MASTERS 1.000 ROMA

Nadal, 200 días después

Rafa Nadal, que no juega desde el 29 de febrero, se estrena este miércoles ante Carreño (19:00, #Vamos). El balear aspira al título por 10ª vez en Roma.

Nadal, 200 días después
CLIVE BRUNSKILL AFP

Rafa Nadal volverá a competir este miércoles 200 días después de su último partido, el de la final del Abierto Mexicano de Acapulco que ganó ante el estadounidense Taylor Fritz y que se jugó el 29 de febrero, pocos días antes de que el circuito mundial de tenis se detuviera por culpa de la pandemia del coronavirus. El regreso del balear tendrá lugar hoy (19:00, #Vamos), sobre tierra, en la segunda ronda del Masters 1.000 de Roma contra un compatriota y buen amigo, Pablo Carreño, que viene de hacer un papel brillante en el US Open.

Nadal decidió no acudir al Grand Slam estadounidense por sus dudas acerca de la seguridad y porque no tenía que defender los 2.000 puntos que ganó por su triunfo en 2019, un botín que mantuvo sin jugar gracias el nuevo sistema compensatorio del ranking que cuenta el mejor resultado de 18 torneos en un periodo de 22 meses para no obligar a los tenistas a participar si no lo desean en plena crisis del COVID-19. "No me arrepiento. Cuando decides tienes que ir hasta el final. Había dos alternativas y elegí la mejor para mi familia y para mí", dijo el de Manacor en la rueda de prensa que dio en la Ciudad Eterna.

En el Internazionali d'Italia, un evento que cumple 77 años y que es uno de sus preferidos, el número dos del mundo (9.850) no podrá recortar al ser el vigente campeón la diferencia que le saca el líder del ranking, Novak Djokovic (10.860), quien sí puede aumentar su cuenta en 400 puntos si sucede en el palmarés a su máximo rival. Pero Nadal tiene otros alicientes. Para empezar, comprobar su estado de forma tras cuatro meses de entrenamientos y alguno más sin jugar de cara a Roland Garros. "Mi forma es más o menos la que debe tenerse al no haber jugado durante seis meses. No tengo expectativas. Sólo salir a la pista para hacerlo lo mejor que pueda y ser lo más competitivo posible. Después de todo, competir no es como entrenar", explicó. El de Roma es uno de sus torneos predilectos y este año aspira a ganarlo por décima vez. Ya posee el récord de trofeos (9) y victorias (61), y durante esta semana podría superar las 64 que lleva en el US Open. Además, con un triunfo final desharía el empate a 35 entorchados en Masters 1.000 que mantiene con Djokovic desde que este se impuso, no hace mucho, en el Western & Southern Open.

Posible duelo en la final

Rafa y Nole, que debuta sobre las 13:00 contra el italiano Caruso, sólo se verían en la final, que sería la segunda consecutiva entre los dos en el Foro Itálico. Carreño, rival del español, jugó ayer en dobles con De Miñaur y perdieron ante los colombianos Cabal y Farah. Al gijonés no le ha dado mucho tiempo a adaptarse desde que llegó el pasado domingo, pero será un oponente de altura para Nadal, que lamenta que el torneo, "siempre emocionante, no será lo mismo sin el público, viviendo en la burbuja y sin disfrutar de la ciudad". Vuelve a este tenis de pandemia que le echaba de menos.