OPEN DE AUSTRALIA

El lío de Australia: dos tenistas positivos, una "cárcel", yoga online y críticas a los tops

Según The Age, dos tenistas tendrían el virus, pero se estudia si son restos virales por haber pasado ya la enfermedad. La cuarentena no se suavizará.

Una jugadora, con su raqueta y una pelota mientras permanece encerrada en su habitación durante la cuarentena previa al Open de Australia en Melbourne.
WILLIAM WEST AFP

La cuarentena de los 72 tenistas confinados en Melbourne tras detectarse positivos por COVID-19 en los tres vuelos en los que viajaron no se suavizará. Y menos tras confirmar las autoridades del Estado de Victoria que dos tenistas han arrojado positivos en los PCR que pasan periódicamente, según desveló The Age.

"Estamos investigando si son casos de diseminación viral, de personas que se contagiaron, superaron la enfermedad y ahora su carga viral es baja y quizá no contagien. Pero las cuarentenas no se relajarán", advirtió Brett Sutto, responsable de salud del estado.
Serían casos similares al del estadounidense Tennys Sandgren, que fue autorizado a volar pese a un resultado adverso 72 horas antes del viaje ya que demostró haber pasado la enfermedad en noviembre.

Entre los tenistas que no pueden salir de las habitaciones están los españoles Carlos Alcaraz (que se entrena con el colchón como rival), Mario Vilella y Paula Badosa. Mientras algunos tenistas hablan de "cárcel", otros como Victoria Azarenka, doble campeona en Melbourne (2012 y 2013), pidió paciencia en una carta pública. "Es un pandemia global y nadie tiene un manual claro de cómo hay que actuar. Hay que aceptar estas cosas", advirtió. La organización mientras tanto, tras los siete casos de positivos detectados en los tres vuelos (sólo dos corresponderían a tenistas) ofrece a los confinados clases de yoga, spinning (para los que tegan bici en su cuarto) o challenges ("sólo hace falta una raqueta y una pelota", anima la organización) con premios.

Preocupa la preparación de cara al Abierto de Australia (desde el día 8 de febrero) y los torneos previos. "Tendré que jugar partidos de la ATP Cup dos días después del final de la cuarentena y me preocupa lesionarme", advierte Kei Nishikori. Por su parte, el Abierto, por medio de su director Craig Tiley, ha descartado ya pasar de los cinco a los tres sets para aminorar la carga.

Una situación, la de Melbourne, que contrasta con la de Adelaida, donde están los mejores de ATP y WTA: Novak Djokovic, Rafael Nadal, Dominic Thiem, Simona Halep, Naomi Osaka, Serena y Venus Williams (estas dos últimas por razones médicas). Estos disfrutan de un hotel mejor, han podido salir a entrenarse las cinco horas previstas al día y les acompañan más miembros de sus equipos y familiares. La diferencia de trato se explica en que el día 29 jugarán allí una exhibición. Pero la sensación de 'trato de favor' entre sus colegas de Melbourne es manifiesta.