Freire, líder indiscutible, en busca de su cuarto mundial

MUNDIAL DE CICLISMO

Freire, líder indiscutible, en busca de su cuarto mundial

Freire, líder indiscutible, en busca de su cuarto mundial

El líder del equipo nacional tiene a su servicio a un grupo que sabe perfectamente que tiene que arroparle, aunque el momento de forma de cada uno y el propio desarrollo de la carrera dictaminarán la táctica a seguir.

Óscar Freire es el líder indiscutible de la selección española y el próximo domingo intentará hacer realidad su objetivo de ganar el mundial australiano , que sería el cuarto para el ciclista cántabro y el sexto en la historia de España en pruebas profesionales de fondo.

Cinco de los "escuderos" de Óscar Freire en el próximo Mundial opinaron sobre la carrera del próximo domingo y sus declaraciones las difunde la página web de la Real Federación Española de Ciclismo.

Imanol Erviti: "Es todo un lujo estar aquí, en una selección como ésta que es muy potente, pero sobre todo por el gran ambiente que hay. Para mí es todo un premio e intentaré hacer lo mejor que pueda el trabajo que me encomiende el seleccionador, que es de lo que se trata. La adaptación no es mala, pero sí te sientes un poco extraño después de dos días sin tocar la bici. Pero de aquí al domingo hay tiempo de sobra para recuperar el golpe de pedal de la Vuelta. En mi caso, llego con muy buenas sensaciones y con mucha confianza en mis posibilidades tras la etapa lograda en la Vuelta".

Carlos Barredo: "Lo más importante es que somos una piña. Pero además, tanto la gente que viene de la Vuelta como los que han estado en Canadá llegan muy bien. La clave será controlar la carrera, estar atentos, porque, si no, tendremos que ir a la contra y desgastarnos. Porque no es lo mismo que quedemos o queden siete, que estemos todos la mayor parte de la carrera.

Lo que está claro es que no va a ser una carrera para esprinters, salvo para alguno que aguante, como Davis o Hushovd y, además, Bélgica o Italia trabajarán para que quede el menor número de gente al final. Nosotros tenemos que aprovechar ese trabajo, pero a la vez propiciar que Oscar llegue con opciones al final. Sabemos que Gilbert intentará dar un tirón de los suyos y que los italianos pueden sorprenderte en cualquier momento".

Haimar Zubeldia: "Después de unos años sin estar en la selección, me ha sorprendido el gran ambiente que hay, el sentirte tan a gusto en el grupo. Es algo que no parece importante, pero que valoramos mucho. En mi caso, tras no correr ni Tour ni Vuelta, llego bastante fresco a este final de temporada, sobre todo de cabeza. En Canadá me sentí muy bien en las dos carreras que eran del tipo del mundial, aunque más cortas.

En ese caso, tengo muy claro que vengo a trabajar, a ayudar a Oscar porque es una baza segura, que está muy confiando y al que se le presenta una oportunidad muy buena para lograr ese título. ¿La clave? Sabemos que Italia intentará sorprendernos, pero hay que procurar que de ese marcaje no se beneficien otros como los australianos, que saldrán muy motivados en casa. Ojo por lo tanto a Evans o a Davis, que es uno de los pocos que pueden salvar los repechos"

Rubén Plaza: "Al principio parecía que iba a hacer la crono, luego las dos y al final solo la línea, pero lo importante es estar aquí y responder a la confianza del seleccionador, teniendo claro que a lo que vienes es a trabajar para Oscar. Terminé bastante bien la Vuelta, pero el Mundial es una carrera de un día y las sensaciones no tienen que ser las mismas. Y de eso dependerá un poco el papel que tenga que hacer en carrera.

El viaje tan largo se nota y yo nunca había estado aquí, pero la adaptación es buena, sin forzar mucho al principio, ya que hasta el domingo hay tiempo de sobra. No sabía que no podremos llevar pinganillos. Tendremos que estar más atentos y coordinados, pero no veo mayor problema".

Fran Ventoso: "Estoy muy contento de estar aquí, casi como en la primera concentración que tuve en mi primer año como profesional. Es cierto que me lo he currado, pero también que no es nada fácil incluso teniendo resultados. Por ello tengo que estar muy contento y sobre todo agradecido al seleccionador por la confianza que ha depositado en mí. Hasta el momento todo está marchando bien, pese a que nunca había estado en Australia.

La idea es estar con Freire de cara a ayudarle al esprint, intentar llegar con él, tanto si en el grupo de delante terminan cincuenta como si son quince, eso dependerá del tipo de carrera que se haga, aunque preveo que habrá bastante selección y no se llegará en un esprint muy amplio.

¿Rivales? Sin duda Gilbert, ya que es un circuito perfecto para él, y me atrevería a decir que casi todos los italianos. En cuanto a Oscar, le veo confiado y tranquilo y eso influye bastante. Eso de que es despistado es un mito, ya que tiene todo bastante controlado".