REAL MADRID

Así ha sido el meteórico ascenso de Zidane paso a paso

En sólo cinco meses, Zidane ha pasado de entrenar al Castilla en Segunda B a ganar la Champions con el Madrid. Esta es la cronología.

BEIN SPORTS

4 de enero. Zinedine Zidane se convierte en el primer entrenador del Real Madrid después de que Florentino Pérez despidiera a Benítez. “En primer lugar quiero agradecer al club, a usted presi, por darme la oportunidad de entrenar a este equipo. Es el mejor club y afición del mundo. Tenemos que hacer lo mejor posible para que el equipo al final del curso gane algo. Yo creo que va a salir todo bien. Lo importante es estar mañana con el equipo y empezar a trabajar. Estoy emocionado, más que cuando firmé de jugador. Voy a poner todo el corazón por el club y esperar que salga todo bien”.

9 de enero. Dirige su primer partido como entrenador del Real Madrid. No pudo tener un mejor estreno. Los blancos ganaron 5-0 al Deportivo, con tres goles de Gareth Bale, que salió del Bernabéu a hombros. Un doblete de Benzema cerró la goleada. El Madrid mejoró su cara con respecto a la era Benítez y esa imagen anunciaba ya el cambio.

24 de enero. Primer sinsabor de Zidane al frente del banquillo blanco. El Madrid empató con Betis (1-1) en el Villamarín y volvió a pecar lejos del Bernabéu. Se topó con Adán y con Martínez Munuera, que se tragó dos penaltis en área bética. Además, Zidane apostó por la titularidad de Danilo en la banda derecha y naufragó. Enmendó su error al sustituirle en el 63’ por Carvajal. El ‘efecto Zidane’ se frenaba. El francés empezó a dar muestras de su optimismo: “Vamos a seguir nuestra línea de trabajo, estamos haciendo un buen camino. Hay que sacar lo positivo, perdemos dos puntos y es la nota negativa, pero hay que pensar que esto se sacará adelante y que la Liga hay que lucharla hasta el final…".

17 de febrero. Estreno de Zidane en la Champions. Fue lejos del Bernabéu, en Roma, y esa primera salida se saldó con una victoria clara. Fue un partido aseado, 0-2, con goles de Cristiano y Jesé. Debut con el pie derecho del francés.

21 de febrero. El Madrid volvió a resbalarse lejos del Bernabéu, esta vez fue en La Rosaleda. Los blancos parecían despedirse de la Liga en un partido que mereció perder. Cristiano hizo un gol y falló un penalti. Pero Zidane volvió a mandar un mensaje de optimismo: “"Podéis pensar que la Liga ya está perdida pero ni los jugadores ni yo lo creemos. Vamos a luchar hasta el final. Puede ser que hasta hayamos ganado un punto”.

27 de febrero. Primer descalabro importante del Madrid de Zidane. El Madrid cayó en el derbi ante el Atlético. 0-1 (gol de Griezmann) en un Bernabéu que estalló con gritos de “¡Florentino, dimisión!”. Simeone le ganó la primera batalla táctica al francés, que se topó con un Atleti fiel al manual del Cholo: intenso, físico, molesto. Fue la primera vez que se vio a un Zizou enfadado con los suyos. “¡Hay que meter más la pierna!”, se quejó. Desde ese día, confió su suerte en el mediocampo a Casemiro… Fue un punto de inflexión.

2 de abril. El Clásico. Primer golpe en la mesa del Madrid de Zidane, que remontó el gol inicial de Piqué y acabó ganado 1-2 con un jugador menos (fue expulsado Ramos en el 83’) con una exhibición de Casemiro y de Cristiano, que hizo el tanto definitivo (85’). El Madrid, que estaba a 12 puntos en la Liga, recortó distancias. Tras este encuentro, el crecimiento del Madrid fue constante: sólo sumó triunfos en el campeonato y llegó a la última jornada en disposición de pelearle la Liga al Barça, a sólo un punto de distancia. Sin embargo ambos vencieron sus últimos choques (el Madrid fue durante 14 minutos campeón) y la Liga fue para el Camp Nou. Un final de campeonato que dejó un muy buen sabor de boca en el Bernabéu.

12 de abril. Otra fecha señalada en rojo en el crecimiento de la leyenda de Zidane. Después de tropezar estrepitosamente en Wolfsburgo (el Madrid perdió 2-0), el francés y sus pupilos vivieron una noche de remontada. Un Cristiano exuberante (hizo los tres goles) dio el pase a las semifinales de la Champions. Carvajal (Danilo jugó en la ida) y Marcelo tiraron del carro y el Bernabéu acabó por arrugar a los alemanes. “Ha sido mi mayor emoción como entrenador. No era un partido sencillo. Lo hicimos sencillo porque marcamos tres goles y nos clasificamos pero no fue fácil. Como entrenador es algo increíble. Después del 2-0 de la ida, los jugadores han jugado increíble. Es mi mejor noche como entrenador hasta el momento al menos”, declaró Zizou.

4 de mayo. Zidane selló el pase a la gran final de la Champions al solventar con más justicia que emoción el cruce con el City. El Madrid empató a cero en Manchester y en el Bernabéu venció 1-0 con un tanto afortunado de Bale (en colaboración con Fernando). El equipo de Zidane mandó sin entusiasmar, pero llegó a la 14ª final del club blanco.

28 de mayo. Zidane tocó el cielo como entrenador cinco meses después de acceder al cargo. En una final agónica, el Madrid conquistó la Undécima en los penaltis ante un Atlético encomiable. Ramos hizo el 1-0 en fuera de juego en el 14’ y Carrasco empató en el 78’ (antes, Griezmann falló una pena máxima) para llevar el encuentro a una prórroga devastadora para los jugadores blancos y rojiblancos. El resultado no se movió y se fue a los penaltis, donde Juanfran falló el cuarto y Cristiano marcó el definitivo desatando la euforia entre futbolistas y entrenador. “¿Que qué he aportado al Madrid? Sobre todo mi optimismo”, declaró Zidane en conferencia de prensa. Un estado de ánimo que ha contagiado a todo el madridismo.