CORONAVIRUS

Norwegian quiere que sus cruceros sean solo para personas vacunadas

La empresa con sede en Estados Unidos ha mandado una carta a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades del país con su propuesta.

Crucero Norwegian Estados Unidos coronavirus vacunas pandemia

El primer planteamiento de una gran línea de cruceros estadounidense para retomar sus viajes llega con una propuesta innovadora y decidida que deberá ser evaluada y recibir el visto bueno antes de ponerla en marcha. Norwegian Cruise Line quiere retomar ya su actividad y pretende exigir a sus pasajeros una vacunación previa a subirse a bordo de sus barcos.

Esta idea ya ha sido transmitida mediante una carta a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), defendiendo que al menos se permita reanudar los viajes con personas que puedan acreditar que ya han sido vacunados. A la espera de la aprobación, ya ha anunciado sus primeros viajes por el Caribe y Europa a partir del 25 de julio.

Norwegian se ha hartado de esperar y propone exigir al menos dos semanas antes de zarpar que los futuros pasajeros estén inmunizados y también pedirá una PCR. “Las vacunas son el vehículo principal para que los estadounidenses vuelvan a su vida cotidiana”, ha asegurado el director ejecutivo de Norwegian, Frank Del Rio, en unas declaraciones recogidas por CNN. “Creemos que a través de una combinación de vacunas 100% obligatorias para los huéspedes y la tripulación y medidas de salud pública respaldadas por la ciencia...podemos crear un entorno seguro, 'similar a una burbuja'”, añade.

Una industria castigada que pretende regresar al mar

Sin duda, la industria de los cruceros ha quedado bastante diezmada desde que comenzara la pandemia. Es un fenómeno extendido a todo el mundo, y por supuesto a Estados Unidos. Desde hace más de un año no ha podido navegar ningún crucero hacia o desde un puerto estadounidense, y aunque la hotelería y los viajes empiezan a recuperar su actividad y la vacunación avanza, aún desconocen cuándo volverán a la normalidad.

El pasado viernes se abrió una puerta para la esperanza, ya que los CDC publicaron una guía sobre cómo se deberían reanudar los viajes, recomendando la exigencia de vacunas para todos los pasajeros a bordo del barco y que antes se lleven a cabo “viajes simulados” de prueba. Además, ha manifestado querer reanudar la navegación con su enfoque por fases y con suerte que se produzca a mediados de verano.

No obstante, este comunicado no ha sido del todo bien recibido por el sector en general, al considerar la Cruise Line International Association, el grupo comercial de la industria, que es una “medida inviable” y que está más enfocada en el riesgo cero que en apoyar a los cruceros.

Norwegian es caso aparte y sí comparte la opinión de los CDC. Por otro lado, tanto Carnival Corp. como Royal Caribbean, las otras dos grandes compañías de cruceros con sede en EEUU, aún no han anunciado sus planes.

Reanudación en otros países y EEUU un paso por detrás

Las tres compañías mencionadas han sufrido enormes pérdidas en el último año, pidiendo préstamos y recortando en personal. Y además, no terminan de empezar la recuperación, algo que sí ocurre en el resto del mundo.

En más de los 10 principales mercados de cruceros a nivel mundial, en Europa, Asia o el Pacífico Sur, se han retomado cruceros con casi 400.000 pasajeros en total. En el Mediterráneo o el Caribe se espera para finales de esta primavera e inicios del verano. Sin embargo, en Estados Unidos siguen sin una fecha definida, y quieren una al menos para principios de julio.

El grupo Cruise Line International Association emitió un comunicado el pasado 24 de marzo afirmando que “el crucero es el único sector de la economía estadounidense que permanece prohibido” y que la guía de los CDC “no refleja los avances y el éxito comprobados de la industria operando en otras partes del mundo, ni el advenimiento de las vacunas, y trata injustamente a los cruceros de manera diferente”.