No More Heroes 3
No More Heroes 3
Carátula de No More Heroes 3

No More Heroes 3, análisis - El mejor asesino de la galaxia

Tras más de una década esperándolo, ya está aquí No More Heroes 3 en exclusiva para Nintendo Switch. ¿Merece la pena? Leed nuestro análisis para saberlo.

Once años tras el lanzamiento de No More Heroes 2: Desperate Struggle, y dos años y medio tras la salida de Travis Strikes Again: No More Heroes, finalmente llega a las tiendas físicas y bazares digitales No More Heroes 3, en exclusiva para Nintendo Switch. Como siempre, desarrollado por Grasshopper Manufacture. La tercera entrega numerada de la saga se ha hecho de rogar. ¿Merece la pena? ¿Qué tal le sienta la vuelta a la jugabilidad clásica de la saga a Travis Touchdown? ¿Es el mejor juego de Goichi Suda/Suda51? Respondemos a esta y a otras cuestiones relacionadas en este análisis. No llores, Travis...

No More Heroes 3: Travis Touchdown contra alienígenas

no more heroes 3 analisis review nintendo switch travis touchdown
FU y sus esbirros alienígenas invaden la Tierra. Si nadie les planta cara, la destruirán

La trama de No More Heroes 3 nos cuenta cómo, hace 20 años, un niño llamado Damon conoce a un alienígena llamado FU, al que oculta del gobierno. Se hacen amigos y, eventualmente, el alien vuelve a su planeta gracias a un cohete que construyen entre los dos. De vuelta en el presente, Damon es un exitoso hombre de negocios, y espera el regreso de su amigo. Jess-Baptiste VI (nombre real de FU) regresa al planeta Tierra junto con varios de sus secuaces para iniciar un "juego de conquista": si nadie puede plantarles cara, destruirán el planeta. La AAU, la organización que en títulos previos se dedicaba a preparar los combates clasificatorios entre asesinos, ahora también lleva todo el tinglado de los alienígenas, para que las batallas sean "oficiales".

Travis Touchdown, ni corto ni perezoso, se une a la refriega no solo con la intención de aniquilar a los extraterrestres, sino también de llegar al puesto número uno en la clasificación de Superhéroes Galácticos.

no more heroes 3 analisis review nintendo switch travis touchdown
Travis se prepara para enfrentarse a Mr. Blackhole, uno de los secuaces de FU

Este es el punto de partida de No More Heroes 3. Esta premisa tan psicodélica sirve de justificación para que, a lo largo y ancho del juego, aniquilemos alienígenas sin ton ni son con nuestra fiel beam katana.

No More Heroes 3: violencia con estilo... a medio cocer

no more heroes 3 analisis review nintendo switch travis touchdown
Las peleas son, sin duda, la joya de la corona de No More Heroes 3

Con respecto al apartado artístico de No More Heroes 3, estamos ante uno de los títulos más originales de Nintendo Switch a este respecto, lo cual no es nada fácil, precisamente. La tercera aventura numerada de Travis Touchdown aúna para sí diferentes estilos artísticos, entre los que se incluye animación al más puro estilo Studio Ghibli, píxeles como puños para ciertos elementos de la interfaz y algunos minijuegos, gore y casquería a tope y bastantes más sorpresas sobre las que no podemos hablar para no chafaros la experiencia.

De lo que sí que os podemos hablar es del apartado gráfico y del rendimiento a nivel técnico de No More Heroes 3. De entrada, sabed que funciona mejor en modo portátil que en modo sobremesa. Al haber menor resolución en este modo, los tiempos de carga son menores, y sus defectos a nivel visual se camuflan mejor. Porque sí, amigos; No More Heroes 3 peca de tener unos modelos de personajes con unos dientes de sierra bastante evidentes (más evidente aún en las escenas del juego), unos escenarios tremendamente vacíos y, aún así, incomprensiblemente con bugs (popping, principalmente, elementos que "aparecen de repente" al acercarnos a ellos).

Lo que mejor funciona de No More Heroes 3 son las peleas, tanto con los alienígenas básicos como contra los jefes finales, y los minijuegos. 60 FPS rocosos en todo momento en ambos temas; no hemos detectado nada que entorpeciese la experiencia de juego en estas secciones jugables de NMH3. Por contra, las secciones de mundo abierto y exploración se hacen no cuesta arriba, pero sí incómodas de jugar debido al pobre nivel de fidelidad visual, y lo irregular de su tasa de frames.

Este contraste entre ambas secciones principales del juego (los combates y la exploración) hace que tengamos que pensar que, o bien se han centrado en usar todos los recursos en dominar una de las partes (el combate no es tan profundo como en, por ejemplo, Devil May Cry 5, pero es tremendamente satisfactorio), o la pandemia de COVID ha afectado negativamente al desarrollo del título, al cual claramente le falta algo de tiempo de cocción para pulir los defectos anteriormente mencionados.

No More Heroes 3: una banda sonora de otra galaxia

Uno de los aspectos más potentes de NMH3 es su sobresaliente banda sonora. Para muestra, un botón. Sobre este párrafo tenéis un vídeo del canal oficial de Marvelous Japón (la distribuidora del juego) en el que hay varios temas del juego que suman más de una hora de música de distintos géneros: electrónica, rap, o chill out entre otros, compuesta por músicos de la talla de Jun Fukuda, MEEBEE, o Nobuaki Kaneko.

El doblaje tampoco le va a la zaga. Vuelven varios habituales de la saga a dar voz a sus respectivos personajes, como Robin Atkin Downes en el papel de Travis Touchdown, o Paula Tiso en el papel de Sylvia Christel. El trabajo de doblaje es sobresaliente, si bien es cierto que las constantes voces e insultos de Travis hacia los alienígenas en pleno combate se pueden hacer algo cargantes. No More Heroes 3 está doblado en inglés, pero los textos están localizados por completo al castellano.

Redondeando este apartado tenemos unos efectos sonoros bastante convincentes. Los distintos ataques que podemos realizar en las peleas quedan edulcorados por efectos de sonido que son puro chiptune para hacer énfasis en el trasfondo gamer de Travis, y en sus nuevos poderes adquiridos con el Death Glove.

No More Heroes 3: combates, minijuegos y exploración

no more heroes 3 analisis review nintendo switch travis touchdown
Luchamos contra un minijefe

No More Heroes 3 recupera el esquema jugable básico de la entrega original. Es decir, tenemos una serie de enemigos a batir en batallas clasificatorias, pero primero necesitamos dinero para poder participar en ellas. Este dinero lo conseguimos participando en diversos "trabajos de voluntario" que son minijuegos tan variados como rocambolescos, como cortar el césped, desatascar retretes, adentrarnos en las entrañas de la tierra a picar mineral alienígena, o proteger una playa a cañonazo limpio de una invasión de cocodrilos gigantes desde el interior de un tanque.

También podemos conseguir dinero y otros recursos participando en misiones de defensa, que son básicamente peleas contra alienígenas de dificultad ascendente que nos vienen muy bien para dominar las mecánicas de combate. Con estos materiales podemos construir chips que sirven para modificar los atributos base de Travis, como si de un RPG (aunque bastante ligero, debemos decir) se tratara. No es nada especialmente original, pero se agradece la variedad. Podemos, por ejemplo, hacernos una "build" de Travis centrada en maximizar el daño que infligimos con los movimientos de lucha libre. Además, con otra de las divisas que podemos conseguir (el WESN, World's End Super Nova) podemos mejorar las estadísticas de Travis.

no more heroes 3 analisis review nintendo switch travis touchdown
Uno de los minijuegos consiste en desatascar retretes para desbloquear nuevos puntos de guardado y obtener algo de dinerillo

En No More Heroes 3, Travis Touchdown "hereda" de Travis Strikes Again: No More Heroes su Death Glove. Este guante le permite realizar varios ataques especiales adicionales que aumentan su versatilidad en combate, como por ejemplo ralentizar el tiempo a su alrededor, o teletransportarse hacia el enemigo marcado y darle un patadón con ambos pies. Como hemos comentado más arriba, el sistema de combate de NMH3 no es tan profundo como el de otros títulos del género character action game, pero es sumamente satisfactorio. Además de saber cómo, cuándo y de qué forma golpear a cada enemigo, también tenemos que estar pendientes del Slash Reel, una tragaperras que se activa en mitad del combate tras ejecutar a un enemigo, y que nos permite obtener power-ups temporales como invencibilidad. El bestiario del que hace gala No More Heroes 3, y las distintas combinaciones de enemigos que nos mete el juego en los combates hacen que tengamos que estrujarnos el coco para usar las herramientas que tenemos a nuestra disposición de forma eficiente en las no pocas peleas que hay.

También hay algunas secciones de peleas espaciales, gracias a la armadura HENSHIN de la que hace gala Travis en No More Heroes 3. Estos combates siderales son contra alienígenas considerablemente grandes, y básicamente se resuelven como zonas de shooters sobre raíles. No son lo mejor del juego, pero se agradece la variedad.

Con respecto a las secciones de mundo abierto... tal y como hemos comentado más arriba, son las partes menos trabajadas de No More Heroes 3. Las distintas zonas que podemos visitar (además de Santa Destroy, visitamos otras áreas cuyos nombres omitimos para evitar destripes) están bastante vacías y apenas hay interacción en ellas, dando la sensación de que el mundo del juego es muy artificial. A esto le sumamos un rendimiento pobre a nivel gráfico y técnico, lo cual afea el conjunto. Y en 2021 no hay excusa. En el título original de Wii, que data de 2007, la idea del mundo abierto deliberadamente vacío era una respuesta del propio Suda en base a las críticas que recibió su juego anterior, Killer7, por ser demasiado lineal. Hacer prácticamente lo mismo en catorce años después no cuela. No pedimos un título con la magnitud de Grand Theft Auto V o Red Dead Redemption 2, especialmente teniendo en cuenta que Grasshopper Manufacture es un estudio pequeño, pero sí uno en el que todas las partes que lo conforman estén igual de cuidadas y tengan el mismo nivel de coherencia entre sí.

no more heroes 3 analisis review nintendo switch travis touchdown
En las secciones de mundo abierto hay "rascadas" importantes que afean el conjunto

Para alargar la duración del título, tenemos varias tareas adicionales y misiones secundarias tales como encontrar a los gatitos de Jeane por el escenario, plantar árboles, o capturar escorpiones. No son tareas que afecten a la trama de forma notable, y que están ahí para rellenar.

No More Heroes 3: rizando el rizo

Completar No More Heroes 3 al 100% puede llevarnos unas 25 horas en el modo de dificultad Bitter/Amargo, que es la dificultad estándar. Si vamos a saco con la historia, calculamos que la duración de No More Heroes 3 yendo de cabeza a por la historia puede ser de entre 12 y 15 horas, aunque matizando. Más arriba os hemos comentado que podemos mejorar a Travis, y esto a su vez hace que, efectivamente, tengamos más margen de error en los combates. Es decir: si vamos muy a saco, sin el necesario farmeo de experiencia/dinero, el juego se nos puede hacer muy cuesta arriba.

no more heroes 3 analisis review nintendo switch travis touchdown
Calculamos que llegar al 100% del juego puede llevarnos unas 25 horas

Como alicientes para la rejugabilidad del título tenemos completar al 100% todas las tareas secundarias que nos propone (objetos coleccionables, misiones de defensa, misiones de voluntario...). No More Heroes 3 también hace gala de un Nuevo Juego+, que es precisamente lo que su nombre sugiere: podemos comenzar la partida desde el principio pero con nuestro Travis Touchdown mejorado a tope de nuestra partida anterior.

En líneas generales creemos que es un producto menos pulido que el anterior título: Travis Strikes Again: No More Heroes. También se trata de un videojuego menos personal e introspectivo que este; a veces hasta un punto tal en el que parece que se ha deshecho toda la evolución de personaje que tuvo Travis en este otro juego.

no more heroes 3 analisis review nintendo switch travis touchdown
Los escorpiones son uno de los objetos coleccionables, que forman parte de una misión secundaria

No More Heroes 3 no está exento de bugs. Un tipo de misión secundaria directamente no funciona (las de las carreras); al hablar con los NPCs correspondientes, las misiones no se activan, y nos desaparece el HUD. También hemos tenido un par de crasheos de la aplicación en los que el juego se cerró repentinamente. Y esto por no hablar del hecho de que, incomprensiblemente, los puntos del mapa en los que iniciamos las misiones de defensa cambian la misión a la que nos llevan, no sabemos si por un bug o por motivos completamente arbitrarios.

El regreso de Travis Touchdown a un videojuego con la jugabilidad clásica de la saga es algo digno de celebrar, aunque este regreso no ha sido todo lo bueno que cabría esperar. Está bien ver de nuevo a viejos amigos, viejos enemigos, y algún que otro cameo tan loco como inesperado. No estamos ante un mal juego en absoluto, pero sí ante uno que, de haber estado más trabajado en lo gráfico y técnico, podría llegar fácil al sobresaliente.

LO MEJOR

  • El apartado artístico y su estética; el juego rebosa estilo
  • El protagonista. Travis tiene una presencia y una personalidad arrolladoras
  • La banda sonora es realmente buena
  • El combate, sin ser profundo, es muy satisfactorio
  • La trama, y la variedad de situaciones que plantea a nivel jugable

LO PEOR

  • Irregular a nivel técnico
  • Las secciones de mundo abierto están poco trabajadas
  • Ciertos bugs afean y entorpecen la experiencia final
  • Hay bastante contenido de relleno que aporta más bien poco

CONCLUSIÓN

El regreso de Travis Touchdown no ha sido por todo lo alto, como cabría esperar de un personaje y una saga tan queridas por los fans. No estamos ante un mal juego, pero sí ante uno que necesitaba más tiempo de cocción. No dejamos de tener la sensación de que la pandemia de COVID ha afectado de forma negativa al desarrollo de este videojuego. Lo que debería haber sido un juego sobresaliente queda lastrado por problemas de diverso tipo. El resultado final es, para nosotros, de notable bajo.

7.5

Bueno

Cumple con las expectativas de lo que es un buen juego, tiene calidad y no presenta fallos graves, aunque le faltan elementos que podrían haberlo llevado a cotas más altas.