Competición
  • Premier League
  • Serie A
Premier League
Serie A
Temas del día Más temas

MUNDIAL 2018

El milagro de Bélgica, la rival de hoy de EE UU, empezó en 2011

Bélgica

FIBA

La generación que encabeza Emma Meesseman arrancó con un oro en un Eurobasket U-18 en 2011. “Ahora los niños y niñas de Bélgica quieren jugar al baloncesto”, dice su estrella. Hoy juegan contra Estados Unidos.

San Cristóbal de La Laguna Actualizado:

"Energía". Eso contesta Emma Meesseman cuando se le pregunta cuál es el secreto de esta Bélgica, que se ha convertido en la gran sorpresa del Mundial de baloncesto femenino. Meesseman es la pieza angular de la selección que hoy (18:30) jugará ante Estados Unidos la primera semifinal y la jugadora por la que empezó todo. Actual pívot de los Mystics de la WNBA y el Ekaterinburg ruso, fue la MVP de la selección U-18 que ganó el Eurobasket de 2011. Ahora, con 25 años y ayudada por la veterana Wauters, las hermanas Mestdagh o su compañera de generación Venloo, ha conducido a su país a un éxito rotundo. En su primera participación en una Copa del Mundo, Bélgica está entre las cuatro primeras: "Me encanta compartir esto con mis compañeras. El de Francia, y especialmente de España, han sido los dos días más felices de mi carrera".

"Estamos recibiendo muchos mensajes de gente que nos está viendo en Bélgica. Muchos niños y niñas están saliendo a jugar a la calle, quieren jugar a baloncesto y eso nos hace felices", dice Meesseman a As empapada en sudor nada más terminar la exhibición de "las gatas" contra Francia. "Antes de empezar el Mundial, nuestro objetivo era intentar llegar a cuartos pero una vez ahí sabíamos que podíamos llegar a semifinales. Aunque nadie nos creía...". Tal vez por eso, a la selección sólo le había acompañado menos de una decena de periodistas que ahora se abrazan a las jugadoras como si fueran unos miembros más del equipo. A Tenerife han ido llegando aficionados que desembarcan con ganas de abrazarse a sus heroínas pero que se han encontrado un problema inesperado: "Algunos no están pudiendo conseguir entradas y es algo frustrante. Espero que se solucione ese problema".

Bélgica, que empieza a verle el color al trabajo de su base (ha sido oro U-18 este verano en el Eurobasket de Sopron) no quiere ser una comparsa esta tarde contra Estados Unidos. "Conozco a las jugadoras de Estados Unidos, algunas han sido compañeros de equipo y contra otras he jugado. Para nosotras es un regalo enfrentarnos al Dream Team pero sabemos que si somos nosotras mismas podemos ganar. Ellas no son perfectas. Cuando jugamos como un equipo, hablamos entre nosotras en la cancha y en el banquillo, es muy difícil pararnos". El baloncesto ha explotado en Bélgica: "Estamos flotando".

0 Comentarios

Normas Mostrar