BeTech: noticias de tecnología

CORONAVIRUS

Cámaras en los partidos para controlar quien lleva máscara, la idea de la MLB

La Liga de Béisbol quiere traer de nuevo al público a sus estadios controlando quién respeta y lleva mascarilla.

Cámaras en los partidos para controlar quien lleva máscara, la idea de la MLB
Ahn Young-joon

¿Cuándo volverá el público real a los estadios de todo el mundo? Esa es la gran pregunta que se hacen muchas ligas, seguidores, clubes, etc. En algunos deportes parece que hay fecha ya, en otros no tanto. El problema es que esta pandemia que vivimos reescribe sus reglas a cada semana, y lo que se decide hoy puede no valer para el próximo lunes. Por ello hay que pensar y tomar decisiones con la idea de que aún debemos co-habitar con la COVID-19.

Público virtual, robótico y ausente

En LaLiga española de fútbol podemos activar un público ‘virtual’ al ver los partidos en la TV, pero francamente parecen gráficos de la era PlayStation de hace 25 años, un espectáculo poligonal de texturas planas horrible. En la la J-League japonesa han tirado de la tecnología, con una medida piloto que consiste en colocar altavoces cubriendo las gradas de los estadios, los cuales reproducirán una serie de sonidos que un fan puede enviar desde su móvil en casa para vitorear o abuchear a su equipo.

Sin salir de Japón, el equipo Fukuoka SoftBank Hawks, perteneciente a la liga de Béisbol nipona, va a llenar sus gradas de robots semi-antropomórficos para animar los encuentros en su estadio dado que no hay espectadores. Y en la liga de Corea del Sur de Béisbol están permitiendo que los estadios se llenen de fans, aunque solamente a un 10% de su capacidad.

Público sí, pero con mascarillas

¿Público falso? ¿Robots que hacen la ola? Nada de eso parece convencer a los dirigentes de la MLB, la Major League Baseball o liga de primera del Béisbol USA, que necesitan recuperar el terreno perdido tras una temporada abreviada por el Coronavirus y además los múltiples brotes -por ejemplo en los Miami Marlins o los St. Louis Cardinals- que han obligado a posponer o reorganizar los calendarios de encuentros.

La cosa está mal, y la MLB piensa en cómo lidiar con todo esto tras reiniciar la liga el mes pasado, en que no se cancelen más partidos, en que no se cierren los ‘Ballparks’, y en hacer algo que todos los deportes quieren ahora: traer a la afición de vuelta a los estadios. Pero estamos en mitad de una crisis sanitaria histórica, ¿cómo traer a la gente a los encuentros y respetar además las medidas de seguridad para evitar rebrotes y el tener hipotéticamente que cerrar de nuevo la liga tras haberla reiniciado? Según la web Bloomberg, tirando de tecnología.

Cámaras para vigilar a los espectadores

Varios equipos de la MLB han mantenido conversaciones con una nueva empresa de California llamada Airspace Systems Inc, que desarrolla tecnología para detectar si las personas están usando mascarillas faciales. Las conversaciones se centran en la implementación de los sistemas en cámaras alrededor del estadio para:

- Identificar a las personas que no se tapan la cara

- Que tienen las mascarillas colgando de sus barbillas

- Que las usan de manera inapropiada

¿Cómo funciona el equipo de cámaras de Airspace Systems? El software analiza el video de las cámaras de seguridad para determinar si ciertas áreas podrían ser "zonas calientes" y propicias para el mal uso de la máscara.Luego le toca al dueño del estadio / equipo averiguar cómo responder”, señala Jaz Banga, director ejecutivo de Airspace. “Los clientes están evaluando varias formas no amenazantes de manejar esas situaciones, como por ejemplo enviar a alguien vestido de enfermero para que entregue una mascarilla gratis”.

El reconocimiento facial y la privacidad

En un experimento inicial, el sistema pudo identificar el uso adecuado de la mascarilla con más de un 80% de precisión. Y según Banga, el software del espacio aéreo pixela automáticamente los rostros para que sean irreconocibles, a lo que se añade que la compañía nunca ha hecho nada relacionado con el reconocimiento facial. "Ni siquiera sabemos cómo hacerlo".

Aún así, el uso de software para analizar el comportamiento de las personas en cámara sigue levantando polémica. Pero el sistema de Airspace revisa los rostros de las personas, aunque los resultados no son identificables a nivel personal, según la compañía.