BeTech: noticias de tecnología

NO HAY EXCUSAS

El semáforo para adictos al móvil se extiende por España

El semáforo para adictos al móvil se extiende por España

Elche instala la segunda de las banda de luces LED en la calzada para avisar al peatón de cuándo puede cruzar en esta medida que sigue creciendo en España

Hay quien adora la tecnología y disfruta de ella, convirtiéndola en parte de su día a día. Pero hay también quién en vez de dominarla se deja esclavizar por ella convirtiéndose en un adicto. Son esas personas que hemos visto protagonizar accidentes en las carreteras por cruzar sin echar cuenta a los coches, sin ver quien venía, con la excusa de "es que estaba mirando el móvil". Y precisamente para ellas y con tal de prevenir accidentes nacieron los semáforos para adictos al móvil.

 

Paso de peatones inteligente

Colocados justo dónde deben estar, el semáforo para los usuarios extremos de los smartphones o paso de peatones inteligente consiste en dos bandas de luces LED que se colocan exactamente dónde el usuario está mirando: en el suelo, al límite de la acera con la carretera para que quién sea incapaz de despegar los ojos de la pantalla se fije en que no puede pasar por ahí porque está en rojo, y por tanto hay coches cruzando y riesgo para su propia vida.

Instalado en la calle Jorge Juan de Elche, este segundo semáforo inteligente en Elche se suma al que hay en la calle García Barbón en Vigo para seguir expandiendo esta medida por las calles de España. Y estará operativo desde las 7 de la mañana hasta las 12 de la noche. Como vemos en este vídeo de Informativos del canal Cuatro, la medida es tan aplaudida por unos como forma de evitar accidentes innecesarios como criticada por otros que creen que lo que ha costado podría destinarse a otros asuntos.

El primero de muchos

No hay duda de que estas medidas son claras respuestas a la enorme adicción a los teléfonos inteligentes que está teniendo lugar en la sociedad actual, que mezclado con la movilidad tan ajustada que suele haber en determinadas zonas de mucho tráfico en los grandes núcleos urbanos crea un resultado que provoca accidentes. Algo que precisamente cosas como Pokémon GO no ayudan a reducir sino a aumentar exponencialmente.

En China fueron pioneros al habilitar carriles especiales sin obstáculos para los usuarios que caminan mirando el móvil, medida que comenzó en la ciudad de Chongqing con éxito, ya que ni los usuarios de smartphones van molestando al resto de viandantes, ni estos se chocan contra adictos al móvil que no levantan los ojos de la pantalla ni andando por la calle. Y Alemania fue pionera en Europa en seguir medidas similares de semáforos en la acera con la idea de prevenir accidentes ocasionados por la falta de atención al entorno que nos rodea, una medida que promete extenderse por más países.