BeTech: noticias de tecnología

VR

Ford diseña sus coches usando Realidad Virtual a lo Iron Man

Ford diseña sus coches usando Realidad Virtual a lo Iron Man

Igual que Tony Stark con una de sus armaduras. La magia la pone la herramienta Gravity Sketch.

Dibujarlo, diseñarlo en 3D, renderizarlo y trabajar sobre ello. Este es más o menos a grandes rasgos el método que las fabricantes de automóviles siguen con cada nuevo modelo que sacan al mercado. Primero lo dibujan sobre un papel para crear el concepto, clavar el estilo y probar los colores; luego viene el diseño 3D en el ordenador para verlo desde todos los ángulos y darle volumen y profundidad. Cuando todos los detalles están colocados, se renderiza para ver las texturas, los acabados, el color, pulir el concepto, y se trabaja con el resultado final. Pero algunas marcas están optando por agilizar el proceso.

Diseñando con Gravity Sketch

Al igual que Tony Stark en su laboratorio, la fabricante de coches Ford está probando con las nuevas tecnologías para la etapa del diseño de sus vehículos. Y el resultado es tal y como vemos en los vídeos aquí puestos: un experto en diseño se coloca unas gafas VR y dos mandos wireless, y cargando el software adecuado puede hacer cosas imposibles en el espacio físico como ‘sujetar’ virtualmente el coche entero en sus manos, rotarlo, agrandarlo o empequeñecerlo, ampliar secciones, ‘tocar’ elementos y piezas, hacerlos funcionar, girarlos, etc. Las posibilidades son enormes.

Y es que siguiendo este enfoque es posible saltarse esa primera fase de dibujado, escaneo y renderizado, por lo que se ahorra tiempo y se mejora en efectividad. Esta magia tecnológica tiene nombre: Gravity Sketch, una herramienta que le está permitiendo a Ford ‘dibujar’ coches directamente en 3D en un entorno virtual e interactuar con ellos, por ejemplo ampliando el coche ya dibujado a su tamaño completo con las manos, y sentándose virtualmente en el asiento del conductor, o abrir el capó, mirar el eje de transmisión, etc.

El futuro del diseño industrial

Según el diseñador de Ford, Michael Smith, usar Gravity Sketch les permite saltar directamente al 3D, “dándonos una vista de 360º de un vehículo mientras está siendo creado”. En los cinco estudios de diseño de Ford se han contratado a docenas de diseñadores nuevos, que están experimentado con Gravity Sketch para comprobar cómo encajaría dentro de la dinámica diaria de producción de Ford, e incluso el potencial en “colaboraciones en tiempo real” con otros diseñadores y marcas.