Competición
  • Clasificación Eurocopa

El Uxue Bilbao remonta ante el Ulm y se mete en las semifinales

Logo Eurocup

BILBAO BASKET (101)-ULM (78)

El Uxue Bilbao remonta ante el Ulm y se mete en las semifinales

El Uxue Bilbao remonta ante el Ulm y se mete en las semifinales

Juan Flor

El Bilbao remontó los cuatro puntos y jugará su tercera semifinal europea. Gran partido de Zisis (23 puntos). El Spartak de San Petersburgo o el Budivelnik, rival en semifinales.

El Uxue Bilbao jugará la tercera semifinal de la Eurocopa de su historia tras remontar ayer los cuatro puntos que se trajo de Alemania ante el Ratiopharm Ulm. El Spartak San Petersburgo o el Budivelnik Kiev, que se enfrentan el miércoles en el partido de vuelta de cuartos, será su rival en la ronda previa a la final, con la vuelta también en Miribilla. El equipo de Katsikaris fue cimentando el pase ayer en el primer tiempo y, liderado esta vez por los suplentes, se paseó por el segundo.

El Ratiopharm propuso un concurso de triples y mientras mantuvo altos porcentajes, la eliminatoria le fue de cara. A los 13 minutos llevaba ocho supercanastas de diez intentos, para ir mandando por 34-36. El partido iba por un tanteo muy alto y eso no favorecía a los bilbaínos. El famoso run and gun (corren y tirar) germano fue desactivado mediado el tercer acto. Los alemanes son muy certeros hasta el segundo diez de posesión. Si se les obliga a dar uno o dos pases extra, se espesan. La defensa se aplicó en esa faceta en un momento en el que mejor estaban los pupilos de Liebenath: 34-38, otra vez, como en la ida, con el voluminoso Bryant en el banquillo.

El Uxue se sacó parte de la mochila de ansiedad cuando vio limados los cuatro puntos que traía de desventaja. Pilepic, que salió a morder y dio unos excelentes minutos, aportó la primera ventaja por cuatro puntos, a 4:18 para irse al descanso. Después un 8-0 llevó a los bilbaínos a liderar el partido por 52-43. Esta vez se fue desgastando a Bryant de forma más adecuada: cuando recibía en el poste bajo, le dejaban dar un bote cuando trataba de ganar el centro y entonces enviaban la ayuda del exterior; otras veces era un colosal Hamilton el que aguantaba el cuerpo a cuerpo por sí solo. Katsikaris jugó al despiste el día anterior anunciando la baja de Raúl López. El base de Vic salió en los últimos instantes del primer tiempo y hasta alternó en pista con Zisis. Fue el factor sorpresa que desconcertó un tanto a los visitantes. Y el cabecilla de una gran actuación, por fin, de los hombres de banquillo, que demostraron al técnico que están para algo.

La defensa germana era muy endeble, insignificante para un equipo con ritmo ACB. Zisis tomó la batuta en otro gran partido de dirección y anotación para situar la ventaja en 66-49 a los cuatro minutos del intermedio. Quizá ahí lo vio tan encarrilado el Uxue, que bajó el pistón, como en aquella previa del Donetsk hace años, y, con varias pérdidas absurdas, dio vida al contrario. Leibenath tenía muy calara la defensa sobre Kostas Vasileiadis, con su par muy pegado para salir limpio de los bloqueos. Revivió la eliminatoria con 68-60 tras contraataque de Ray que acabó en mate. Pilepic dijo de nuevo aquí estoy yo para dar paso a la semifinal. Cuando hay algo en juego en Europa, Miribilla nunca falla.

Comentarios

Comentarios no disponibles