMBURGO 0-BAYERN 1

El Bayern sufre para ganar antes de visitar el Calderón

Un gol de Kimmich en el 87' dio la victoria a los de Ancelotti, que reservó a varios de sus jugadores pensando en el partido del miércoles ante el Atleti.

ASTV

Atlético de Madrid - Bayern Munich

Kimmich salvó a Bayern. Cuando todo parecía que los de Ancelotti se dejaban los primeros dos puntos de la temporada en Hamburgo, el centrocampista alemán aprovechó un pase de Ribery en el 87' para continuar la racha de imbatibilidad del equipo bávaro en la Bundesliga: 15 puntos de 15 posibles.

Ancelotti alineó un once con la vista puesta en el partido de Champions del próximo miércoles en el Calderón. Robben y Xabi Alonso no jugaron y Ribery, Vidal y Boateng comenzaron viendo el partido desde el banquillo. El Atleti es un ya un equipo temido en Europa y arriesgar piezas en un partido, a priori, menos trascendente es un riesgo innecesario cuando ves a los del 'Cholo' en el horizonte. Aun así, victoria amarga para Ancelotti que tuvo que retirar a Hummels en el 51 por problemas en su rodilla izquierda y es duda para choque de Champions.

Las entradas al campo de Ribery y Vidal en la segunda parte avivaron un partido que hasta el minuto 65 no tuvo emoción ni alma. Tan solo un remate de Lewandowsky y un disparo lejano de Alaba habían dado razones a la afición del Hamburgo para contener el aliento durante unos segundos. Con el chileno y el francés en el campo, que entraron por Renato y Coman, el Bayern dio un paso al frente y empezó atacar con ahínco la portería defendida por Adler. Müller tuvo la más clara en el 80' pero el portero del Hamburgo sacó una mano mágica cuando el delantero alemán ya celebraba el gol. Pocos minutos después, el guardameta pasó de héroe a villano. Un mal despeje con los pies provocó que el balón llegará a Ribery en una posición ventajosa. El francés se fue de su marca por velocidad y centro para que Kimmich rematará a portería vacía en el segundo palo. Deberes hechos, victoria sufrida y la mirada puesta en Hummels y en el Calderón.