Alcaraz, el año de la explosión

Premios AS 2021

Milan (Italy), 13/11/2021.- Carlos Alcaraz of Spain holds the trophy after winning the final match against Sebastian Korda of the USA of the Next Gen Atp Finals in Milan, Italy, 13 November 2021. (Tenis, Italia, España, Estados Unidos) EFE/EPA/MATTEO BAZZI

PREMIOS AS DEL DEPORTE 2021

Alcaraz, el año de la explosión

El murciano de 18 años cierra un magnífico 2021 con dos títulos, tres victorias contra top-10 y en el puesto 32 del ranking. Es el líder de la NextGen.

En noviembre de 2017, la ATP y Lacoste llamaron a un niño español, muy tímido, para que jugara el U14 Invitational, un torneo para seis tenistas prometedores que se jugaba en el O2 Arena de forma paralela al Masters en el que participaba Rafa Nadal. Aquella fue la primera vez que apareció en las páginas de AS. "Me llamo Carlos Alcaraz, tengo 14 años, vengo de Murcia y voy a jugar el torneo ATP Finals Sub-14". Así se presentó antes de confesar que Nadal era su "ídolo" y "un ejemplo a seguir", y de ganar aquella competición. Cuatro años después, se asoma a la cima.

Ampliar

Carlos Alcaraz, a la derecha, en la presentación del U14 Invitational de Lacoste.

Nuestro diario, que le sigue estrechamente desde entonces, le premia por un 2021 magnífico para él, para el tenis masculino español y para los aficionados a los que ilusiona por su juego y su carisma. En este curso, de la mano de su entrenador, el que fuera número uno del mundo, Juan Carlos Ferrero, Charly se estrenó en los cuatro Grand Slams y en todos sumó victorias. En Melbourne tuvo que pasar 15 días en cuarentena por el protocolo COVID porque en el avión que le llevó allí se registró un caso positivo. "Quiero hacer de todo menos estar en la habitación", le dijo a este diario cuando se levantó el confinamiento y tras debutar en una competición anterior al Open de Australia en la que eliminó al belga Goffin (14º del mundo en aquel momento). Más adelante ganó los tres partidos de la previa y debutó en su primer major con victoria ante el neerlandés Van de Zandschulp. En Roland Garros alcanzó la tercera ronda unos días después de enfrentarse y perder por primera vez con Nadal en Madrid. En Wimbledon se topó con el ruso Medvedev en el segundo partido.

"Quiero hacer de todo menos estar en la habitación"

Alcaraz, tras el confinamiento de Melbourne

Y el broche de oro en los grandes eventos lo puso en Nueva York cuando ganó en tercera ronda (después tuvo que retirarse en cuartos ante Auger-Aliassime) al entonces número tres del mundo, Stefanos Tsitsipas, con una actuación épica que dio la vuelta al mundo. "No tengo palabras para explicar cómo me siento. Ni siquiera sé lo que ha pasado ahí", expresó Alcaraz tras encuentro. "Nunca había visto a nadie golpear la bola con tanta fuerza", dijo el griego, que añadió que le veía como "un aspirante a ganar títulos en Slams". Esa fue la primera de sus tres victorias ante top-10 en la temporada. En pista dura, ganó también a los italianos Matteo Berrettini (7), en Viena, y Jannik Sinner (9), en París.

La marca de precocidad de Alcaraz en el US Open.
Ampliar

La marca de precocidad de Alcaraz en el US Open.

Antes, en julio, había levantado su primer trofeo ATP, sobre la tierra batida de Umag, en Croacia. Allí barrió al veterano francés de 35 años Richard Gasquet (doble 6-2). "Es asombroso. Tengo muchas emociones. Estoy muy, muy feliz con esta victoria. Tuve muchos buenos momentos en este torneo y vencí a cinco grandes tenistas (Pouille, Martin, Krajinovic, Ramos y Gasquet)". Carlos había sido campeón en el Challenger de Oeiras (Portugal), su cuarto entorchado en la categoría tras los de Trieste, Barcelona y Alicante en 2020, un año en la que su progresión fue frenada por la pandemia del coronavirus después de haber maravillado con su primera victoria ATP en Río de Janeiro contra Albert Ramos.

Ahí se dio cuenta de que "competir contra los mejores". Lo afirmó en una entrevista de AS, en la que contó que durante el encierro obligatorio, que pasó en la Academia de su entrenador, la JC Ferrero Equelite de Villena, se centró en "coger más fuerza física y mejorar el saque". En ese momento, solo deseaba "competir a nivel internacional" y prefería que no le compararan con Nadal. "Para empezar, es casi imposible o muy difícil llegar a donde ha llegado él. Cada jugador tiene su camino", argumentó.

Los logros de Alcaraz en 2021

  • Cuartofinalista más joven (18 años y 4 meses) del US Open desde el inicio de la Era Abierta (1968).
  • Victorias en cada Grand Slam con 18 años, 3 meses y 25 días, dato con el que mejora las marcas de Nadal, Djokovic y Federer.
  • Récord de 7-3 en sus 10 primeros partidos en majors, como el balear (7-3) y por delante del serbio (5-5) y del suizo (5-5).
  • Más joven en ganar a un top-3, Tsitsipas, que todo el Big Three con 18 años y cuatro meses.
  • Primer título (Umag) más precoz (18 años, 2 meses y 20 días) en una década, con sólo ocho días más que los que tenía Nadal cuando se estrenó en Sopot 2004.
  • Ganador con mejores registros de la historia de las NextGen ATP Finals: 5 victorias y 0 derrotas y 15-1 en sets.

Otros hitos de Alcaraz en 2021 fueron las semifinales en Marbella, Winston-Salem y Viena antes del gran colofón, el del título en sus primeras NextGen ATP Finals, el Masters Sub-21 en el que fue campeón invicto en cinco partidos con un balance de 15-1 en sets al mejor de siete juegos. Su superioridad en el Allianz Cloud de Milán fue absoluta. Nadie había alcanzado el éxito con esos números en las tres anteriores ediciones. En Italia reiteró que su sueño es "llegar a ser número uno". "Ese es mi objetivo y seguiré enfocado en él", aseveró. También avanzó sus aspiraciones: "Ganar las NextGen Finals significa mucho para tener motivación de cara al año que viene y seguir entrenándome a tope, seguir mejorando. Y las próximas ATP Finals son un objetivo muy chulo, muy difícil, diría que casi imposible, pero lucharemos y trabajaremos para poder lograrlo".

Eso sin perder el norte. "Soy un chico muy sencillo, de pueblo, y siempre seré así", advirtió. En aquel momento, aún le quedaba un reto importante en la temporada: las Finales de la Copa Davis. "Estoy muy emocionado de poder formar parte del equipo, luego ya veremos si el capitán me pondrá a jugar o no". Por desgracia, el COVID volvió a cruzarse en su camino. Supo que lo había contraído justo en la previa de la eliminatoria que España jugó y ganó contra Ecuador, en la que hubiera participado con casi total seguridad ante la baja por lesión de Roberto Bautista. "A veces las cosas no suceden como uno quiere y hay que sobreponerse. Es un palo muy duro, pero habrá que levantarse ante esta situación y salir reforzado", escribió en su cuenta de Instagram. Desde Madrid, viajó sin apenas síntomas en un coche especial, aislado, hasta El Palmar, la localidad murciana que le vio nacer y que le sigue con orgullo.

"Soy un chico muy sencillo, de pueblo, y siempre seré así"

Humildad

Alcaraz prepara la próxima campaña junto a su equipo, con Ferrero a la cabeza, el técnico con el que ha progresado y al que admira y obedece. Lo hará como un jugador conocido y ya respetado en el circuito, cabeza de serie en el Open de Australia porque ya es el 32º del ranking mundial. Le aguardan grandes éxitos tras el año de la explosión.

Back to top