Estás leyendo

Las 10 joyas para no perderse en el Mundial Sub-17

SIEMPRE CANTERA

O ganamos o aprendemos, nunca perdemos

Autor: Aritz Gabilondo

SIEMPRE CANTERA

Las 10 joyas para no perderse en el Mundial Sub-17

Este viernes arranca el Mundial Sub-17 en la India y como siempre conviene seguir la pista a varios de los jóvenes más destacados. Estos son algunos a tener en cuenta.
Honduras vs Japón en vivo y en directo online

Alan (Brasil, centrocampista, Palmeiras, 2000)

Alan, Lincoln y Vinicius Junior. Los tres fueron los grandes destacados de la Brasil Sub-17 campeona del Sudamericano y ahora sin Vinicius la principal estrella es Alan. Menudo, con un tren inferior bajo y mucha calidad, del estilo de Diego o Coutinho, el jugador de Palmeiras también está considerado una perla en Brasil.

Mateu Morey (España, defensa, Barcelona, 2000)

Difícil quedarse con un solo jugador de los muchos buenos que tiene España, pero el lateral derecho Morey merece una distinción. Ya fue clave en el Europeo y sus subidas por la banda volverán a sorprender en el Mundial. El Barça lo fichó en su día del Mallorca y este verano a punto ha estado de irse al Bayern.

Josh Sargent (EE UU, delantero, St. Louis, 2000)

Se le considera la última gran perla en aparecer en EE UU. Este año ya jugó y destacó en el Mundial Sub-20. Ahora vuelve a su categoría real, en la que presumiblemente dará todavía un mayor rendimiento. El Werder Bremen ya lo tiene atado. Jugará en ataque junto a Thimothy Weah, hijo de George.

Takefusa Kubo (Japón, delantero, Tokio FC, 2000)

Estuvo cuatro años en La Masía y regresó en 2015 a Japón. Ha aparecido y hasta marcado con el primer equipo del Tokio FC. Con la Sub-20 dejó también muy buenas actuaciones en el último Mundial. Pequeño pero con mucho talento y habilidad, en Japón dan por hecho que es el 10 del futuro.

Jadon Sancho (Inglaterra, extremo, Dortmund, 2000)

El Dortmund pagó casi 8 millones por él este verano al City y es considerado uno de los juveniles más prometedores del mundo. Lo sufrió el Madrid en la Youth League recientemente. Habilidad, desborde y fantasía por la banda para un jugador que ya hizo un Europeo sensacional.

Brayan Gómez (Colombia, centrocampista, Atlético Nacional, 2000)

Grandes detalles en el Sudamericano Sub-17, sensación de que es el enganche que viene en el fútbol colombiano, en la línea de lo que han sido los últimos 10 de los cafeteros en categorías inferiores, desde James Rodríguez hasta el Cucho Hernández. Puro talento.

Djibril Touré (Guinea, delantero, Cemofig, 2002)

Una de las verdaderas atracciones del torneo, porque a sus 14 años llega a la cita mundialista como máximo goleador del Africano Sub-17. Como siempre en estos torneos, la potencia de los africanos es determinantes. Él es más rápido que fuerte. Buena movilidad también.

Elias Abouchabaka (Alemania, centrocampista, Leipzig, 2000)

Probablemente de lo más destacado de Alemania en el Europeo junto a Majetschak y Yeboah. La zurda de este volante del Lepizig está empezando a dar que hablar, hasta el punto de que ya le comparan con Özil. Muy elegante y fino, uno jugador que enseguida conquista.

Carlos Mejía (Honduras, delantero, Vida, 2000)

Terminó con siete goles el clasificatorio de la CONCACAF. Se trata de un delantero con mucha velocidad, zurdo, potente de piernas y certero en el mano a mano, que destaca por su facilidad para ver portería. Las aspiraciones catrachas en el Mundial estarán puestas sobre él.

Julio Báez (Paraguay, centrocampista, Cerro Porteño, 2000)

De lo más destacado del último Sudamericano Sub-17. Integrante del once ideal del torneo y completo en todas las facetas del juego, desde la creación hasta la disciplina táctica. Junto a Romero, Alan Rodríguez o Leonardo Sánchez forman una gran Paraguay.

0 Comentarios

Mostrar