Competición
  • Clasificación Eurocopa

TENIS | MASTERS 1.000 MONTECARLO

Fognini se centra y corta la racha de Nadal en Montecarlo

Fognini ganó con una autoridad inusitada en tierra a Nadal, que acumulaba tres títulos, 18 partidos y 25 sets ganados en la Rainiero III.

Fabio Fognini, genial e imprevisible, descentró a Rafa Nadal con su juego de rachas y disputará por primera vez en su carrera la final de un Masters 1.000. Lo hará en Montecarlo, contra el serbio Dusan Lajovic tras vencer al 11 veces campeón y 12 finalista del torneo por 6-4 y 6-2 en 1h:36. Fognini, que solo había ganado a un número uno en una ocasión (a Murray en Roma 2017), cortó de raíz la racha de Nadal en la Rainiero III, donde acumulaba tres títulos, 18 victorias y 25 sets ganados de manera consecutiva. Más centrado que en otras ocasiones, el de San Remo se convirtió en el cuarto jugador que gana al español en Mónaco, tras Coria (2003), Djokovic (2013 y 2015) y Ferrer (2014).

Nadal no tuvo su día. De nuevo desacertado con el saque (44% de puntos ganados con primeros y 39% con segundos), la bola no le corrió como en otras ocasiones. Sus golpes se quedaron con mucha frecuencia a mitad de pista y cuando trato de ajustar no le salió. Estrelló más bolas de la cuenta en la red, cosa que a él mismo le extraño, a tenor de sus gestos de incredulidad. Igual que le había sucedido ante Guido Pella, Nadal cedió su turno muy a menudo: tres veces en cada set. El viento esta vez no le favoreció y Fognini jugó con una potencia increíble, aunque lo fue aún más su actitud seria y estable, exceptuando tres juegos en la primera manga en los que perdió un poco la concentración. El balear, sin aparentes problemas físicos, amagó con protagonizar una de sus remontadas cuando evitó un rosco que hubiera sido el segundo que encajaba en el Principado (Coria le endosó uno en la final de 2005 y aún así perdió). Acortó hasta el 5-2 y ahí se impuso ya Fabio, entre vítores de un público que se olvidó de lo que ha sido Nadal allí y apoyó a muerte a su rival.

El de Manacor enfila ahora otra semana en defensa de un título, el del Barcelona Open Banc Sabadell, donde no podrá sumar. Lo hace con 640 puntos menos, lejos del número uno de Djokovic. Ahora tiene 8.085 por los 11.160 del serbio, que ganó 90 pese a su eliminación en cuartos. Si hubiera vencido a Fognini, un rival que siempre le incomoda, habría igualado con Federer a 50 finales de Masters 1.000 en lo alto de la tabla histórica. En Madrid, donde ambos se verán, tendrá otra oportunidad dentro de un par de semanas.