Actualidad

Adiós, Stan Lee

A sus 95 años de edad, Stan Lee nos dice adiós Marvel’s Spider-Man: El más vendido en USA durante septiembre

El legado de Stan Lee siempre será recordado

Este lunes se pinta de azul con la despedida de Stanley Martin Leiber, mejor conocido como Stan Lee. A la edad de 95 años nos deja el padre de Spider-Man, Los cuatro Fantásticos, Hulk, entre otros de la familia Marvel.

La noticia ha sido confirmada a través de su hija en el portal estadounidense TMZ. Hoy ha fallecido en su casa de Los Ángeles. La vida de Lee se basó en el propósito de “solo quiero divertirme”.

Hijo de un inmigrante rumano, Stan creció en el Bronx, soñando en convertirse en un gran novelista, aunque su camino lo llevaría por el mundo de los cómics, por lo que al hacer encargos de monstruos y vaqueros decidió firmar con el seudónimo de Stan Lee y así no manchar su reputación en el futuro ¡Vaya idea!

Cómo adolescente tuvo varios trabajos, entre ellos, limpiar ceniceros para el Centro Nacional de Tuberculosis, vendió pantalones y fue acomodador en Broadway. Pero todo esto cambió cuando su tío lo invitó a las oficinas de la editorial Timely Comics, en ese entonces él no sabía mucho de novelas gráficas, pero su objetivo era claro.

Cual ceniciento, dejó las cenizas para trabajar en el Capitán América, el Héroe de la Segunda Guerra Mundial. Guerra a la que él mismo terminaría alistado tras Pearl Harbor. Entonces nació su primera creación llamada Destroyer con el poderoso doctor antinazi. A sus 19 ya era redactor jefe, aunque los monstruos y el horror seguían sin ser su pasión.

Él quería desarrollarse en la literatura, y tanto el tiempo como los encargos le fueron colmando la paciencia, hasta que un día, su esposa, que aún vive, le recomendó desarrollar sus propios comics. Gracias a ese, empuje, para el 8 de agosto de 1961 llegarían a las estanterías Los Cuatro Fantásticos.

El cuarteto, creado con Jack Kirby, no era lo que le habían pedido, una familia de astronautas. Para empezar, los personajes vivían en un panorama realista de Nueva York, en el que sus problemas personales eran tan importantes como las peleas, y así, sin querer, plantó un nuevo chip en la forma de ver los cómics, pues ya no estarían plagados de personajes perfectos, sino todo lo contrario.

Lee fue pionero en trasladar a las viñetas asuntos de farmacodependencia, o en darle vida a superhéroes de color como Halcón o Pantera Negra. Se cuenta que personajes icónicos del cine cómo Federico Fellini o Alain Resnais lo visitaban en sus oficinas.

Para 1972 dejaría su puesto como redactor jefe para heredar el título de editor que tenía su tío, para este momento ya era una celebridad, un ícono del cómic al que sólo le faltaba colarse a los estudios Hollywoodenses.

Y así lo logró cuando las películas de sus creaciones cómo X-Men, Spider-Man, Hulk, Deadpool, Iron Man, llegaron a la pantalla grande, no sin contar con sus icónicos cameos en cada una de ellas, e incluso fuera de ellas, pues tuvo también apariciones en series como The Big Bang Theory o Los Simpsons, o ser el presentador de un reality-show que buscaba súper héroes de carne y hueso.

En 2015 se estrenó su autobiografía en una novela gráfica y también la teleserie Stan Lee's Lucky Man. Nunca dejó de ser el invitado más esperado en las convenciones de cómic, y cada que era reconocido en la calle no podía seguir sin antes tomarse unas fotos con sus fans.

Pese a los escándalos que hubo en torno a la creación de algunos diálogos y personajes nunca dejó de ser querido y admirado no solo por lo que significaba para la industria, sino por su característica personalidad extrovertida y bromista.

“Un gran poder conlleva una gran responsabilidad”

 Stan Lee, nacido un 28 de diciembre de 1922 en Nueva York.

La megadrive mini cae

Soy jugador veterano. Escribí un hilo que incluye muchas menciones a la megadrive y a los juegos que trae la mini.     Sega ha hecho un esfuerzo maravilloso en esta mini que me trae innumerables recuerdos. Voy a hacer un pequeño comentario de cada juego:   Sonic the Hedgehog':...