CSKA DE MOSCÚ

El CSKA está en crisis

Las lesiones de sus dos pívots y otro problema extradeportivo de Mike James agrandan el problema. Andréi Vatutin, el presidente, admite el peligro.

CSKA
EuroLeague Basketball EUROLEAGUE

La situación del CSKA ha empeorado justo antes de las semanas de parón por las Copas y las Ventanas, algo que les puede servir para no perder un demasiado impulso. Desde dentro del club, sin embargo, advierten de la difícil situación que se les ha presentado este mes de febrero, que puede desembocar en problemas a final de campaña si no se acierta y se endereza. 

Se les han juntado varios factores que han hecho que la situación no sea límite pero sí peligrosa. En primer lugar, dos lesiones. Nikola Milutinov no estará disponible para lo que resta de temporada y eso que era el jugador de referencia dentro de la pintura. Toko Shengelia, por el que pagaron un traspaso para sacarle del Baskonia en verano, se ha lesionado en la rodilla y puede estar de baja unas semanas. 

La guinda ha sido la salida de Mike James rumbo a Estados Unidos para estar con su gente. El base ha perdido a otro familiar cercano y el club, esta vez sí, ha dejado marchar. Se perderá varios partidos. Anteriormente pasó algo parecido y la falta de entendimiento entre directiva y jugador llevó a plantear no sólo una multa sino la liberación de contrato. No es un donnadie, es el máximo anotador de la Euroliga. 

Los mencionados, Shengelia, Milutinov y James, no sólo son de los que más cobran en el conjunto ruso, sino en todo el continente. Sus ausencias se notan en la pista y en el balance de rendimiento que tanto preocupa en un club así.

Esta semana se ha confirmado la incorporación del nigeriano Micheal Eric, otro ex del Baskonia al que en esta ocasión han pescado en el Turk Telekom, para parchear las dos bajas que han sufrido en su juego interior. El otro jugador que llegará, ya que lo ha confirmado él mismo, es otro ex de la Liga Endesa: el danés Gabriel Iffe Lundberg, por el que se pagará un traspaso para sacarle de Polonia. Dos refuerzos de calidad porque no les queda más que romper la balanza del presupuesto.

La participación en la VTB ha agravado todo, ya que allí se lesionó el ala-pívot georgiano ante el Zielona Góra y allí perdió el equipo en la penúltima jornada con el Kalev/Cramo en el que es uno de los campanazos de la temporada. Para ellos es imperativo no sólo llegar a la Final Four de la Euroliga, también ganar esta liga multinacional con la que se juegan dos campeonatos (ése y el ruso, entregado al primero de ese país en la tabla). En la continental está a una victoria del líder, el Barça, al llegar a este impás (aunque con cuatro derrotas en las últimas cinco citas), pero en la VTB se ve ya tercero y a tres victorias del Zenit (que es el primero). 

A todo esto ha respondido Andréi Vatutin, el presidente, y no lo ha hecho para apaciguar sino para poner negro sobre blanco. En TASS ha dicho lo siguiente: 

"Nuestros problemas no se van a resolver mágicamente, ésa no será la manera. Debemos estar preparados para el hecho de que, hasta que regresen los lesionados, el equipo estará mal. Hay que aceptarlo, por muy desagradable que suene. Se vienen días o semanas difíciles, pero vamos a salir adelante"

"Es obvio que el equipo está en una crisis, probablemente incluso más grave de lo previsto. Los recortes presupuestarios de verano llevaron al hecho de que nuestra plantilla no sea tan profunda como de costumbre. Estamos flaqueando" 

"El nivel de la VTB ha crecido mucho. Ahora nadie puede ganar sólo por el dinero. Además, no tenemos la fuerza suficiente ni el tiempo para recuperarnos en un calendario apretado"

"Es una posición vergonzosa y terrible para el club, pero ahora no queda otra que aguantar y trabajar"