Invokers Tournament, Impresiones

Cesar Otero

Dispuestos a hacerse un hueco entre el concurrido género de los MOBA, el estudio StormBASIC se lanza a crear su propia experiencia, aunque buscando una audiencia más general en los usuarios de consola y un acercamiento más abierto y sencillo. Esto es Invokers Tournament, el primer juego español y además Free to Play que pisa PlayStation 4.

El Torneo
de los Invocadores

En una zona de polígonos industriales, entre enormes naves y edificios acristalados es donde el estudio sevillano StormBASIC ha estado trabajando durante los dos últimos años en su nueva obra tras el Ecolibrium de PS Vita. Y las miras de la desarrolladora no podían ser más altas, ya que la IP que han perseguido es un intento de entrar en el competitivo mundo del género MOBA (Multiplayer Online Battle Arena), que títulos como DoTA 2 o League of Legends en PC han aupado al éxito público y al auge rapidísimo de la popularidad que ahora tienen las competiciones e-Sports, convertidas en acontecimientos deportivos con campeonatos mundiales y millonarios. Pero el MOBA todavía está afianzándose en el campo de las consolas, y ese es justo el terreno en el que el estudio lanza el juego del que hoy sale una beta para los usuarios de PlayStation Plus: Invokers Tournament, el primer juego español del catálogo PS4.

Lo primero que hay que reseñar es que StormBASIC busca una premisa diferente a la oferta MOBA actual, más abierta, más para todos los públicos, con más acción. De hecho así lo consideran sus autores, como un Action MOBA enfocado a sacarle todo el partido posible a los sistemas PlayStation 4, PS Vita y PS3, antes que como un título en el que simplemente clonar idead de otros, algo que no buscaban. En su lugar utilizan elementos comunes y reconocibles, dándole especial importancia al concepto de agilidad en las partidas, sencillez jugable pero con carga estratégica y apertura para que cualquiera que coja el mando en dos partidas domine su jugabilidad. Es por ello que los usuarios de MOBA expertos lo encontrarán quizás demasiado casual, aunque ellos no son el sector de la audiencia que Sony busca para esta propuesta gratuita.

Centrándose en la sencillez, manejamos a un personaje llamado e Invocador, capaz de golpear cuerpo a cuerpo y también a distancia, personalizar su armadura, cinturón con items como pociones de vida y pergaminos, y subir de nivel. Dicho personaje puede llevar equipados un máximo de dos anillos, los cuales nos permiten invocar criaturas para transformarnos y darle un boost a nuestras habilidades y skills, por lo que se puede decir que entramos en juego con tres personajes, invocador + dos avatares, aunque siempre llevando uno por vez, recordándonos esto a juegos como el Invizimals lanzado en PS3. El invocador  pega fuerte, pero no es rival contra avatares de otros usuarios como por ejemplo un Golem de fuego. Con un árbol dividido en atributos, daños y resistencias, el equiparlo con armaduras y demás es algo que se ha hecho accesible en menús y características como los porcentajes de protección y daño, reseñando de nuevo la búsqueda de un público más amplio del habitual y menos experto.

La clave para invocar a los avatares radica en la Barra de Furia, que exige golpear a los enemigos hasta rellenarla. Al estar llena, podemos comenzar la invocación, transformarnos, y volver al estado de invocador cuando queramos con apenas un golpe de cruceta, lugar donde tenemos implementados los cambios de avatar. Si nos transformamos empieza a bajar, consumiéndose. Tendremos que estar golpeando para que no disminuya. Si el medidor se agota, volvemos al invocador. El juego tendrá tambien zonas para recuperar vida, furia  y hasta habra el llamado “donante de vida”, el típico personaje bajo de vida al que masacrar para que nos de una inyección de furia necesaria para seguir adelante. En el hub central donde escoger misiones offline, online y torneos tenemos la Tienda, en la que gastar el oro conseguido online y offline por victorias, por jugar bien, etc. Ahí es donde compraremos nuevos anillos para reforzar a los avatares, consumibles como pociones. Los items del juego se generan de manera aleatoria.

Vamos con la gracia del juego, los Avatares. En la beta que comienza hoy, y cuando el juego salga a la venta, habrá  14 diferentes. En sí se pueden calificar pertenecientes a clases habituales como Sanador o Tanque, pero en las habilidades de cada uno entra el juego el componente d estrategia que el juego posee a la hora de escoger con quién entrar en liza. Tenemos criaturas con daño de fuego, luchadores más para cuerpo a cuerpo. Al transformarse en un avatar, el personaje incrementa sus estadisticas segun las opciones del avatar, si somos un golem de fuego, nuestro enemigo es el hielo. La variedad es una constante. Tenemos golems habituales, pero tambien diseños como una amazona digna de Golden Axe, que resultaba en uno de los mejores por su mezcla de sanar en grupo a la par que golpe poderoso. Cada personaje cuenta con 3 habilidades implementadas en los botones frontales aparte del golpe, siendo skills propias de cada personaje, la idea de StormBASIC es expandir el roster no con mas habilidades para los avatares existentes, sino con nuevos avatares.

Depende sobre todo de probar y combinar las distintas habilidades que hay. La amazona tiene capacidad ofensiva y sanación grupal; tenemos personajes capaces de curarse a sí mismos, otros que curan al equipo aunque el poder ofensivo es a distancia y limitado, otros que lanzan minions que atacarán al primer enemigo que vean, otros que con la habilidad de hielo congelan a todos los que le rodean, otros que lanzan Silencio y si te da solamente puedes atacar con el golpe basico, ni lanzar habilidades ni invocar. Los hay que ponen minas, o que la habilidad del escudo no es solo para ellos, sino que se contagia al resto de miembros del grupo y los minions lanzados. Cada uno contará con distintas skins tambien para añadirle variedad visual y un tono más desenfadado al juego -un golem vestido de cocinero, un maestro con aspecto de pez morfico  de secretario, pensando en todas las audiencias. La diferencia de habilidades es algo a tener muy en cuenta cuando entremos en el Multijugador para jugar en equipo.


Pero antes tocará desfogarse en el modo Offline, planteado más como una serie de misiones con objetivos antes que un RPG clásico con historia de fondo. Este modo, en el que podemos escoger de entre los 14 avatares disponibles, es el ideal para aprender a usar las habilidades, ver que combinaciones son las más adecuadas e ir subiendo de nivel y ganando oro antes de entrar en el Online, hacia el que el juego está verdaderamente enfocado –un detalle: la subida de nivel y las ganancias se realizan fuera de la partida, una vez que la misión ha sido cumplida o la batalla ha terminado, por lo que no subiremos de nivel en mitad de la contienda. Y ‘levelear’ será algo imprescindible si queremos acceder a las armas más potentes que el juego ofrece. Cuando ya le cojamos el truco a las invocaciones –se le pilla bien fácil-, tocará saltar del campo de pruebas y demostrar la valía en el multi, siendo un título en el que la planificación tiene lugar antes de entrar en liza, ya que en el ingame no podremos cambiar nada.

Lo primero que a más de uno le llamará la atención es ver que las partidas multi son solamente de 3 Vs 3, nada de 5 contra 5, algo debido a que “queriamos que los tiempos de carga no fueran muy largos” según StormBASIC.  3vs 3 para el lanzamiento es ideal segun ellos para no tener que esperar a que se conecten más usuarios y  la pelea pueda comenzar rápido. En el estudio pudimos probar dos modos, uno de ellos el disponible en la beta y el otro que saldrá con el juego finalizado. En directo apreciamos elementos MOBA como nucleos que destruir, estructuras que debilitar, pero con un control adaptado a consolas y a jugar con el mando. En Jungla de Orth tenemos un mapa básico, con dos núcleos y cuatro torres cada uno que debemos destruir para debilitar el núcleo, contando estas con capacidad defensiva. Repartidos por el mapeado hay puntos de energía, y en el centro un atril con un libro que nos otorga por unos segundos un crítico mejorado devastador. Pronto vemos la dinámica ágil de una partida hecha para no durar más de 15-20 minutos, y en la que el Respawn obedece a la cantidad de veces que muramos. Si besamos la lona muchas veces, el tiempo de reaparición irá incrementándose. La victoria en este caso radica en el bando que antes consiga llegar a los 100 puntos.

El otro modo que no aparece en la beta plantea un mapa más pequeño con puntos de control, tres bases que ir dominando antes que termine el tiempo y en el que el respawn está fijado en cinco segundos. Aquí, al ser más pequeño, vemos mejor las diferentes skills de cada avatar. Y es que, a pesar que no hay fuego amigo, uno de los avatares tiene una habilidad de romper escudos que afecta a todos los que estén en su rango incluidos los de su propio equipo, por lo que hay que tener cuidado. En cuanto al temido tema del Pay 2 Win, obtener ventajas al pagar por contenido, Invokers Tournament no hace uso de él, ya que “es algo que desvirtúa el juego”. Todo lo que hay en este MOBA se puede conseguir sin pagar. Pero entre los elementos de pago tenemos elementos visuales para los avatares como skins que los transforma en cocineros u oficinistas, reseñando el toque divertido de la propuesta. El cinturon y el equipo que usamos tampoco necesitan de pagar para sacarles partido, ya que jugando online podemos conseguir suficiente. Invoker sí cuenta con un sistema de suscripción que entre otras cosas permite crear el equipo de jugadores para el Online. Puede haber un usuario suscrito que lo cree e invitar a usuarios no suscritos a él, además de que el servicio de pago brinda 25 slots o ranuras, prioridad sobre la busqueda online de encuentros y descuentos en precios de items y armas en la tienda. Aunque queda descartado un sistema de subastas, ni tampoco se puede comerciar con otros jugadores. 

El sistema online se dividirá en temporadas que durarán entre 3 y 4 meses. Puede haber una lista de campeones de temporada periódicamente que obtendrán los mejores premios y dominarán las tablas de clasificación. Y en cuanto termine la temporada en curso, comenzará otra. Para comunicarnos, disponemos de un chat de voz basado en la funcion party de Sony, que brinda Cross-Save y Juego Cruzado entre sus plataformas, pudiendo jugar 3 usuarios en PS4 y otros tres en PS Vita, por ejemplo. Y hablando de la jugabilidad, en Vita el juego hace uso de los elementos tactiles, como activar items pulsando en la pantalla directamente. Usar los anillos se hace de manera táctil también. En sobremesa hay botones asignados para ello, situándose algunos atajos de inventario en los gatillos superiores del pad. PS Vita, por ello, es la que presenta un control más cómodo y directo, aunque el manejo en PS4 y PS3 está igual de bien implementado.

Visualmente lo vimos correr en PS4 y Vita, apreciando siempre una fluidez constante y nada de lag en las partidas online. El entorno es colorista y con una estética sencilla cercana al cartoon, en la línea del Invizimals de PS3, destacando lo diferentes entre sí que resultan los distintos avatares, cada uno con su aspecto y sin parecerse unos a otros. Un aspecto gráfico sencillo y ligero de comic enfocado a facilitar la fluidez en las partidas Online. Invokers Tournament tiene muy claro al público al que va dirigido, y busca esa apertura del MOBA a gente con menos experiencia que solo quiera un multijugador divertido y gratuito con el que echar partidas rápidas 3 contra 3. Como dijimos, esto no es para usuarios habituales de un LoL o un DoTA que busquen algo igual de complejo, pero sí una alternativa para el resto que a lo mejor ni siquiera conozca el género, Free to play y repartida entre los tres sistemas PlayStation. Los que tengan PS Plus pueden probar desde hoy su beta, el resto podrá hacerlo en la Madrid Games Week o a partir de noviembre cuando salga oficialmente. Ideal si lo que se busca es un pique sencillo aunque con sus toques de estrategia con los amigos. Y además gratis.

Invokers Tournament

Invokers Tournament, desarrollado por StormBASIC Games para PlayStation 3, PlayStation 4 y PlayStation Vita, es un MOBA free-to-play en el que hasta seis jugadores se enfrentarán controlando a los llamados invocadores.

Invokers Tournament