Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • Bundesliga
  • Ligue 1
  • Euroliga
  • Liga Portuguesa
  • Liga Holandesa
LaLiga Santander
LaLiga SmartBank
Bundesliga
Ligue 1
Euroliga
B. Munich MUN

-

Zenit San Petersburgo ZEN

-

Asvel Villeurbanne AVI

-

Milan MIL

-

Liga Portuguesa
Liga Holandesa
Heerenveen Heerenveen HEE

-

Willem II Willem II WII

-

El Atlético luchará por estar en la final del Bernabéu

LIGA DE CAMPEONES | ATLÉTICO 2 - Panathinaikos 0

El Atlético luchará por estar en la final del Bernabéu

El Atlético luchará por estar en la final del Bernabéu

El Atlético de Madrid no pasó apuros ante el Panathinaikos (2-0) y estará en el bombo final del torneo continental. Los rojiblancos siguen sin perder en Europa (11 partidos) y los helenos siguen sin saber ganar en España.

Sí, objetivo Champions cumplido. Cuando llegas a junio y haces las maletas sabiendo que tienes que jugar la previa de la Liga de Campeones, un estado de nerviosismo aparentemente controlado va aflorando en jugadores, directiva y afición según se acerca la cita. Y si encima buena parte del futuro económico del año depende de este doble partido, la inquietud va tomando cuerpo. Pero otro año más, el Atlético de Madrid ha tirado de oficio y pegada para estar dentro del bombo final de la Liga de Campeones del próximo jueves y encima deja un dinero vital en las arcas del club que puede regalar un último fichaje antes del cierre de mercado.

Sin ser una vuelta tan agónica como la del año pasado ante el Schalke (remontando un 1-0 en contra), que hizo reventar el Vicente Calderón, hoy los aficionados tuvieron la posibilidad de vivir otra fiesta veraniega y ver intacta la dupla Kun-Forlán a la que algunos daban por rota al término de la pasada temporada. Y es que en esta ocasión el equipo rojiblanco no tuvo que esperar a los últimos minutos del choque para empezar a tararear el himno de la Champions League y eso que el Panathinaikos cambió de esquema y apostó por una defensa de cuatro, con el español Sarriegi en el eje de la zaga, con la ayuda del joven Sotiris Ninis para enlazar con Cissé pero con la baja sensible de Karagounis, lesionado. De hecho, el imberbe griego saltó con la fuerza propia de su edad y él solo intentó asustar a Asenjo sin suerte al segundo minuto de juego.

Pero susto el que dio el Atlético sesenta segundos después que más que susto resultó un bofetón en las aspiraciones helenas cuando Forlán abrió el marcador. Hasta el azar se quiso aliar con los madrileños en esta eliminatoria y tras un buen centro de Heitinga por la derecha, el cuero cayó en el segundo palo sobre los pies del uruguayo que quiso centrar a bote pronto, con la mala fortuna para Vyntra que desvió el balón y dio el primero al Atlético. Sin despeinarse, los de Abel ya tenían más de pie y medio en la Liga de Campeones y el Panathinaikos no daba síntomas de recuperación ni de rabia, perdiendo el balón rápidamente y un punto por debajo en intensidad. Daba la sensación de que el Atlético a poco que apretara abriría una brecha mayor en el luminoso. Y si no lo hacían los rojiblancos, Vyntra también se prestaba candidato como goleador para hacer el segundo tanto ya que el central pudo meterse otro en propia puerta pero el destino no quiso cebarse con él.

A cien metros de la portería griega nada de nada. Cissé se tiró toda la primera parte desconectado, a lo suyo, a veces caía innecesariamente por banda y el que iba a ser su socio en ataque, Ninis, se desinfló con ese disparo tempranero y los demás 43 minutos se los pasó corriendo detrás del balón. Es más, Asenjo sólo vio peligrar su meta en una ocasión en los primeros 45 minutos y resultó ser el que mejor imagen tenía del arco. Ese futbolista que se metió el gol en contra nada más comenzar el encuentro, que a falta de un minuto para el descanso aprovechó un buen centro de Leto para cabecear desde el segundo palo, libre de marca, pero el esférico salió por encima del arco madrileño.

Asenjo, un seguro y el Kun vuelve a deleitar

La pócima de Ten Cate no pareció surgir efecto durante los minutos de descanso porque su equipo salió sin la chispa necesaria para amedrentar lo más mínimo al Atlético y eso que ya estaba en el césped Salpingidis, el más activo de la ida. Y el centro del campo del Atlético, que sufre a la hora de hacer desplazamientos largos, hoy se movía a las mil maravillas sin el balón con continuas recuperaciones. Tras un robo en la medular surgió el primer disparo del partido cuando el Kun cedió el esférico a Raúl García y, sin pensarlo, el navarro pegó un zapatazo lejano que salió desviado de la portería de Galinovic. Esa fue su última acción de peligro del pamplonica porque en el 61 dejó su puesto a Cléber Santana. Con el brasileño en el campo, el Vicente Calderón presenció una de esas acciones incomprensibles que de vez en cuando se ven en los terrenos de juego. Cissé, frustrado por el partido que estaba cuajando, propinó una patada a la altura de las rodillas de Assunçao y Pieter Vink no titubeó y le mandó la ducha.

Con diez, el Panathinaikos se lanzó al ataque para intentar lavar algo la imagen mostrada pero ni con esas porque este año si los rojiblancos tienen que presumir de algo más que de ataque es de portero. Sin entrar en juego en todo el partido, Sergio Asenjo sacó un disparo duro de Leto con los puños como si rebotara contra un muro y en el 85 hizo lo mismo cuando parecía ya batido. Un minuto antes del último paradón del ex del Valladolid llegó otra exquisitez del ataque rojiblanco. Igual que hiciera en Grecia, el delantero argentino quiso dejar su firma con otro golazo. Cogió la pelota en línea de tres cuartos, dribló, se metió por la izquierda del área y batió al cancerbero del equipo heleno para certificar el pase por octava vez al máximo torneo continental y hacer el gol número 100 del Atlético Copa de Europa. Se baten registros y en el Vicente Calderón se espera que el siguiente sea disputar la final de Champions League que este año se juega en casa del máximo rival, el Santiago Bernabéu.