Obey Me
Obey Me
Carátula de Obey Me

Obey Me, análisis

Analizamos este título de corte hack'n slash que sigue las aventuras de Vanessa y Monty en su cruzada para impedir la extinción de la humanidad.

El género de los hack’n slash ha ido ganando en relevancia a través de la aparición de diversos juegos en los que la habilidad del jugador se pone a prueba no sólo para eliminar a una serie de enemigos en un tiempo récord utilizando las habilidades del personaje sino haciendo valer las mismas para conseguir que el combate sea lo más estilista posible. En algunos juegos como Devil May Cry o Bayonetta en sus diferentes entregas son ejemplos claros de este estilo mientras que otros como Ninja Gaiden apostaban por un estilo más espectacular visualmente, en especial en su segunda entrega.

Hoy nos llega una propuesta de corte indie por parte del estudio novel Error 404 Studio titulada Obey Me, un juego que sigue buena parte de las características del género hack’n slash a la vez que ofrece una interesante historia de dos personajes inadaptados que se ven envueltos en la guerra entre ángeles y demonios.

La historia del juego pone al jugador en la piel de Vanessa Held quien junto a su compañero Monty, un cánido infernal, se dedican a realizar diversos trabajos bajo las órdenes del demonio Ammon, quien gobierna la ciudad habitada por humanos en mitad del conflicto entre humanos y demonios. Tras realizar algunos encargos, Vanessa se encuentra con el ángel Zadkiel quien la aconseja enfrentarse a Ammon para salvar a la raza humana de sus malvados planes. Utilizando las armas en su posesión y los poderes de Monty, ambos se aventurarán en una aventura que los llevará a enfrentarse a todo tipo de criaturas con el fin de detener a Ammon.

El juego se desarrolla a través de varios capítulos en los cuales Vanessa y Monty tendrá que atravesar diferentes zonas, como callejuelas llenas de corrupción, un centro comercial abandonado o las alcantarillas, teniendo que hacer frente a criaturas de diversa índole, incluyendo seres infernales, babosas de miasma, armas angelicales e incluso algunos jefes que pondrán las cosas difíciles en ciertos tramos del recorrido, mientras evitan todo tipo de trampas, desde pinchos hasta láseres, que harán el progreso más complicado si cabe.

A la hora de luchar Vanessa contará, en principio, con una daga especial, Azia, que permite atacar rápidamente al oponente a la vez que contará con el apoyo de Monty, un demonio convertido en un doberman infernal, que atacará a los enemigos usando ataques elementales de fuego y mordiscos. A través de la aventura se podrán conseguir nuevas armas con diferentes propiedades como un martillo, Venpho, el cual puede invocar criaturas de miasma e infectar a los enemigos con sus diferentes ataques, unos guanteletes, Iadmir, con los que realizar ataques vertiginosos y causar gran daño en un corto espacio de tiempo y finalmente una espada y un escudo angelicales, Baltim y Aldara, los cuales permitirán escoger un equilibrio entre ataque y defensa a la hora de luchar. Estas armas podrán alternarse en mitad de la partida pulsando los botones L1 y R1. En el caso de Monty, este podrá adoptar nuevas formas conforme avanza el juego, miasma y sagrado, que podrá alternar pulsando izquierda y derecha en la cruceta digital. Estas permitirán a Monty invocar criaturas de miasma y usar ataques que infectarán a los enemigos en el primer caso y utilizar ataques sagrados e invocar haces de luz en el segundo.

Las armas podrán mejorarse a través de gastar núcleos de almas, los cuales se consiguen bien venciendo a los enemigos que salgan al paso o en su defecto encontrando y destruyendo Cristales de Alma que se encuentran en cada una de las zonas del juego. Cada arma, así como las diferentes formas de Monty, poseen árboles de habilidades que necesitarán de una cantidad determinada de núcleos de alma para poder obtenerlas y utilizarlas en combate, permitiendo así mejorar las prestaciones del arma el combate con nuevas técnicas o con mejoras de ataque y de infusión de energía para sobrecargar a los enemigos. En ciertos casos será necesario adquirir ciertas habilidades antes de poder conseguir otras posteriormente. Adicionalmente, en el caso de las formas de Monty su árbol de habilidades también le permitirá no sólo mejorar de la misma forma sino, a su vez, la capacidad de ataque y el armamento del modo fusión.

Este modo permite fusionar a Vanessa y a Monty en un ente que recogerá el poder de ambos y que permitirá utilizar habilidades especiales de gran poder por tiempo limitado. Para ejecutarlo será necesario cargar el medidor espiritual recogiendo esferas de energía azules o fragmentos y también conseguirlo a través de romper cristales de gran tamaño, necesitando como mínimo una barra de dicho medidor para activar su uso. Los efectos que otorga esta forma incluyen un mayor poder de ataque, regeneración paulatina de vida y poder usar un arma a distancia, que se activa pulsando el botón R2. Si la barra de energía tiene al menos tres niveles se podrá utilizar una sobrecarga de alma al mantener pulsado el botón triángulo, lo que causará una enorme explosión que afectará a los enemigos con un gran daño, causándoles sobrecarga y efectos de estado. En el caso de los jefes los dejará en estado vulnerable.

Para recuperar vida será necesario encontrar orbes astrales, de color rojizo, que igualmente podrán localizarse en diferentes lugares de cada zona o rompiendo objetos. De igual manera se podrán obtener fragmentos y cristales que otorgarán más recuperación de puntos de vida. Por otro lado, se podrá expandir la barra de vida localizando cristales astrales purificados ocultos, de los que habrá que reunir un total de tres piezas para poder conseguir la mejora pertinente.

Los combates en el juego se desarrollan al atravesar ciertas zonas que se cerrarán ante la aparición de enemigos, lo que obligará a eliminarlos para poder reanudar el periplo. Los ataques realizados harán aumentar la barra de eficiencia en combate, aumentando su multiplicador en base a alcanzar ciertos umbrales y también consiguiendo la sobrecarga de los enemigos. Al concluir el combate, se otorgará un rango en función del rendimiento, siendo el rango D el más bajo hasta llegar al rango SS, el más alto. Concluido el capítulo se valorará globalmente a través de aspectos como los resultados en combate, el tiempo empleado y el número de muertes para aplicar una calificación adicional, la cual dependerá a su vez del modo de dificultad escogido, siendo el A el rango máximo en el modo fácil, S para el normal y SS para el nivel difícil.

Como incentivo adicional, se podrán coleccionar las notas del profesor Crowley que desvelan aspectos importantes del lore del juego y se encuentran ocultas entre las diferentes fases que habrá que recorren, teniendo que explorar en profundidad para poder localizarlas. Por otro lado, al termino del juego se desbloquearán nuevas opciones en el menú principal como poder equipar diferentes skins para Vanessa y Monty, algunas requerirán de jugar un mayor nivel de dificultad para seleccionarlas, y también ilustraciones y diseños del juego.

En el apartado jugable cabe decir que este título es aceptable. Su sistema no es muy estilista sino algo más terrenal, ofreciendo diferentes opciones a través del uso de las diferentes armas y formas de Monty, especialmente al conseguir las diferentes habilidades que posee cada una y el uso del modo fusión, que hacen el combate entretenido. Los enemigos irán presentando cierta batalla a medida que se avanza en el juego incluyendo algunos que explotarán al vencerlos u otros que al acumular cierto daño contraatacarán sin piedad. En cuanto a los bosses presentan cierto reto, aunque no resulta complicado conocer su modus operandi para poder vencerlos.

Gráficamente el juego ofrece un apartado simple, con localizaciones poco llamativas pero que destacan por sus diferentes estilos a la vez que las trampas y los diferentes elementos destruibles del entorno, reducido a cubos de basura y cajas de diferente tipo. Durante el juego se ofrecen escenas con ilustraciones estáticas que servirán para narrar el desarrollo de la trama en cierto puntos de la misma, ofreciendo un estilo que bebe de los diseños del cómic americano.

En cuanto al sonido, se ofrecen diferentes pistas de música durante la acción del título pero la mayoría pasan completamente desapercibidas a la hora de jugar. Sólo la música del menú principal es la que más llega a destacar respecto del resto. En cuanto a voces, el juego ofrece doblaje en inglés para los personajes.

CONCLUSIÓN

En líneas generales, Obey Me es un título discreto en ciertos aspectos pero que como alternativa a la hora de jugar, bien en general o como juego hack’n slash, resulta interesante tenerla en cuenta, especialmente por su sistema de combate y las opciones que ofrece, siendo una buena opción para los que busquen un buen reto. Sus fallas residen en un desarrollo de la trama un tanto previsible junto con algunos picos de dificultad en ciertos momentos del juego y algunos defectos gráficos ocasionales durante la partida.

LO MEJOR

  • Personajes interesantes que hacen gala de un estilo del humor socarrón propio del género.
  • La jugabilidad, tanto por la variedad de armas y sus posibilidades en combate como por las diferentes formas de Monty y la fusión con Vanessa.
  • Amplia variedad de enemigos y jefes que porporcionan un buen reto.

LO PEOR

  • Historia muy previsible.
  • Picos de dificultad en algunas fases.
  • Algunos defectos gráficos esporádicos a la hora de jugar.