Copa del Rey
Euroliga
Darussafaka DAR

-

Buducnost Voli BUD

-

Maccabi TEL

-

CSKA CSK

-

B. Munich MUN

-

Panathinaikos PAN

-

Campeonato Brasileño Serie A
Eurocup
Galatasaray GAL

-

Germani Brescia BRE

-

Estrella Roja RED

-

BC Andorra AND

-

Ratiopharm Ulm RAT

-

AS Monaco MON

-

Asvel Villeurbanne AVI

-

Turk Telekom TUR

-

Liga Colombiana II

El Roma se venga de la Liga y se lleva la Coppa

Italia | Roma 2 - Inter 1

El Roma se venga de la Liga y se lleva la Coppa

El Roma se venga de la Liga y se lleva la Coppa

reuters

El Inter fue mejor pero no concretó sus ocasiones

Al final no hubo doblete del Inter de Milán. El Roma, que no pudo arrebatarle el título de Liga en la última jornada a los nerazurri, se desquitó con la Coppa. Los dos mejores equipos de Italia terminan así la temporada con un trofeo más en sus vitrinas. Orgullo y alegría para todos.

El Roma basó el triunfo en su italianidad. Se notó que los capitalinos tuvieron sobre el campo siete jugadores nacionales frente a los dos del Inter: ganó especulando con el resultado. El Inter comenzó el partido sacando pecho, exponiendo la gloria reciente del título en la Serie A como motivo más que suficiente para hacerles merecedores de la Coppa. El Roma se lo creyó, asustado, y se encerró en su área. El joven Balotelli, nacido ghanés e italiano por adopción, tuvo las mejores ocasiones. Y Suazo también estuvo a punto de batir a Doni en más de una ocasión. Uno de los pocos ataques del conjunto giallorosso terminó en córner. Aquilani puso la bola en el área pequeña y Mexes, con toda la fuerza del oprimido que quiere vengarse del opresor, reventó la red de Toldo.

El Roma siguió bien cerrado sabedor de que el Inter debía exponer un poco más si quería poner sus manos sobre el metal de la Coppa. En una de esas, Vucinic llevó la contra y cedió a Perrota, que marcó el segundo. Con el 2-0, Mancini dio permiso a sus jugadores para que se olvidaran de los rigores defensivos y buscaran la heroicidad de dar la vuelta al resultado.

A punto estuvieron de lograrlo. Primero marcó Pelé de una perfecta volea a la escuadra. Y a los cuatro minutos del 2-1, Burdisso se tiró en plancha para cabecear un balón centrado por Zanetti. Pero la pelota no quiso corresponder a la belleza del escorzo besando las redes, sino el palo. El Roma se cerró y el Inter, atacando a tumba abierta, no supo abrir la lata.