REAL MADRID

El Real Madrid, molesto por las quejas de James en Colombia

El club blanco se cansa de la actitud del centrocampista, que no aprovecha sus minutos en el Madrid y se reivindica en su país con críticas veladas a Zidane como hizo con Benítez.

El Madrid está molesto con James por las declaraciones que el colombiano efectuó en su país tras el encuentro del pasado martes ante Ecuador. El centrocampista afirmó: "Cuando uno juega y tiene el apoyo de todos se nota", una frase que ha escocido porque echa en cara su falta de minutos en el club madridista, y dispara sobre la figura de un Zidane que desde el primer momento fue uno de sus valedores ("Son muy buenos, son jugadores importantes y hay que darle cariño y confianza", dijo refiriéndose tanto a él como a Isco en su primera rueda de prensa, justo antes del partido con el Deportivo). También sorprende que James, que siempre afirmó tener en el francés a uno de sus referentes, no termine de asumir el rol que le ha designado el francés.

Pero sobre todo, lo que más ha sentado mal ha sido el momento en el que se produce. El club sabe que gran parte de sus aspiraciones para acabar bien la temporada es esta, con la disputa del Clásico y la ida de los cuartos de la Champions el miércoles ante el Wolfsburgo. El club tampoco olvida que en esta su segunda temporada, haya pedido un aumento de sueldo cuando su rendimiento este año no ha sido el más adecuado.

No es la primera vez que James responde al club desde su país. Ya al comienzo de la temporada, lanzó un par de dardos envenenados al entonces técnico madridista Rafa Benítez, después de que el entrenador dijera que le faltaba “trabajo y tiempo para coger ritmo”:"Estoy bien. En el Madrid me entreno bien, entonces estoy para otros noventa minutos. Arranqué duro y bueno, para que luego digan que no estoy bien". Ya en diciembre, continuaron las críticas por lo que dijo el técnico español y se defendió sobre las acusaciones acerca de su exceso de peso:¿Gordo yo? Pero si estoy más fino que nunca”.

El club, incluso, se plantea su venta al término de esta campaña. James no se entendió con Benítez y sólo jugó el 46,5% de los minutos con él de técnico (sólo fue titular en nueve de los 17 partidos que disputó). Con Zidane le ocurre prácticamente lo mismo: sólo ha completado los 90 minutos en dos ocasiones de 14 partidos, ante el Espanyol y la vuelta de los octavos de final ante el Roma. Ante el Celta, por ejemplo, no disputó ni un solo minuto... También hay que resaltar su actitud. En el segundo encuentro de Zidane al frente del banquillo, ante el Sporting de Gijón, le hizo dos desplantes, algo que al técnico francés no le gustó... Como los comentarios que suele hacer cada vez que va a su país...