BeTech: noticias de tecnología

SMART TV

Cómo proteger tu Smart TV del malware en Internet

smart tv hack

Cualquier dispositivo conectado a Internet puede recibir visitas inesperadas de virus. Te enseñamos cómo proteger tu televisor de estos ataques.

Vuelves a casa después de comprate la televisión de tus sueños. Ha costado bastante, pero por fin puedes poner en tu salón esa pantalla de 70 pulgadas OLED que preferías antes que una LED. En cuanto la conectas a Internet te falta tiempo para empezar a ver tus series favoritas de Netflix o las novedades de febrero en tu flamante pantalla, pero este sueño dorado se puede eclipsar si no proteges tu Smart TV del malware de Internet.

 

Si está conectado a la Red se puede hackear

El Internet de las cosas o IOT según sus siglas inglesas de ‘Internet of Things’ es una tendencia constante de los últimos años. No hay duda de que cada día estamos más conectados gracias a los teléfonos inteligentes, wearables y ordenadores pero el siguiente paso es el de centralizar el manejo de todos los aparatos de la casa desde un solo dispositivo como promete Google Home.

smart tv hack

En el caso de los televisores no solo se ha mejorado en calidad de imágen como hemos visto con las televisiones Quantum Dot de Samsung, gracias a Internet también se han implementado tiendas de apps para mejorar la experiencia del usuario más allá de los servicios de video bajo demanda. Pero en ocasiones esta conexión supone un arma de doble filo ya que de horas de entretenimiento te puede dar un disgusto.

Y es que proteger una Smart TV es una labor más delicada de lo que te puedas imaginar ya que es un aparato conectado a otros. Haz un breve repaso: la videoconsola, el disco duro portátil, Chromecast… Todos estos aparatos están conectados a un mismo nexo que si se infecta también lo hace al resto.

 

¿Hay solución en caso de ataque?

Muchos usuarios navegan en Internet por la televisión como si lo hicieran desde su ordenador y smartphone, pero sus datos en este aparato son igual o más vulnerables. Por desgracia, el firewall que incorporan no es suficiente y no existe un software que proteja tu Smart TV de estas amenazas, así que lo mejor es navegar con cuidado. Los consejos son los clásicos, pero son los que funcionan, como navegar solo por sitios seguros, descargar apps oficiales o mantener el sistema operativo siempre actualizado.

En caso de ser víctima de un ataque, cuantos menos dispositivos dispositivos estén conectados mejor (así reducirás el número de datos o archivos sensibles que se pueden extraer). Dicho esto, solo te queda ponerte en contacto con el servicio técnico para encontrar una solución al problema.