BeTech: noticias de tecnología

TRUCOS WHATSAPP

Cómo saber si te envían una dirección falsa por WhatsApp

Cómo saber si te envían una dirección falsa por WhatsApp

La app dispone de un sistema de ubicación que nos puede decir si un contacto nos miente o no.

Hoy día, WhatsApp permite enviar de todo a través de una simple ventana de chat. Podemos pasarle a alguien documentos de varios tipos, fotos, vídeos, mensajes de audio, contactos de la agencia, e incluso ubicaciones. Podemos seguir a alguien o dejar que alguien nos siga a través de WhatsApp enviando la ubicación en la que estamos o recibiendo la de un contacto. Y con ello se acabó escribir mensajes con direcciones o enviar fotos para situarse.

 

Distinguir una dirección falsa

¿Cómo se hace? Pues de la misma forma que enviaríamos una foto. Sólo hay que abrir un chat, presionar el icono del sujetapapeles que está justo en la barra de texto, y seleccionar de entre las opciones la que pone Ubicación. Con ello le enviaremos el sitio en el que estemos (si tenemos activado el GPS del móvil), pero también podemos mentir y enviar un sitio en el que no estamos, o que nos mientan y ver una dirección distinta a donde está nuestro contacto realmente. ¿Hay forma de darse cuenta de esto? Sí, si que la hay.

En WhatsApp podemos entrar en ajustes y activar la localización por GPS, lo que ya permite enviar junto a fotos, videos y archivos nuestra localización. Pero lo curioso del asunto es que aquí se abren dos opciones, siendo una de ellas la exacta y la otra la que se podría usar para falsear nuestra posición. La exacta es la que se envía al darle a Enviar Posición tal cual. La falsa es la que permite escribir el nombre de un lugar, sitio o dirección y enviarlo, sin que necesariamente sea verdad que el usuario está allí.

997
707

Una chincheta roja marcando una dirección sin texto y enlaces debajo: Ubicación verdadera de un contacto.

Una chincheta roja marcando una dirección pero con un texto y enlaces debajo: Ubicación falsa de un contacto.

1 / 2

El texto es la clave

Si lo que recibimos es un mapa con la clásica chincheta roja de Google Maps sobre una parte específica de este, estaremos viendo una posición real de una persona que está yendo por ese sitio exactamente. Si lo que recibimos es el mismo mapa, con la misma chincheta roja en el mismo punto, pero al lado escrito en texto en una ventana el nombre completo de la calle o negocio con la dirección, CP y ciudad/país con un link para pinchar en su nombre, entonces es que nos han enviado una dirección pero no necesariamente en la que el usuario y su móvil están, por lo que cuando llegue tendrá que soportar que le preguntemos porqué se ha puesto a escribir una dirección en vez de darle simplemente a Enviar Posición.

Lo bueno de esta función es que es el usuario el que la controla. Pero a inicios de este año, WhatsApp estuvo probando otra llamada Live Location Tracking que permite dentro de un grupo de WhatsApp activar un sistema que convierte al móvil en una ‘baliza’ por así decirlo, y durante un tiempo limitado de 1, 2 o 5 minutos, cualquier miembro del grupo es capaz de rastrear la posición exacta en la que estamos. Tiene su utilidad, pero también supone que tus datos de geolocalización quedarán al descubierto dentro de un grupo.