1234T
ALB 26 27 17 16 86
VAL 13 29 22 26 90

Finalizado

EUROLIGA | 33ª JORNADA

El Valencia cree en los cuartos

El norteamericano Derrick Williams mete 9 puntos fundamentales en los últimos cinco minutos que culminaron una remontada mágica ante el Alba Berlín.

El Valencia Basket llegará vivo a la última jornada pese a la debacle ante el Olympiacos hace 48 días. Venció al Alba en Berlin (86-90) y ahora ya tiene las cuentas claras. Tiene que ganar al Baskonia en la última jornada, en La Fonteta, y además que el Zenit pierda uno de los dos partidos que le restan por jugar (Maccabi y Panathinaikos) o el Real Madrid caiga en su visita al Fenerbahçe, en la última jornada..

Los taronjas lo tuvieron muy difícil contra el equipo de Aíto. De nuevo cuajaron una primera parte lamentable y llegaron a perder por 18 en el segundo cuarto. Pero en los dos últimos cuartos zarandearon a un Alba que acabó sucumbiendo ante un Prepelic excelso en el exterior (24 puntos y 7 asistencias), un Tobey estelar en el pick and roll (12 tantos y siete rebotes) y un Derrick Williams que firmó sus mejores minutos desde que aterrizó con la vitola de número 2 del draft. El norteamericano surco el cielo de Berlin en los instantes finales para marcarse dos alley-oops y un 2+1 con tiro adicional que dejó frito al combativo equipo de Aíto. El ala-pívot acabó con 15 puntos y 5 capturas.

Siempre por detrás en el marcador

Van Rossom anotó un triple en la primera jugada. Quizás era una continuación del último cuarto ante Olympiacos. Pues no. Fue la única ventaja taronja hasta el último minuto de partido. Los taronjas volvieron a cometer los mismos errores que contra los griegos y encajaron parciales enormes. De entrada un 10-0, con continuas pérdidas y facilidad alemana para notar. Ponsarnau tardó en pararlo y después cambió el quinteto al completo. Con Kalinic, hubo una leve mejoría a pesar de la insistencia en tirar de tres (fallaron los 8 siguientes tras el inicial de Van Rossom). Se acercó a seis el Valencia. Pero ahí Schneider, dos triples, y Eriksson, otro, le dieron el primer golpe serio a los taronjas (26-13, al fin del primer cuarto).

Sin quererlo, el Valencia había vuelto a meterse en la dinámica del pasado miércoles. Fallos debajo de la canasta, errores de infantil en defensa, triplazos del Alba cuando la cuenta de posesión estaba a cero... Cada circunstancia adversa era un fantasma más que se metía en la cabeza de los jugadores taronjas. Un 3+1 de Eriksson puso la máxima renta en todo el partido (35-17, min. 12) para los alemanes. El error... de Prepelic, algo que al menos le espoleó para el resto del encuentro. Hasta cuatro triples consecutivos encestó el esloveno que era el único que mantenía al Valencia a una distancia asumible. Van Rossom y Kalinic también tiraban del barco. Sin ellos, habría estado a la deriva en el descanso. Las 10 pérdidas antes del paso por los vestuarios eran mucho lastre. Sobre todo, porque atrás, los hombres interiores de Aíto hacían lo que querían con Dubljevic, Williams y Labeyrie. Con la ventaja rondando los diez, un triple de Mattisseck puso de nuevo el +15, aunque dos triples más de Van Rossom y Prepelic, trufados con dos libres de Siva, lo dejaron en 53-42 al descanso.

La aparición de Tobey y Derrick Williams

Tenía el Valencia que dejárselo todo en los dos últimos cuartos para no tirar por el sumidero el objetivo de la temporada. Tras una canasta inicial de Siva, el Valencia empezó a utlizar el pick and roll con Tobey y a mover el balón. Un mate de espaldas de Williams puso el 58-57 pero el partido se igualó después de mucho tiempo con otro mate de Tobey (61-61, min. 27). Aíto lo paró, sacó al gigante africano Koumadje y ordenó una zona en caja y uno, un rara avis en el baloncesto profesional que truncó la remontada valenciana. Muchos de los jugadores taronjas seguramente no atacaban esa defensa desde alevines. Aíto consiguió lo que quería. Detuvo el vendaval taronja y el Alba dio otro tironcito para irse +6 al último cuarto.

En esos 10 minutos estaba el ser o no ser del Valencia en esta competición. Fontecchia y Olinde pusieron el 74-64 de entrada... la cosa se volvía a complicar. Pero en un arranque de orgullo, los taronjas empataron el duelo (79-79) con un 3-12 de parcial, tras un contraataque culminado por Kalinic. Era el momento de matar el partido y Derrick Williams tenía el arma afilada. Tras un intercambio de canastas llegó la primera ventaja taronja con un matazo suyo (83-85) a falta de 1:17 para acabar. Fontecchia se resistió con un triple pero el norteamericano metió la canasta más importante desde que llegó tras capturar un rebote ofensivo, con tiro adicional, a falta de 31 segundos. Dos libres de Van Rossom acabaron de amarrar la victoria.

Estadísticas
Min Pts RT RO RD Ast Per Rec Tap Tiro T1 T2 T3 FR FC Val
43 29 7 9 2 7 6 3 1 0 36% 1/2 3/6 0/3 3 0 16
20 26 16 4 2 2 0 0 1 0 42% 2/3 4/9 2/7 2 1 11
3 25 9 0 0 0 9 2 2 0 50% 4/4 1/3 1/5 5 4 13
50 20 9 3 1 2 0 1 1 1 44% 0/0 3/7 1/2 1 3 6
8 22 15 2 1 1 0 0 0 0 88% 3/3 0/0 4/5 4 2 18
33 21 3 3 0 3 6 2 1 0 17% 0/0 0/2 1/4 1 0 7
19 13 2 2 1 1 0 1 0 0 33% 0/0 1/3 0/0 1 3 -1
9 12 6 0 0 0 0 0 0 0 50% 0/0 0/0 2/4 1 1 4
32 12 9 1 0 1 4 1 0 0 67% 0/0 3/4 1/2 2 0 13
21 8 0 3 1 2 0 1 0 1 0% 0/0 0/0 0/0 0 2 1
10 6 8 1 0 1 0 0 0 0 100% 0/0 1/1 2/2 0 2 7
6 6 0 2 1 1 1 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 3 0
Estadísticas
Min Pts RT RO RD Ast Per Rec Tap Tiro T1 T2 T3 FR FC Val
12 30 17 4 2 2 3 1 1 0 67% 5/6 3/4 2/5 3 3 19
9 24 10 2 1 1 5 2 2 0 71% 2/2 1/1 2/4 3 2 16
21 22 15 5 0 5 1 2 1 0 75% 3/3 6/7 0/2 2 1 18
10 19 12 0 0 0 2 1 0 0 75% 0/0 6/8 0/0 0 1 10
30 10 0 1 0 1 2 1 0 0 0% 0/0 0/1 0/3 1 1 -3
3 27 24 0 0 0 7 2 0 0 72% 7/9 1/2 5/7 6 4 25
14 21 2 9 5 4 2 2 1 0 22% 2/2 0/3 0/4 4 2 7
16 19 3 0 0 0 6 0 2 0 20% 0/0 0/1 1/4 0 2 5
7 18 5 4 2 2 0 0 1 0 33% 1/1 2/6 0/2 2 2 4
19 10 0 0 0 0 0 2 0 0 0% 0/0 0/1 0/0 0 2 -5
2 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 0
4 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 0