Competición
  • Premier League
  • Liga Portuguesa
Premier League
Liga Portuguesa
Barça Barça

Fase de Grupos - Jornada 11

67

Finalizado

96

CSKA CSKA
  • 1C20-18
  • 2C18-33
  • 3C12-25
  • 4C17-20

EUROLIGA | 11ª JORNADA

El rodillo del CSKA aplasta a un Barça desconocido

Tras el descanso, el equipo de Pesic, que pierde el liderato, fue una sombra sobre la pista ante un rival muy motivado y superior.​ Primera derrota del curso en el Palau.

Hay noches en las que a un equipo no le sale nada, pero la imagen del Barcelona de hoy, arrollado por el CSKA Moscú (67-96) no debe volver a repetirse. Y no por la derrota sino por el desconcierto total en ataque y defensa. La defensa del Barça, la segunda de la Euroliga (74,4 puntos encajados) ha recibido hoy 96 y su ataque (84,4 puntos) se ha quedado en un pobre 67 (29 en la segunda mitad).

El CSKA vino a cortar su racha negativa y lo hizo con sencillez y acierto (14 de 30 triples), 24 asistencias y 39 rebotes (7 ofensivos), frente a 2 de 18 triples y 14 asistencias y 24 rebotes. Es cierto que los visitantes son el vigente campeón de la Euroliga, pero esta noche ni Ribas, ni Abrines, ni Kuric y, especialmente, Cory Higgins ante su ex equipo no han dado la talla y tanto Brandon Davies como Adam Hanga ha sido irregulares.

Solo Nikola Mirotic, aunque estuvo bien parado por Voitgmann, que no jugó el último cuarto, con 19 puntos estuvo más o menos a su nivel. Lo mejor de todo es pasar página, sin olvidar que hoy el único equipo en la pista fue el CSKA.

El bloque moscovita llegaba al Palau con tres derrotas, todas fuera de Moscú, en las cuatro últimas jornadas y su técnico Dimitris Itoudis planteó una verdadera tela de araña defensiva con una zona 'tres-dos' flotante que no permitía lanzamientos cómodos a los de Pesic. Por contra la defensa barcelonista permitió tiros largos a los rusos: 7 de 13 triples en la primera mitad, mientras el ataque catalán solo sumaba 1 de 9.

Con Adam Hanga como base, Itoudis no colocó de salida a su jugador franquicia, Mike James, al que Hanga conoce muy bien del paso de ambos por el Baskonia, y optó por el letón Janis Strelnieks. Así, el inicio fue favorable al Barça (11-6), Delaney relevaba a Hanga y James entraba por Strelnieks. El CSKA empezó a moverse mejor con Darrun Hilliard muy activo y los triples de Johannes Voitgmann, lograban irse al segundo cuarto con un apretado 20-18.

Con poca fluidez en ataque y Higgins bien parado, el CSKA lograba irse arriba (25-29, min.16) moviendo bien el balón y jugando a consumir los 24 segundos. Con 28-32 (min.15). Tras tiempo de Pesic, Nikola Mirotic volvía a pista, pero Mike James y los triples de Nikita Kurbanov, colocaban un amenazador 38-49 (min.20), que Daniel Hackett remachaba al descanso (38-51).

Pesic colocaba juntos a Delaney y Hanga en el eje de su ataque al inicio del el tercer cuarto, pero solo Mirotic se mostraba acertado en ataque y un triple de James abría más la brecha (45-60, m.25). Un tiempo desesperado del técnico azulgrana, colocando a Pau Ribas por Cory Higgins, muy apagado y el cambio de Mirotic y Tomic dando entrada a Oriola y Davies no lograba cambiar la dinámica y Daniel Hackett con otro triple (el noveno del CSKA) y canasta de Andrey Vorontsevich dejaba el marcador en un rotundo 50-71 (min.29). Y no es que los de Itoudis hicieran un partido espectacular, pero su defensa y su selección de tiro le llevaban a un escandaloso 50-76 al final del cuarto tras un parcial de 12-25.

El técnico azulgrana no encontraba soluciones y entraba en el último cuarto con Delaney, Ribas, Kuric, Oriola y Davies y las acciones del pívot azulgrana obligaban al técnico visitante a parar el partido (57-76, min.32). Un triple de Mark James y otro de Strelnieks cortaban la reacción local (59-84, min.35) y un tiempo de Pesic devolvía a Hanga a pista por Pau Ribas, pero el equipo azulgrana estaba totalmente roto y Hilliard colocaba la máxima ventaja visitante (63-96, min.39).