Call of the Sea
Call of the Sea
Carátula de Call of the Sea

Call of the Sea, análisis: una ficción lovecraftiana

Analizamos Call of the Sea, juego de aventura en primera persona ambientado en 1930, donde tendremos que explorar una isla y descubrir todos sus secretos.

Puede ser sorprendente el universo indie cuando quiere hacer de las suyas surgiendo grandes historias y sacando aventuras que te dejan más que sorprendido con cada uno de sus apartados, con Call of the Sea lo han conseguido. Fruto nacional, desarrollado por Out of the Blue, un grupo multicultural con sede en Madrid y compuesto por desarrolladores con años de experiencia a sus espaldas, y editado por Raw Fury. Muchas eran las dudas de cuando iba a ser su lanzamiento desde que se presentó en un evento de Xbox y, con un año dónde las fechas han bailado mucho, no había nada concreto. Aun así, el pasado 8 de diciembre ya podíamos disfrutar de este relato sobrenatural con misterio y amor ambientado en los años 30. En esta aventura tendremos que explorar una isla paradisíaca para resolver puzles y descubrir los secretos mientras buscamos la expedición perdida de nuestro marido.

La versión que analizamos es la de PC, aunque su versión de Xbox Series X y Xbox Series S funcionará con aspectos mejorados y podremos disfrutar de una resolución 4k o 120 fps, entre algunas de sus configuraciones.

Una historia que surca los mares - 1934

Harry Everhart decide emprender una expedición a los confines del Pacífico Sur, una búsqueda misteriosa que guarda extraños secretos y restos de una civilización olvidada. Desde que partió en su viaje siempre mandaba cartas a su esposa Norah, quien sufre una extraña enfermedad y necesita una cura rápida. Desde hacía un tiempo que no recibía ninguna información de su marido, sólo una última carta dónde le confirmaba que tenía una cura para su enfermedad. Aun estando débil y frágil, nuestra protagonista sacará fuerzas de donde sea para dar con el paradero de su marido. Siguiendo el rastro de Harry, decide coger un transatlántico y presentarse en Tahití, desde donde partirá hacia una isla paradisíaca donde se encuentra dicha expedición y muchos secretos que resolver.

En cuanto nos adentramos en la isla comenzaremos una aventura narrativa de exploración dónde la resolución de cada acertijo será fundamental para conocer aún más toda la historia. Puede que en ocasiones nos haga dudar de cómo ha surgido todo o que hacemos ahí en realidad, pero tienes que tener en cuenta que todo lo que te rodea es importante, por lo que no olvides prestar atención a tu alrededor y observar cada detalle. A lo largo de la isla descubriremos diversos campamentos con cartas, imágenes, relatos, incluso una radio, que nos permitirá conocer a cada uno de los miembros de la tripulación, además de los sucesos que ocurrieron meses atrás. Estará compuesto por una narración asombrosa de Norah, con diálogos en los que nunca nos revelará nada ni tampoco nos sentiremos abrumados con mucha información. Eso sí, Call of the Sea no se centra en el horror, si no en lo surrealista. No es un juego de miedo ni de terror, pero si tendrá pequeños momentos de suspense y sorpresas insólitas que nos hagan sentir nerviosos o intranquilos en alguna escena.

En cada rompecabezas un nuevo reto

Al igual que es importante observar todo lo que nos rodea para conocer la historia, inspeccionar e interactuar con todo para completar los acertijos será fundamental. Norah llevará consigo un diario, que además de ir completando cada relato de la historia también tendrá un apartado de pistas dónde dibujará pequeños símbolos para facilitarnos la progresión de cada puzle. Pese a que es un juego lineal no sentiremos que tengamos que empezar por un puzle y acabar en otro, si no que tendremos que ir buscando todas las pistas posibles que están dispersas, experimentar con cada rompecabezas e intentar adivinar la extraña solución. De hecho, se dará el caso de que habrá puzles pequeños que son necesarios y complementan un puzle más grande y complejo. Eso sí, conseguir completarlos es verdaderamente gratificante por la gran variedad que logran presentar.

La dificultad es uno de los motivos por los que el juego se te puede hacer un poco cuesta arriba y no comprender que es lo que hay que hacer realmente para avanzar. Puede que encontrar todas las pistas conduzca a la respuesta, pero cuando todo gira en un entorno complicado y con detalles que no terminas de entender, la dificultad sin duda aumenta sin esperarlo. De hecho, es muy fácil que te puedas quedar atascado mientras miras notas, pistas o retrocedes de un lado a otro, pero no te desanimes porque cada elemento que necesitas estará justo en frente de ti. Debo de confesar que ha habido ocasiones en las que completar un rompecabezas ha sido por pura suerte y no por haber comprendido cada herramienta que nos proporciona el juego. Aun así, cuando menos te lo esperes el objetivo estará más cerca que nunca y podrás lograrlo sin mucho esfuerzo.

Si lo que queremos es crear un nuevo reto en el juego, este presenta diferentes coleccionables que podremos adivinar en el menú principal en la opción de cada nivel. Estos coleccionables estarán divididos entre los apuntes del diario, los murales que iremos observando y algún ítem especial que podamos descubrir. Es aquí donde volvemos a ver la importancia de explorar y mirar todo nuestro alrededor, sin sentir que estamos en un laberinto.

Diseño hermoso, brillante y pulido

Sin lugar a dudas su estilo visual es verdaderamente impresionante con colores muy vibrantes. Consideramos que si su universo no hubiese estado plasmado con tanto detalle, su narrativa no hubiese destacado de la misma manera. Construye una isla que al avanzar por ella en primera persona tiene una inmersión impresionante, ya que entendieron a la perfección todo lo que querían transmitir. Desde paisajes paradisíacos, a grandes catástrofes, a un universo submarino en el que te sumerges y quedarás plasmado con todo su entorno. Es cierto que el diseño de cada nivel te ayuda a querer explorarlo aún más, pese a que la relación entre ellos a veces carece de enlace y puede confundirnos con la orientación y con la historia. Si en alguna ocasión te ves perdido o atascado en algún puzle, quédate parado y disfruta de cada paisaje que te presentan.

Con respecto al apartado sonoro, hacemos hincapié al doblaje y los diálogos de Norah cuando se comunica con nosotros. Cissy Jones, que ha dado voz a otros personajes en Life Is Strange, The Walking Dead o Darksiders III, será quien de voz a Norah, y Yuri Lowenthal, que también ha dado voz a personajes de anime y videojuegos, será quien doble a su marido Harry. Ambos profesionales hacen un gran trabajo, destacando especialmente a Norah, ya que habrá ocasiones que nos sentiremos también protagonistas de la historia gracias a cada pensamiento de ella y cada frase que nos dirige con toques de enfado, estrés y curiosidad. La banda sonora es perfecta, la música a piano que aparece a veces es muy entrañable y los desarrolladores han elegido bien en usar más sonidos ambientales para sumergir al jugador, cómo una tormenta, el canto de los pájaros o el sonido de las olas.

CONCLUSIÓN

Call of the Sea es una delicia de videojuego independiente. Han sabido escoger cada herramienta para crear una aventura de exploración, misterio y con una variedad de puzle que sin duda te deja enganchado desde que te adentras en esta historia de amor y suspense. Tanto la narración, como los entornos y su sonido ambiente es muy inmersivo, y finalmente conseguirás hacerte compañero de Norah en este entrañable viaje a una isla desconocida. Es cierto que la falta de explicación de ciertos puzles te hará estar confuso, al igual que el tránsito de un nivel a otro, pero estos pequeños detalles no modificarán el poder vivir una gran experiencia en este relato sobrenatural. Cada detalle está bien cuidado y cuando tengas oportunidad disfruta del universo submarino que en ocasiones podrás viajar. Tanto si eres amante como si no de este género no dudes en darle una oportunidad.

LO MEJOR

  • Variedad de puzles con algún desafío.
  • Un estilo visual impresionante con buen sonido ambiente.
  • Doblaje y narración muy inmersiva.

LO PEOR

  • Puzles poco intuitivos.
  • Poco enlace entre niveles.
8.5

Muy bueno

Juego de notable acabado que disfrutaremos y recordaremos. Una buena compra, muy recomendable para amantes del género. Está bien cuidado a todos los niveles.