Girona
67
Finalizado

COPA DE LA REINA | SEMIFINALES

El Uni Girona defenderá su título

El vigente campeón jugará la final ante el Perfumerías Avenida tras ganar al Valencia Basket de una gran Ouviña (20 puntos). Laia Flores, importante en el triunfo del Spar.

0
El Uni Girona defenderá su título

La reedición de la final de Copa del año pasado no defraudó. El Spar Girona y el Valencia Basket protagonizaron una auténtica batalla que no se decidió hasta el final (59-67), pero el campeón defenderá título este domingo ante el Perfumerías Avenida (16:30, Tdp). Todo un clásico del baloncesto femenino.

El Valencia Basket tomó primero el mando con una Cristina Ouviña muy resolutiva. La base cerró el primer cuarto con 13 puntos, una cifra que alcanzó con su tercer triple del partido (15-9). Pero, posiblemente, el Uni Girona es el equipo que ha llegado más entonado a esta Copa y se marchó por delante en el marcador en el primer asalto (19-20). Las de Alfred Julbe, que lograron el récord de triples en un torneo del KO en cuartos ante el Movistar Estudiantes (14), llevaban ya cuatro dianas en los primeros diez minutos de partido (aunque acabó con 7/22).

En el segundo asalto, al Valencia Basket le costó algo más mirar aro. Sin Ouviña, que se tuvo que sentar en el banquillo por un golpe en la mandíbula, el equipo taronja tardó más de cuatro minutos en anotar su primera canasta. Pero con una recién llegada como Itziar Germán, que aterrizó en la capital del Turia a principios de marzo por las bajas en el juego interior, rebajó distancias (26-28), aunque el Girona seguía llevando la cantante al descanso (27-34) en un cuarto más rácano en anotación.

La reacción taronja no se hizo esperar. Con un par de triples y una Leticia Romero muy activa, el Valencia Basket logró ponerse por delante a 1:19 para el final del tercer cuarto (46-44). Siete puntos seguidos de Laia Flores, con un triple a tablero sobre la bocina, le permitieron a las de Alfred Julbe arrancar el último asalto todavía por delante (48-51).

Germán, con otro triple, puso las tablas nada más empezar el último cuarto, pero el Girona jugó con más cabeza los últimos minutos. Un aro pasado de Burke, su primera canasta en todo el partido, ampliaba la renta catalana a siete puntos (55-62) con tres minutos y medio por jugar. Ouviña no se rendía y Trahan-Davis tuvo dos oportunidades de meterle el miedo en el cuerpo al Girona, pero Mendy, con un triple, apaciguó los ánimos. Girona y Avenida volverán a encontrarse ocho días después de haberse jugado un plaza para la Final Four de la Euroliga.