TORINO 1 - NÁPOLES 2

Higuaín y Callejón acercan más al Nápoles a la Champions

Los dos delanteros exmadridistas encarrilaron la victoria con un inicio sensacional. El Torino puso emoción con el tanto de Bruno Peres.

Nápoles
Higuaín y Callejón acercan más al Nápoles a la Champions
CIRO FUSCO EFE

El Nápoles está a un paso de certificar el segundo puesto del Calcio y la clasificación a la fase de grupos de Champions: gracias al 2-1 endosado a domicilio al Torino, el conjunto de Sarri dejó atrás al Roma y, además, batió su récord de puntos en la Serie A (78, esta noche llegó a 79), que consiguieron Mazzarri y Benítez. En la última jornada los sureños recibirán al ya descendido Frosinone, mientras que los de Spalletti visitarán al Milan en San Siro: todo apunta a que la carrera para el subcampeonato se ha sentenciado esta noche.

El grupo de Sarri empezó el partido volcado al ataque, sin dejar respirar a los granata. Su gran juego recogió los frutos enseguida: en el 12', Higuaín recibió una gran asistencia de Hamsik, penetró en el área y batió a Padelli sin apuros. Es su tanto número 33 en esta Serie A: era desde la temporada 1958/59 que un jugador no marcaba tantos en el Calcio (y fue otro argentino, Angelillo), y ahora solo le faltan dos para alcanzar el histórico récord de Nordhal y convertirse en el mejor punta de todos los tiempos del fútbol italiano. Casi nada.

Ocho minutos después los partenopei parecían haber sentenciado: otra vez Hamsik centró buscando el puntual movimiento de Callejón, que firmó el 2-0 alcanzando 13 goles y 13 asistencias en este curso. Números excepcionales considerando su trabajo defensivo. Higuaín se topó con el palo con un derechazo poco después, y a partir de entonces los partenopei buscaron bajar el ritmo y controlar la pelota, ante un Toro sin reacción.

Una actitud que el Nápoles no sabe permitirse: perdiendo intensidad el equipo empezó a distraerse, y volvió a meter en el partido a unos granata que parecían casi resignados a la derrota. Y en el 66', un pase largo de Vives puso a Bruno Peres solo delante de Reina, que no supo desviar su afortunada vaselina. A pesar del susto, los de Sarri no perdieron la calma y reforzando su medular con David López (en el lugar de un cansado Hamsik) y gracias a la garra de un monumental Allan, apagaron el intento de reacción de Ventura, que lanzó a Immobile tras un mes y medio de ausencia. No sirvió de nada: el Nápoles se llevó los tres puntos y este sábado, en el San Paolo, ganando al Frosinone celebrará su merecido regreso a la Liga de Campeones. La esperanza napolitana es hacerlo con muchos goles de Higuaín: poder presumir del mejor Capocannoniere de todos los tiempos, después de haber tenido también a Maradona, no estaría nada mal...