Herbalife Granca
78
FIN
70
Darussafaka

GRANCA 78-DARUSSAFAKA 70

El Gran Canaria le gana el trámite al Darussafaka turco

Antes de la jornada, ya eran segundo y primero, respectivamente. Los grancanarios se medirán ahora al Lokomotiv Kuban en el cruce de cuartos.

No había nada en juego, pues, quedara como quedara el partido, Darussafaka y Gran Canaria iban a acabar el Top-16 como primero y segundo de su grupo. Supieron los locales sobreponerse a las lesiones para vencer con todos los honores a uno de los mejores equipos de la competición, encarando así con buenas sensaciones la visita a Fuenlabrada antes de la Copa en casa.

Relajados, sabedores de que el resultado final no tendría incidencia clasificatoria, Gran Canaria y Darussafaka ofrecieron un desenfrenado inicio de partido, sin presión alguna en el marcador. Se intercambiaban canastas, y si el Herbalife estiraba un poco la pata, 17-14, Wilbekin empataba desde el 6,75. Cualquiera podía acabar el primer periodo por delante, empatados a méritos como estaban. Le ‘tocó’ al Herbalife, que abrochó una mínima ventaja con 4 tiros libres de Balvin (22-20).

Seeley empezó el siguiente acto como un tiro, y con 7 puntos seguidos propició una mini estirada del Granca, 29-23, acaso importante por la igualdad que había reinado hasta entonces en el partido. Curiosamente, los mejores minutos amarillos coincidieron con el junior polaco Balcerowski en el campo, un gigante de 216 centímentros, coloso en aro propio, algo precipitado en el rival. Pasecniks abrió una vía de agua en la defensa otomana y, con cuatro puntos seguidos, lanzó a los suyos, 37-28.

El 14º punto de Seeley puso acto seguido un +11, y una agónica bandeja de Mekel, con la bocina del descanso sonando, puso al Herbalife con más ventaja que nunca hasta entonces, 45-29.
El segundo tiempo fue un paso tranquilo para el Gran Canaria. Sin contratiempos, con calma, acaso al golpito, gustándose. Y jugando con intensidad, que normalmente flojea en este tipo de partidos. Dos canastas seguidas de Balvin, dominante en Europa, con mate incluido, le dieron ya un +20 a los locales, 56-36, la máxima del partido que se repetiría poco después. Cummings coronó con un triple un parcial de 0-7 para el 56-43, pero el Darussafaka no tenía ya nada que hacer salvo milagro, como demostraba el marcador al final del tercer cuarto: 62-44.

Con el duelo roto, falto de alicientes, un intercambio triplista entre Wilkebin y Radicevic dejaron las cosas como estaban, 66-47. Controlado como tenía el partido, se relajó el Herbalife y Ulubuay, con tres triples, puso algo de emoción en el marcador: 74-66. Se puso serie entonces el equipo local y tampoco es que el Darussafaka apretara mucho más, por lo que la victoria se quedó en Gran Canaria.

Al Herbalife le espera ahora el imbatido Lokomotiv Kuban en los cuartos de final de la Eurocup, mientras que el Darussafaka, otro de los grandes favoritos, se medirá con el Budunost. Será un playoff al mejor de tres partidos.

0 Comentarios

Normas Mostrar