CORONAVIRUS

Colapso en un centro de vacunación de Sevilla por un bulo

Más de 2.000 personas mayores de 80 años han acudido sin cita y engañadas por un mensaje difundido a través de distintos grupos de WhatsApp.

Sevilla vacunación coronavirus colapso bulo mensaje
Fermín Cabanillas EFE

Un bulo, un mensaje con información falsa, ha hecho que más de 2.000 personas mayores de 80 años se hayan presentado este jueves sin cita en un centro de vacunación contra el coronavirus instalado en Sevilla. Estos, adscritos a mutuas, se han presentado por culpa de un mensaje de WhatsApp difundido a través de diferentes grupos y en el que se animaba a acudir a pesar de no tener cita.

“Cualquier mayor de 80 que no esté vacunado puede ir ahora al Sadus de Bermejales. Da igual si es de Muface. Todos los mayores de 80 que no estén vacunados”, contenía el texto recibido por los ancianos. Así, el centro del Servicio de Actividades Deportivas de la Universidad de Sevilla (Sadus) en Los Bermejales se ha visto superado por tener en la cola a más gente de la esperada y de la que se podía atender.

De hecho, en algunos momentos se han alcanzado las más de 4.000 personas, ya que estos suelen ir acompañados de un par de familiares o tres. El Servicio Andaluz de Salud (SAS) ha tenido que reforzar el operativo y doblarlo para atender a la mayor cantidad de personas posible de todos los que se habían presentado sin cita.

Un esfuerzo por vacunar a los que habían ido hasta allí

“El SAS había citado, entre las ocho de la mañana y las ocho de la tarde, a 2.000 personas; pero a las 12.30 se habían agotado las 2.000 dosis previstas”, anunciaba un portavoz de la Junta de Andalucía, dando cifras de una vacunación que se había sobrepasado por completo.

“Hay que tener sensibilidad con estas personas que son mayores y han sido engañadas. Han hecho un esfuerzo por acudir y, en la medida de lo posible, los vamos a vacunar”, afirmaba, y añadía: “El 90% de las personas de 80 a 90 años que están en el SAS se han vacunado ya. La mayoría de los que han acudido hoy sin cita pertenecen a mutuas, como Muface o la del Instituto de las Fuerzas Armadas, y se les está citando por teléfono, pero los números que nos han facilitado son en muchos casos antiguos y no tenemos forma de localizarlos”.

Finalmente, ha sido una jornada de mucho trabajo para poder atender al mayor número de asistentes. La Consejería de Salud y Familias ha tenido que llamar a enfermeros, administrativos y celadores que estaban de descanso por ser Jueves Santo y que han acudido de inmediato. Igualmente, se han tenido que poner más vacunas de las pensadas: “Son dosis que teníamos previstas para el viernes y el sábado y estamos tirando de ellas, además de algunas que había de reserva. No queremos que esto se convierta en un efecto llamada, lo estamos haciendo para evitar un segundo desplazamiento a personas tan mayores”.

Denuncias para evitar que se vuelva a repetir

Como ha dicho el portavoz, la idea es que no haya un efecto llamada y la gente acuda sin cita previa más días. Por ello, los servicios jurídicos del SAS han denunciado ante la Policía Nacional la difusión del bulo que ha provocado el colapso del centro de vacunación y ha alterado el plan para este jueves.

Tanto efectivos de Protección Civil como de la Policía Local han ayudado a mantener un control en las colas y que todo ocurriera con cierta normalidad.

No es la única denuncia puesta. Ya ha habido otros bulos que han circulado en días anteriores, pero no fueron tan llamativos ni tuvieron un efecto tan grande. El miércoles pasado fue el más reciente, en la Facultad de Económicas y Empresariales de la Universidad de Sevilla, y hace unas semanas se produjo otro llamamiento falso pero con la intención contraria, que la gente no fuera porque no había dosis suficientes.