ACTUALIDAD

La natalidad se derrumba

La natalidad ha caído cerca de un 25% en diciembre y enero respecto a los mismos meses del año anterior como consecuencia de la pandemia.

La natalidad se derrumba
GOBIERNO DE ASTURIAS GOBIERNO DE ASTURIAS

La natalidad en España ha descendido entre los meses de diciembre y enero un 22,6% respecto a los mismos meses del año 2020, dato que los especialistas achacan al inicio del confinamiento en los meses de marzo y abril. Esta tendencia, no obstante, no es novedosa, puesto que el país se halla sumido en un descenso de la fecundidad que viene produciéndose desde hace varios años.

En los meses citados, el registro civil inscribió a 45.054 niños y niñas. Esto supone que han nacido 13.141 bebés menos que en los mismos meses del año anterior. Estos son los datos que la Dirección general de Seguridad Jurídica y Fe Pública del Ministerio de Justicia ha hecho públicos tras consultar las cifras de 3.929 registros civiles, aunque todavía se encuentran a expensas de ser confirmados por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Caída de la natalidad

El INE recoge los datos de la natalidad en España desde 1941. Según los datos de la secuencia histórica, 2019 fue el año con menos nacimientos en el país, con 360.617 bebés inscritos. Las cifras del primer mes de 2020 supusieron una caída del 1,7% respecto al año previo, mientras que las de enero de 2021 caen un 23% respecto al año anterior. Este marcado descenso se debe, sin lugar a dudas, a la pandemia.

Esta caída de la natalidad es confirmada por los directores de algunos de los hospitales más importantes de España. Tanto es así que el Hospital La Paz (Madrid) redujo sus citaciones en maternidad un 14%, mientras que el Hospital Virgen del Rocío, según el director de su unidad maternofetal, Guillermo Antiñolo, estima en un 40% la caída en los partos desde 2008.

Esta tendencia no es única de España, puesto que según el director del Instituto de Economía, Geografía y Demografía del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), Diego Ramiro, “también se está manifestando en otros países tanto europeos como de otros continentes”. Por ejemplo, la natalidad en Italia ha caído un 21,6%, mientras que en Estados Unidos la diferencia interestatal varía entre el 5% y el 20%.

“La curva de natalidad tendrá una correlación directa con la curva de contagios. Cuando cae el estado de alarma se producirán más nacimientos, mientras que con las nuevas oleadas volverá a caer”, ha explicado Ramiro.

Crisis económica 

A pesar de que el descenso de la natalidad no está siendo tan grande como tras la Guerra Civil o tras la gripe de 1918, los especialistas no esperan una recuperación en los nuevos nacimientos como la que ocurrió en aquellas épocas. Entre los motivos principales se encuentran el incremento en el uso y la evolución de los métodos anticonceptivos y la crisis económica posterior a la pandemia.

Una crisis económica que, según el profesor de la facultad de Ciencias Políticas y Sociología en la Universidad Complutense de Madrid, Alberto Sanz, retrasará también la edad a la que las mujeres tendrán su primer hijo. “La edad media es de 32, pero si se retrasa hará más complicada la posibilidad de tener más de uno”, ha subrayado.

Incertidumbre laboral

El último de los motivos señalados por los especialistas es la inestabilidad laboral. Para la demógrafa del CSIC, Teresa Castro, es, de hecho, el factor más importante. “Las personas tienen miedo de perder su trabajo y prefieren esperar. Más aún cuando con la crisis por la pandemia se prevé que las condiciones laborales empeoren”, ha afirmado.