Uno por uno: sólo Cristiano se salvó en un partido nefasto

REAL MADRID 3 - SCHALKE 4

Uno por uno: sólo Cristiano se salvó en un partido nefasto

El Real Madrid sufrió ante un gran Schalke y acabó perdiendo el encuentro de vuelta en el Bernabéu. Aún así, logró la clasificación para cuartos de final.

Así fue la actuación de los jugadores del Real Madrid en la derrota ante el Schalke en el Santiago Bernabéu.

CASILLAS: El salvavidas hizo aguas. De nuevo muy nervioso, en el 0-1 metió las manos de manera muy blanda y en el 1-2 dejó el balón muerto a Huntelaar en vez de despejar hacia un lado… Aunque hizo un par de intervenciones buenas cuando el Madrid sufría al máximo ya con 3-4, otra vez se pone en el disparadero a 12 días del Clásico.

ARBELOA: Meyer le buscó constantemente las cosquillas y necesitó de la ayuda de Khedira e Isco. Falló en los dos primeros goles del Schalke al irse alegremente al centro de la zaga dejando desguarnecida su zona. Ancelotti le cambió en el 82’. Reforzó aún más el rol de titularísimo que ostenta Carvajal.

PEPE: Le está costando volver a tener el nivel que exhibía antes de su lesión. La mejor prueba fue el despiste en la cobertura, impropio de él, en el 3-4 de Huntelaar que dejó acongojado al madridismo.

VARANE: Completamente desconocido. En la primera mitad estuvo a punto de costarle un gol al Madrid en una cesión cortísima a Casillas. Hierro habló con él en el túnel de vestuarios. Regresará al banquillo en cuanto vuelva Ramos y lo hará dejando malas sensaciones.

COENTRAO: No ayudó en ataque como suele y apenas pudo frenar la ofensiva alemana. Pasó inadvertido y se ganó una amarilla por agarrar a Neustadter. Ancelotti perdió la paciencia y le acabó quitando para meter a Marcelo.

KHEDIRA: El peor en un día ya de por sí nefasto. Ni está físicamente para ser titular ni su mente está en el Madrid. Se fue pitado por el estadio para dejar paso a Modric. El crédito que pudiera tener a estas alturas está agotadísimo.

KROOS: La tuvo en el 69’ pero su misil desde la frontal lo sacó luciéndose Wellereuther en una parada sensacional. Quitando eso, otro partido sin domeñar el centro del campo rival. Signo más que preocupante para el Madrid.

ISCO: No brilló como suele. Lo mejor fue una combinación con Cristiano en el 48’ y su chut posterior que taponó Matip. También lo intentó en el 82’ en uno de sus clásicos lanzamientos con rosca desde la esquina izquierda del área pero se le fue fuera.

BALE: Nueve partidos ya sin marcar los que suma el galés y sigue siendo la pata más débil de la BBC. Ni resuelve colectivamente ni en el uno contra uno. Y teniendo en su banda a Arbeloa de complemento, significó una laguna ofensiva para el Madrid.

BENZEMA: A falta de brillantez, el galo sigue aportando goles casi sin hacer ruido. Ante los alemanes fue, sin embargo, decisivo. Fue quien frenó el ímpetu del Schalke al aprovechar un rebote en una jugada de Coentrao al borde del área para irse con clase de Nastasic y Fuchs y clavar el 3-2 tras sentar a Wellenreuther.

CRISTIANO: El portugués, cabreado desde el gol del Schalke, casi no celebró su golazo de cabeza en un córner que supuso el 1-1. Sí fue más efusivo al hacer el 2-2 al filo del descanso. Fue de los pocos que dio la talla en el Madrid, aunque en la segunda mitad desapareció por tramos. Iguala a Messi como máximo goleador de la Copa de Europa con 77 tantos.

MODRIC: Como había anunciado, Ancelotti le dio la última media hora. El croata saltó cuatro meses después al campo entre los vítores de la parroquia madridista y con el alivio del 3-2 de Benzema unos minutos antes. Su papel fue coger ritmo, lo mismo que este fin de semana contra el Levante, para llegar a tope al Camp Nou.

MARCELO: No supuso gran diferencia con el papel que estaba desempeñando Coentrao. Entró para amenazar al Schalke por la zona de Uchida y apenas intimidó.

NACHO: Salió por Arbeloa y sólo pudo ver como espectador el desmarque de Huntelaar en el 3-4.

0 Comentarios

Normas Mostrar